Incendio: Mercado San Miguelito SELECTA: 100 años de una pasión POLÍTICA: Reformas a la Constitución NEGOCIOS: Bitcoin en El Salvador

“En Taiwán hay campaña educativa y no miedo por el virus”, cuenta Gabriela Mena, salvadoreña en Taipei

La asesora de marca de una empresa de diseño digital, quien vive en la isla asiática desde hace 10 años, describe cómo este país ha sido de los que mejor han tratado la crisis por COVID-19 a nivel mundial.

Por Carlos López Vides | Mar 15, 2021- 21:40

La diseñadora salvadoreña, quien vive en la isla asiática desde hace 10 años, describe cómo este país ha sido de los que mejor han tratado la crisis por COVID-19 a nivel mundial.

Gabriela Mena (27 años) estudió becada en Taiwán, donde tiene 10 años de vivir, y ahora trabaja en asesora de marca de una empresa de diseño digital en el país asiático. La compatriota testimonia el trabajo que ha hecho el gobierno de Taiwán en el manejo del COVID-19, lo que ubica como uno de los países que mejores decisiones tomó ante la pandemia.
En esta nota, Gabriela responde a las consultas de El Diario de Hoy sobre cómo la administración taiwanesa logró este éxito, verdadero ejemplo mundial.

¿Qué situación vive Taiwán actualmente en cuanto al COVID-19?
“Taiwán está cerquísima de China Continental, donde se encontraba el epicentro del COVID-19 y que actualmente registra más de 90,000 casos del virus. Países vecinos como Corea del Sur y Japón se han visto gravemente afectados con 85,000 casos y 417, 000 respectivamente. La isla de Taiwán por su lado solamente ha registrado a lo largo de un año, 937 casos (88% importados y 8% locales) y 9 fallecidos. Un número inesperadamente bajo a pesar de ser uno de los primeros países donde se propagó el virus, y que tiene millones de visitas provenientes de China anualmente. Aun más sorprendente es el hecho que a pesar de no tener acceso a la organización mundial de salud OMS (WHO en inglés), por presiones políticas de parte de China, el gobierno ha logrado mantener la situación bajo control y a su población de 23 millones en calma.

¿Qué reacción tuvieron cuando inicia la pandemia a comienzos de 2020?
Taiwán reaccionó a la pandemia antes del 2020. Al escuchar rumores de doctores en China que reportaban un coronavirus parecido al SARS (pandemia que afectó gravemente a Taiwán en el 2003) el gobierno comenzó a movilizarse a finales de Diciembre del 2019. Mientras tanto el gobierno de China luchaba por esconder el problema y perseguir a quienes dieron las primeras alertas. La confirmación oficial de Beijing no se dió hasta el 20 de enero, semanas después que Taiwán pusiera en efecto medidas preventivas.

TE PUEDE INTERESAR: Ante el regreso a las aulas, pediatras aconsejan estas medidas preventivas a padres de familia y al Gobierno

Se aumentó la capacidad de producción de mascarillas al mismo tiempo que se implementó un sistema de racionamiento para asegurar una oferta estable y que los precios no se salieran de control. Al principio cada adulto podía, usando la tarjeta del seguro, comprar dos mascarillas por semana; lo cual luego fue ajustado a nueve cada dos semanas. Hasta la fecha se producen mas de 35 millones de mascarillas al día.

Coordinación entre los sistemas de migración y de salud han permitido dar seguimiento a cada persona llegada de lugares infectados. Lo cual ha resultado que hasta el día de hoy, todos y cada uno de los 937 casos pueden ser rastreados hasta su origen.

La implementación de un sistema estricto de multas por no acatar las medidas preventivas, romper órdenes de cuarentena y por propagar rumores e información falsa en redes sociales.

Controles de temperatura y alcohol para esterilización en todos los edificios y otros lugares donde hayan concentraciones de gente. Por ejemplo: se instalaron cámaras térmicas en el metro para identificar a las personas con fiebre arriba de 37 grados.

Comunicación constante y transparente con el público. Cada nueva medida, cada nuevo caso, cada cambio es hasta el día de hoy explicado y comunicado efectivamente a través de todos los canales de información posibles. Esto ayudó a aliviar la ansiedad de la población y evitó el pánico.

Acceso a información de manera rápida y efectiva a través de mensajes de texto y plataformas web con mapas donde se muestran epicentros de infección, completos con fecha y hora.

Las escuelas prepararon un sistema de cómo proceder en caso de tener estudiantes con el virus, así: A) En el caso de haber una persona infectada, las clases son canceladas para el grupo. B) De haber dos personas infectadas, se cierra la escuela y se hace cuarentena por 14 días. C) De haber tres personas infectadas, se cierran las escuelas en el área.

Gabriela vive desde hace 10 años en Taiwán, y está casada con un salvadoreño. / Foto EDH cortesía G. Mena

¿Cómo manejaron el confinamiento, si lo hubo?
Eso es algo que vale la pena resaltar, que desde que inició la pandemia, Taiwán no ha estado en cuarentena, lo que ha permitido seguir con las actividades usuales. Esto no ha impactado en la propagación del virus, la colaboración y disciplina de los taiwaneses ha sido tan sorprendente que de 937 casos solo 74 han sido transmitidos localmente (8%).

TE PUEDE INTERESAR: Conozca los países que son ejemplo en el manejo exitoso de la pandemia

¿Cómo fue la comunicación con la población?
Comunicación constante y transparente con el público. Cada nueva medida, cada nuevo caso, cada cambio es hasta el día de hoy explicado y comunicado efectivamente a través de todos los canales de información posibles.
El rastreo de infectados en Taiwán es tan preciso, que se comunica a la población los movimientos exactos de una persona infectada: día, hora, fecha, lugar. De esta manera las personas que han coincidido con esos movimientos deben hacer autocuarentena.

¿Cómo se han apoyado en la tecnología para administrar la pandemia?
Los casos de COVID-19 en Taiwán han sido en su mayoría importados (88%). Es por eso que se han implementado políticas cruciales para la entrada al país apoyadas en la tecnología:

Los pasajeros deben llenar una declaración de salud en línea, y su información se envía al “Sistema de Cercas Electrónicas” para asegurar que la cuarentena domiciliaria de 14 días sea cumplida completamente. Dichas personas se monitorean a través de teléfonos móviles que los posicionan y reportan su ubicación en tiempo real. Si una persona abandona ilegalmente el área de cuarentena, el sistema envía un “mensaje de alerta” tanto a la persona siendo monitoreada  como a los departamentos de asuntos civiles, de salud y la policía local. También se utilizan apps para informes de salud.

¿Cómo han administrado las pruebas para detectar si hay contagios?
Dado que el 88% de los casos de COVID-19 en Taiwán han sido importados, las pruebas se realizan a pasajeros que luego de llegar a Taiwán muestran síntomas durante su aislamiento de 14 días.  Para casos locales, los oficiales de salud realizan pruebas a personas que han estado en contacto directo o indirecto con casos confirmados.

¿Qué tipo de campaña educativa ha existido en cuanto al COVID-19 y su transmisión?
Algo que me gusta mucho de la campaña educativa de COVID en Taiwán, es que nunca se ha transmitido miedo. La publicidad es usada para informar sobre como implementar correctamente las medidas y para  fomentar la unión como nación para combatir el virus.

La campaña educativa recuerda cómo usar correctamente las mascarillas, como lavarse minuciosamente las manos, cuanto alcohol es necesario en las manos para desinfectarse y no malgastar, como hacer distanciamiento social, como hacer auto-cuarentena si se presentan los síntomas, como cuidar a los que están infectados, como reciclar y desinfectar mascarillas para volverlas a usar en caso de no tener disponibles.

Esta publicidad se ve  en todos lados: en la televisión, en la radio, en los buses, en el metro, en los centros comerciales, comunidades y otros espacios públicos

¿Qué tan normal es la vida hoy en día en Taiwán?
Aquí la vida no cambió mucho. Creo que es importante recalcar que en Asia hubo una pandemia similar al COVID-19 en el 2003 (SARS). Desde ese entonces el uso de mascarillas se normalizó al punto de convertirse en etiqueta. Cada vez que uno esta enfermo de gripe, se acostumbra a ponerse una mascarilla para no infectar a los demás. Esto se ve en el día a día en Taiwán, Japón, China, etc. Con la llegada del Covid, esto no era nuevo para los taiwaneses y todos estaban dispuestos a colaborar y acatar con todas las medidas.

TE PUEDE INTERESAR: Gobierno oculta cifra de muertes de médicos en informe oficial a la OPS

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Cifras De COVID-19 Comunidades Coronavirus COVID-19 Fallecidos Por COVID-19 Redes Sociales Taiwán Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad