Independencia y democracia

Esta frágil DEMOCRACIA debemos cuidarla, no es propiedad de un partido político ni gobierno de turno; es responsabilidad de cada salvadoreño y debemos a través del sufragio garantizar que el próximo 15 de Septiembre sea El Salvador una sociedad libre y no un remedo de dictadura

Por Ricardo Lara
Médico

Sep 14, 2020- 22:34

Tristemente la mayoría de salvadoreños no conocemos la historia de nuestra Independencia, solo que es un día muy especial para las familias salvadoreñas donde importa más el desfile que la fecha en sí; más el rugido del motor de los aviones que preferir invertir ese dinero en escuelas; nos erizamos al ver las destrezas militares pero no valoramos al personal de salud que día a día ofrenda su vida salvado vidas; poco nos importa el coraje de servir del personal de salud en esta pandemia que hace a un lado el cansancio, el hambre, el miedo a morir y dejar a una familia en una situación difícil.
Debemos ser acuciosos y revisar nuestra historia. Vemos a una juventud y a muchos profesionales desconocer la realidad del país. Nuestra juventud no sabe tan siquiera que hubo conflicto armado en los 80 y menos el levantamiento de 1932. Independencia no es un desfile militar, solo que ahora tales actividades no se realizarán por la pandemia; pero tal vez mejor que nos sirva para reflexionar sobre lo que es la Independencia, pues el culto al narcisismo desenfrenado del Ejecutivo es enaltecido cuando la fuerza y las armas predominan y no la razón y el respeto; tan cerca de Costa Rica y seguimos invirtiendo al revés.
Cuando realizaba mis estudios de Salud Pública tanto en México como en Madrid y escuché nuestro Himno Nacional sentí una fuerza interna y un orgullo de ser salvadoreño y puedo observar que los salvadoreños cantan a todo pulmón nuestro Himno Nacional cuando juega la Selección de fútbol; en ese momento todos somos uno, se toca una misma sinfonía, somos salvadoreños, somos patriotas que aunque se cante con la letra equivocada, pero el pecho se revienta; lamentablemente al salir del estadio olvidamos que patriotismo es un verbo y se debe conjugar no un día sino todos los días; pero tan bajo hemos caído en la escala del patriotismo que hubo un grupo de jugadores que vendieron su alma al diablo sin importar que son ellos para miles de salvadoreños una especie de “Héroes”, nuestro argumento para cantar el Himno Nacional tan alto casi como “el pájaro picón picón”.
No somos independientes sino una sociedad confundida y egoísta que no aspiramos a ser mejores. Ahora es cuando debemos saber y cuidar nuestra Independencia, sí, la independencia de poderes, lo que nos hace una República y lo que nos convierte en nación.
Este año es la antesala de los 200 años que celebraremos el 2021, pero, al contrario, muchos vemos que puede ser el inicio de una dictadura y disolver la República, disolver el orden constitucional. Día a día vemos a El Salvador caer a pedazos, nada parece detener esta tragedia que de griega no tiene nada. Esto es muy doloroso porque si los principales actores que estarán presidiendo los actos cívicos fueron capaces de negociar la disminución de los asesinatos con grupos delictivos es motivo de vergüenza y debe ser motivo de vergüenza encabezar una celebración de nuestra Nación y nuestra soberanía y parece que nada nos inmuta.
La Independencia de un país y de una sociedad se mide en su bienestar de una sociedad y no en aviones zumbando cual langostas, y lamentablemente estamos y formamos una sociedad, violenta y sin rumbo; no es este país el que anhelo heredar a mi hijo. Deseo dejar un país justo, solidario, fraterno donde se conjuga el patriotismo con la Independencia cada segundo de nuestras vidas y no esperar fechas y horas y gritar enardecidos ante el golpeteo de las botas militares; preferiría escuchar el suave paso de una página, la tinta de un lapicero desplegarse en la verdad como Himno Nacional y que nuestra Bandera sea Dios, Unión y Libertad, donde mi país me cuide y yo lo cuide, que todos seamos hermanos y que sepamos que la elección de funcionarios no es independencia pero sí garantía de DEMOCRACIA ; así de simple.
Esta frágil DEMOCRACIA debemos cuidarla, no es propiedad de un partido político ni gobierno de turno; es responsabilidad de cada salvadoreño y debemos a través del sufragio garantizar que el próximo 15 de Septiembre sea El Salvador una sociedad libre y no un remedo de dictadura y podamos decir ¡Felices 200 años de Independencia Patria! y poder gritar ¡DIOS –UNION-LIBERTAD!

Médico.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad

Suscríbete a elsalvador.com  

Bienvenido a elsalvador.com Estás por completar la cantidad de artículos gratis semanales. Te quedan 4 notas disponibles.

Al suscribirte obtienes:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
Suscríbete a elsalvador.com  

Has llegado al límite de artículos gratis semanales, suscríbete y accede a:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
DESDE

$1.99 mensual

Ya eres suscriptor? Ingresa aquí.

Términos y condiciones