Pandilleros asesinan a hombre por desafiarlos estando borracho

Uno de los supuestos mareros que habría participado en el crimen fue enviado a juicio por un juzgado antimafia

Foto Archivo EDH/ Francisco Campos

Por David Marroquín

Jul 26, 2019- 08:47

“A mí nadie me puede hacer nada”, les gritaba Manuel de Jesús Laínez Chávez a los pandilleros de su comunidad. Ese desafío, que se los hacía cuando andaba borracho y con su arma de fuego, provocó que fuera asesinado por los mareros.

El crimen de Laínez Chávez, se produjo el 12 de agosto de 2017 en Sensuntepeque, Cabañas. En enero pasado, la Policía y la Fiscalía General arrestaron a cinco supuestos pandilleros, pero solo uno es acusado del asesinato de Laínez Chávez; mientras que a los otros cuatro se les imputa el delito de agrupaciones ilícitas.

Ayer, el Juzgado Antimafia de Instrucción “C” de San Salvador resolvió que José Manuel Castro Cruz tiene que ser enjuiciado por considerar que existen las evidencias necesarias de su participación en el asesinato de Laínez Chávez.
Amenazaba a los pandilleros con matarlos

Las investigaciones policiales y fiscales determinaron que el homicidio de Laínez Chávez se derivo de las constantes amenazas que les hacía a los pandilleros cuando se emborrachaba.

La víctima en estado de ebriedad sacaba su arma de fuego y amenazaba con dispararles a los pandilleros.
“A mí nadie me puede hacer nada”, les gritaba Laínez en un claro desafío para los pandilleros, según el proceso judicial.

Las amenazas serían porque él acusaba a los mareros de haberle asesinado a un hijo

Por el desafío que les hacía, los pandilleros decidieron en una reunión que tenían que asesinar a Laínez y para ello utilizaron pistolas y machetes, según la causa judicial.

También ordenó que los otros supuestos pandilleros, José Avelino Pineda Rodríguez, Carmen Elizabeth Alvarado y Ever Alexander Pérez, pasen a juicio por agrupaciones ilícitas.

Además, la jueza sobreseyó de manera provisional (librar de cargos) a Manuel de Jesús Romero Callejas, del delito de agrupaciones ilícitas, ya que el imputado no fue reconocido por el testigo bajo régimen de protección.

En la misma resolución, el referido juzgado antimafia ordenó a la Policía que recapture a otros 26 supuestos pandilleros que se supone participaron en la planificación y ejecución del asesinato de Laínez Chávez.

Algunos de éstos eran prófugos y otros eran procesados en libertad, pero con medidas alternas a la prisión. A otros seis imputados más se les condenó a tres años de cárcel en un procedimiento abreviado (juicio corto), tras haber confesado el delito de agrupaciones ilícitas.

Sin embargo, éstos últimos no irán a prisión sino que será reemplazada por jornadas de trabajo de utilidad pública que será definido por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria y Ejecución de la Pena.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad