La repetibilidad impecable es la esencia del éxito

Por Eleonora Escalante
Fundadora de Eleonora Escalant

Jun 09, 2019- 04:30

La estrategia corporativa es una disciplina que se desarrolla con el tiempo, tal cual aprendemos a hacer algún tipo de arte o cuando aprendemos a practicar algún deporte competitivo. El éxito de cualquier disciplina en la cual deseamos destacar depende de un proceso largo y extenso de preparación tanto teórica como práctica. Y también en la repetibilidad continua de nuestra fórmula original de soluciones, de tal manera que en dicho proceso logramos desarrollar la maestría del éxito.

No es a través de ganar una vez que se logra una estrategia corporativa impecable. Conseguir una medalla o ganarle a un oponente es solamente el comienzo. Es únicamente a través de la repetibilidad o entrenamiento continuo de la estrategia que podemos auto-superarnos. Para ser exitoso se requiere una repetibilidad de nuestra estrategia ganadora (en contextos diferentes) durante un espacio de tiempo sostenible (que es la vida misma). Trataré de explicar esto en términos muy sencillos.

Michael Phelps, quien ganó 23 Medallas de Oro en diferentes Juegos Olímpicos, es uno de los nadadores más premiados del planeta. Su estrategia de éxito no fue ganar su primera medalla, sino que mantenerse ganando medallas a través del tiempo con una rutina de práctica que le permitía dichos resultados. Antes de retirarse, él practicaba rutinas de natación dos veces por día para un total de 6 horas diarias, los 365 días del año. Cuando se le ha consultado al respecto, él siempre dice: Visualización ganadora, aprendizaje de los errores, actitud de resiliencia cuando las cosas salen mal y, por supuesto práctica, más práctica y mucha perseverancia.

Pasemos a otro ejemplo, Misty Copeland, la bailarina principal del American Ballet Theatre, una de las tres compañías más prestigiosas de ballet clásico de Estados Unidos. Ella reconoce que su estrategia ganadora ha sido la perseverancia. Misty comenzó a entrenarse para ser bailarina a los 13 años, cuando muchos pensaban que ella estaba muy “vieja” para lograrlo. En cuatro años ella logró aprender lo que otros bailarines les tomó más de 15 años, y su pasión por lograrlo le dio la energía suficiente para entrenarse y lograr sus metas. En la actualidad ella siempre recibe clases de ballet por la mañana (no deja de aprender) y luego continúa ensayando para sus presentaciones desde el mediodía hasta las 7 de la noche.

En el ámbito de los negocios y la economía, la clave de éxito es la repetibilidad impecable. La ventaja competitiva de la práctica de la estrategia corporativa comienza con una curva de aprendizaje. Luego aprendemos a visualizar riesgos y reducir la complejidad de nuestras soluciones de acuerdo al tipo de problema a descifrar.

De pronto ofrecemos respuestas adecuadas a problemas de manera natural, sin embargo esto solo es el resultado de la práctica que por años de entrenamiento, cálculos y errores sumado a la intuición se logra cimentar. Con el tiempo los mejores estrategas de negocios saben contextualizar el tiempo. Aprendemos a visualizar que a mayor velocidad no siempre se logran los resultados esperados. Además buscamos continuamente una excelente claridad estratégica.

En efecto, cuando logramos solucionar algo, sabemos que viene un desafío más grande que el anterior. Y hay que volver a empezar. Estos desafíos son los que nos ayudan a profundizar (“drill down”) con la humildad. Profundizar significa más allá de comprender, significa aplicar la sabiduría a cada reto. Solamente repitiendo historias continuas de éxito alcanzamos la impecabilidad de nuestro talento. En cualquier área de la vida.

CEO-Fundadora de Eleonora Escalante Strategy
www.eleonoraescalantestrategy.wordpress.com

Te recomendamos

Noticias Padre e hija salvadoreños mueren ahogados en el río Bravo, México, al intentar cruzar hacia EE. UU.
Noticias Mitos y verdades sobre el orgasmo
Noticias La propuesta de otorgar 40 % de espacio en radios para música nacional aviva el debate en redes sociales