Jubilados salvadoreños hacen malabares para vivir con la pensión mínima

Los diputados aprobaron subir la pensión mínima, sin embargo Bukele lo vetó y anuló. Personas con pensiones de $207 o menos tienen que vivir su día a día con muchas limitaciones, ya que el poco dinero de su jubilación apenas les alcanza para lo básico.

Magdalena de Salinas es beneficiaria de pensión en el Inpep y llega desde El Puerto de La Libertad a firmar sobrevivencia. Foto EDH / Yessica Hompanera

Por Jessica Guzmán

Ene 10, 2021- 21:20

Magdalena de Salinas tiene 76 años, de edad y vive en El Puerto de La Libertad, le cuesta caminar, pero cada año tiene que llegar a firmar su constancia sobrevivencia al Instituto Nacional de Pensiones de los Empleados Públicos (Inpep) y así recibir su pensión como beneficiaria, ya que su esposo falleció hace dos años.

La pensión que recibe es de $190 mensuales, un monto que le sirve para “algunas cositas”, ya que ella cuenta con ayuda de sus hijos.

“Como solo yo soy, me alcanza, porque mis hijos me ayudan, porque solo ese dinero no me alcanzaría y tengo que dejar la mitad para 15 días y la otra mitad para los otros 15”, dice doña Magdalena, mientras compra fruta en las ventas que hay afuera del Inpep, en el centro de San Salvador.

Jubilados del Instituto Nacional de Pensiones de los Empleados Públicos (INPEP) sobreviven mes a mes con la pensión mínima que reciben. “Pensiones de hambre”, califican algunos al monto otorgado tras varios años de trabajar para el Estado.

Para poder llegar hasta las oficinas del Inpep, doña Magdalena es auxiliada por su hija Patricia Elízabeth Salinas, quien cuestiona que nunca ha habido voluntad por mejorar las pensiones de la gente que dejó su vida trabajando.

“Estas pensiones son muy bajas, y peor ahora con todo más caro. Nosotros, sus hijos, le ayudamos, pero hay personas que no tienen hijos o aunque tengan no les ayudan y así quién sabe cómo hacen”, manifestó Patricia.

LEA ADEMÁS: Incertidumbre en aumento de pensión mínima ante falta de publicación del presupuesto en el Diario Oficial y vetos de Bukele

El 24 de diciembre de 2020 por la noche los diputados aprobaron aumentar la pensión mínima de $207 a $304 que se financiarían como $125 millones de un préstamo de $250 millones que comparte con dinero que sería trasladado a las alcaldías (Fodes).

Sin embargo, el decreto será vetado por el presidente de la República, Nayib Bukele, alegando que al aprobar el préstamo, también se le entregará dinero a alcaldías, que quieren usarlas para campaña política.

Fue en 2011 que se hizo el último incremento al monto de la pensión mínima, con lo que llegó a $207. Foto EDH / Archivo

El ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya, dijo sin embargo, que se necesita una reforma integral de pensiones, por lo que será hasta que llegue una nueva Asamblea que se comience a analizar ese tema.

“Cuando llegue la nueva Asamblea tenemos que ver cómo solucionamos el tema de la pensión mínima, porque esto requiere una reforma integral”, dijo el titular de Hacienda.
Acostumbrados a la indiferencia.

Pero en la calle, las historias de personas que hacen malabares para sobrevivir con el poco dinero que reciben como pensión abundan.

“A los que estamos viejos ni caso nos hacen”, lamenta don Carlos Asunción Sánchez Enríquez, de 82 años, quien sobrevive mes a mes con $275.

Don Carlos vive por el parque Saburo Hirao en San Salvador, y también llegó a firmar la sobrevivencia al Inpep para que le sigan depositando su pensión.

“Yo trabajaba de todo en construcción, era un obrero completo, albañilería, tapicería, carpintería, fontanería, electricidad, hojalatería, todo hacía yo y también apicultura, agricultura y después de tanto trabajo me dejaron esta pensión que salgo adelante a pura María Santísima, porque no ajusta, como todo tan caro y todo está subiendo”, dice el pensionado.

A esto se le suma, que uno de los hijos de don Carlos se quedó sin trabajo en diciembre, por lo que ambos viven de la pensión.

“Yo vivo con un hijo, pero me toca llevarlo en ancas porque lo dejaron sin trabajo en diciembre y ahorita no tiene trabajo, así que ahorita solo con mi pensión y también me toca darle unos centavitos a una hija. Tengo que medir bien en qué gasto, porque si yo saco $10 para comprar algo de comida, al ratito ya no hay nada, porque los gastos son varios, comenta el jubilado, a quien incluso le toca fiar para comer cuando se queda sin dinero.

TE PUEDE INTERESAR: Bukele adelanta que se hará una nueva reforma de pensiones en 2021

“Yo consideraba que al menos me hubieran dejado $500 de pensión, pero solo me dan $275. Se siente bien difícil, porque no le ajusta a uno para lo que necesita, para comprarse un par de zapatos o una camisa hay que ir ahorrando por poquitos, así que tengo que apartar centavos cada mes. Esa es la realidad que vivimos”, manifestó el pensionado.

Nueve años sin incremento

Fue en 2011 que se hizo el último incremento al monto de la pensión mínima, con lo que llegó a $207.

Sin embargo desde entonces ya no se ha hecho nada por mejorar ese monto, pese a que está por debajo del salario mínimo, actualmente de $304 para el sector comercio.

Don José Dolores Rodríguez, de 80 años, es otro jubilado que tiene la pensión mínima y con el descuento del Seguro Social le queda en $191, explicó.

“Uno no puede hacer nada, eso me pusieron y qué puedo hacer. Uno es pobre y humilde y no puede hacer nada ante eso”, manifiesta don José Dolores, quien gracias a que estudió Bachillerato Comercial, pudo desempeñarse como asistente de oficina, sin embargo lamenta que su pensión no llegue ni a un salario mínimo.

“Yo me alegré porque en la última sesión de la Asamblea aprobaron $100 más, pero parece que Bukele no lo aprobó. En fin, lo que nos toca es comer como se pueda, todo está más duro, todo está más difícil, y con este dinerito, hay que pagar agua y luz. Imagínese cuántos años y no nos hay aumentado. Claro, los diputados y los del Gobierno ganan bien, se recetan bonos y nosotros seguimos con pensiones de hambre”, cuestiona Don José.

¿Que ha pasado desde la última reforma?

Dentro de las reforma del Sistema de Pensiones que hizo el Gobierno en 2017, se estableció la creación de un Comité Actuarial, el cual tendría el objetivo de analizar posibles reformas o incrementos de pensiones, sin embargo a la fecha dicho comité nunca ha funcionado.

En agosto del año pasado, el pleno Legislativo recomendó a la Superintendencia del Sistema Financiero que cumpla con lo establecido en la Ley del Sistema de Ahorro para Pensiones (SAP), específicamente los artículos 19 y 110-C, para crear a la brevedad posible un Sistema Único de Cotizantes y Empleadores, así como instaurar y conformar el Comité Actuarial, tal como se acordó en la reforma.

En el dictamen recomendable parcial, plantearon que a esa fecha, al no estar funcionando estas dos figuras se ha incumplido con lo estipulado en el decreto 787, del 28 de septiembre de 2017, que contiene las reformas a la Ley SAP, sin embargo a la fecha, la situación sigue exactamente igual.

El objetivo de dar vida, tanto a un Sistema Único de Cotizantes y de la instalación del Comité Actuarial fue para determinar el monto de la pensión mínima y mejorarla, dar certeza a la sostenibilidad de las mismas y elaborar propuestas sólidas que beneficien a los trabajadores sin generar desbalance del sistema previsional.

Margarita Escobar, diputada de ARENA dijo actualmente que ya los diputados hicieron su parte, que ahora es el Ejecutivo el que debe trabajar y hacer funcionar las instancias acordadas en la reforma.

“La Asamblea ya realizó lo que está dentro de su competencia, que fue aumentar la pensión mínima, pero ahora le toca al gobierno ejecutar; el presidente (Nayib Bukele) dijo que iba a vetar el financiamiento para ese incremento a la pensión mínima y sobre el Comité Actuarial, también el gobierno debe trabajar, pero no hay acciones”, dijo la diputada de ARENA.

Dentro de las funciones del Comité Actuarial están determinar la pensión mínima cada tres años, recopilar información y evaluar el impacto de los cambios de expectativas de vida y condiciones del mercado laboral sobre el resultado del Sistema de Pensiones, incluyendo el costo de los beneficios de longevidad mediante estudios actuariales.
También debe revisar cada cinco años las estimaciones de expectativas de vida de la población, revisar y definir la suficiencia y la composición de la Cuenta de Garantía Solidaria (que actualmente paga las pensiones mínimas) así como analizar todas las propuestas de reforma al Sistema de Pensiones.

TE PUEDE INTERESAR: Salvadoreños viven más tiempo pero no ahorran para su vejez

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad

Suscríbete a elsalvador.com  

Bienvenido a elsalvador.com Estás por completar la cantidad de artículos gratis semanales. Te quedan 1 notas disponibles.

Al suscribirte obtienes:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
Suscríbete a elsalvador.com  

Has llegado al límite de artículos gratis semanales, suscríbete y accede a:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
DESDE

$1.99 mensual

Ya eres suscriptor? Ingresa aquí.

Términos y condiciones