Carta a los críticos del Gobierno: tomemos la iniciativa

Por Paolo Luers
Periodista

May 11, 2020- 16:00

Muchos han criticado la manera en que el Gobierno enfrenta la epidemia. Ha habido por parte de médicos y otros expertos severas críticas a las medidas sanitarias; economistas han señalado que el gobierno no tiene un plan de reactivación económica; y constitucionalistas expresaron su preocupación por las prácticas autoritarias del presidente. Pero no han sido solamente críticas, sino que ha habido muchas propuestas, ofertas de apoyo y señalamientos constructivos.

Voy a tratar de resumir lo que la sociedad civil, la oposición, los empresarios y los expertos han propuesto, en un intento de sintetizar lo que podría ser una plataforma de exigencia al gobierno.

  1. Después del vencimiento de las actuales leyes y decretos temporales, ninguna prorroga más al régimen de encierro. Tampoco el paro al transporte puede prolongarse.
  2. Desde ya el Gobierno debe convocar mesas multidisciplinarias de expertos, una para diseñar la estrategia sanitaria, la otra para elaborar el plan maestro de reactivación económica.
  3. Dentro de la estrategia sanitaria hay que revisar la función de los centros de cuarentena. El Gobierno tiene que estar dispuesto de liberar a todos los ciudadanos que se encuentran en esos centros por castigo a supuesta desobediencia a las reglas de la cuarentena domiciliar. Solo hay que diseñar un mecanismo adecuado de cuarentena para tres grupos: gente que ha estado en contacto directo con contagiados; salvadoreños deportados de Estados Unidos y México; y ciudadanos varados en el exterior, una ves que sean repatriados. En ningún caso esta cuarentena debe extenderse a más de 15 días.
  4. Soluciones más expeditas para los varados. Es inaceptable que el Gobierno plantee que el operativo de repatriación le va a tomar 12 semanas.
  5. El Gobierno tiene que renunciar al plan que anunció de mantener el tráfico aéreo comercial cerrado hasta finales de agosto. Si el aeropuerto se abre antes, mucho de los varados pueden regresar sin depender del apoyo logístico del Gobierno.
  6. La mesa encargada de la estrategia sanitaria tiene que establecer un mecanismo de monitoreo independiente del Gobierno para verificar la estadística del COVID-19. Sin transparencia no habrá confianza en las medidas que tome el Gobierno.
  7. También esta mesa tiene que revisar con urgencia el plan de los hospitales adicionales, de la reparación y ampliación de los hospitales existentes, y de la asignación de los casos de COVID 19 a los distintos hospitales. En este tema, el Gobierno tiene que estar dispuesto de suspender la construcción del “súper hospital” si los expertos así lo recomiendan. Lo más probable es que los 70 millones de dólares serían mejor invertidos en otras necesidades del sistema de salud y en algunos hospitales de campaña.
  8. De nada sirve tener camas y unidades de cuidado intensivo adicionales si no hay médicos y enfermeras especializados. Hace falta un plan amplio de capacitación intensiva.
  9. Casi da pena decirlo, pero hay que exigir al Gobierno, de manera insistente, respetar incondicionalmente las sentencias de la Sala de lo Constitucional, así como la independencia de la Asamblea Legislativa.

Esta lista, lejos de ser completa, es para abrir una discusión, que al final producirá una amplia coincidencia en la sociedad sobre lo que hay que exigir al Gobierno.

Saludos, Paolo Lüers

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad