Política: Presupuesto 2022 Destitución jueces: Golpe al órgano judicial SALUD: Covid en El Salvador NEGOCIOS: Bitcoin en El Salvador

“Mi madre murió en una silla de ruedas esperando una cama en el Seguro Social”

Actualmente, a diario 35 personas mueren por causas asociadas a covid, mientras el Gobierno solo reporta ocho decesos confirmados por el virus.

Por Evelia Hernández | Sep 10, 2021- 21:30

Alexander González no solo ha enterrado a fallecidos por COVID-19, sino también ha servido como apoyo para familiares colocando todos los presentes en las tumbas. Foto EDH / Jessica Orellana

Agosto cerró con un estimado de 1,232 muertes asociadas a covid, lo que significa que en promedio, a diario, fallecieron 35 personas, según datos The Economist y la valoración técnica del epidemiólogo, Wilfrido Clará.

Esos decesos son etiquetados asociados a covid porque las personas no tuvieron una prueba de laboratorio que detectará el virus. Estas muertes se convierten en un subregistro de las muertes por el nuevo virus.

El doctor Clará, un reconocido epidemiólogo a nivel internacional, ha puesto la alerta sobre el alto subregistro de muertes en el país, su señalamiento tiene basa en el comparativo entre la cantidad de muertes esperadas en un lapso y las ocurridas, esa diferencia es lo que se denomina “exceso de muertes”.

Lee también: ¡Ya estamos fatigados, cansados y nadie es empático!: Personal de enfermería de hospital El Salvador

“En otras palabras, son personas que en condiciones normales, sin pandemia, no se esperaba que murieran en la fecha en que lo hicieron”, expone Clará.

Ese exceso de muertes son asociadas a covid y son personas que tenían afecciones crónicas como diabetes, insuficiencia renal, cáncer o entre otros padecimientos crónicos; este análisis es el que permite medir el impacto que ha tenido la pandemia de covid y se etiqueta como subregistro de muertes asociadas a covid.

El Salvador se encuentra dentro de los cinco países en América Latina con mayor subregistro de muertes, reveló el análisis continuo de la revista The Economist.

La publicación expone que hay un estimado de exceso de muertes asociadas al virus de 16,000 decesos, desde marzo de 2020 hasta el 4 de septiembre de 2021.

Tanto The Economist como el epidemiólogo Clará destacan que las estadísticas oficiales difieren porque excluyen a pacientes que fallecieron sin tener una prueba positiva de covid.

Además:  “Ya llegamos al punto de decidir a quién se ventila y a quién no”: trabajador de salud

Otro factor es que el contexto de la pandemia ha dificultado que los médicos traten otras afecciones y ha desalentado a las personas de recibir atención médica en el hospital, lo que puede haber causado indirectamente un aumento en las muertes por enfermedades distintas a covid.

María López llora la muerte de sus familiares. Julio de 2020 marcó su vida, en un lapso de cinco días perdió a su madre y a su tía, adultas mayores.

El primer golpe lo recibió por el deceso de su madre, quien padecía cirrosis hepática. Debido a esa enfermedad tuvo que frecuentar los centros de salud del Seguro Social, institución que suspendió los controles a los pacientes con enfermedades crónicas y dentro de sus disposiciones sanitarias para evitar contagios limitó el ingreso de acompañantes a los centros de salud.

“Lamentablemente no se les estaban dando importancia a los pacientes con enfermedades crónicas como se les estaba dando prioridad a los personas con covid”, dijo María.

El 15 de julio, María dejó a su madre, Aracely, en una silla de ruedas en el área de Emergencia del Seguro Social Zacamil. Ahí se despidió de su madre a las 5:30 de la tarde, en una área de Emergencia en donde estaban pacientes crónicos mezclados con pacientes sospechosos de covid, narró.

Pasadas siete horas, María recibió una llamada notificándole que su madre había fallecido. “Nos dijeron que murió en la silla de ruedas en la zona de Emergencia, donde la deje. No le consiguieron camilla”, recuerda.

El deceso de la madre fue clasificada como muerte por sospecha de covid y nunca tuvo acceso a una prueba para detectar el virus.

Además: Continúa repunte de muertes por covid

El deceso de Aracely es parte del grupo de exceso de muertes, cuyo subregistro en lo que va de la pandemia ha llegado a 1,000% y 5,000% de las muertes asociadas a covid-19 en junio y julio de 2020, los meses más álgidos de la pandemia, en el país.

Según Clará, en julio de 2020 cada día hubo alrededor de 148 muertes en exceso.

Este año, los datos del exceso de muerte es menor, sin embargo son vidas las que se están perdiendo. En enero fue de 422%, marzo 810%, junio 544% y agosto de 358%, explicó el médico.

Ante los datos expuestos The Economist , Clará deduce que El Salvador presenta una tasa acumulada de 250 muertes en exceso por 100,000 habitantes, lo que significa 16,000 muertes en exceso desde el inicio de la pandemia hasta el 4 de septiembre de este año.

El médico explica que el subregistro está ligado a la falta de capacidad de laboratorio para detectar el virus

“Si el testeo (pruebas hechas para detectar el virus) es insuficiente o la estrategia se diseña e implementa de manera inapropiada, solo se estarán confirmando un número relativamente bajo de casos de covid-19, incluyendo fallecidos. El exceso de muertes estima el número de fallecidos por cualquier causa que exceden el umbral esperado”, explicó.

Clará dijo que el acceso a la pruebas y detección del virus es insuficiente para la magnitud del brote de covid y la diseminación que hay actualmente. Añadió que ante la baja realización de prueba por parte del Gobierno solo se detecta una persona infectada de cada 36.

El doctor detalló que toda muerte en exceso se considera de alguna manera asociada a la pandemia mientras esta esté activa e indicó que es necesario llevar a cabo análisis más profundos de la mortalidad en El Salvador.

Desde hace más de un año, el Ministerio de Salud tiene por dinámica informar por redes sociales el número de muertes a causa del virus; al inicio la información resultaba impactante a la población, con el pasar de los meses ese reporte se ha vuelto cotidiano.

El ministro de Salud Francisco Alabí ha afirmado que esta enfermedad pronto se volverá endémica, es decir que será un padecimiento que tendrá presencia en nuestro país y al igual que las enfermedades del dengue y chik habrá que aprender a convivir con ellas.

Aunque para algunos, el alza de muertes a causa del virus le es indiferente, estudios realizados por la Revista The Economist detallan que el número de muertes causadas por la pandemia puede ser mayor, ascender de 2,977 muertes (según datos oficiales) a 16,000 decesos ( que es el subregistro).

El Salvador forma parte de los cinco países con mayor subregistro de mortalidad a causa de covid. Entre los países con mayor número de muertes está Nicaragua con un subregistro 9,900%, mientras que El Salvador reporta un 500% y Guatemala un 400 % .

En seis meses, en la red de hospitales públicos se han registrado 7,047 decesos, por enfermedades como Neumonía, Insuficiencia renal, enfermedades del sistema digestivo, enfermedades hipertensas, septicemia, enfermedades cerebrovasculares y enfermedades del sistema respiratorios, diabetes mellitus, entre otras. Sin embargo, hay cerca de 4, 395 muertes que están catalogadas como otras causas.

En 2019, en ese mismo lapso los decesos fueron 5,692. La diferencia entre ambos 1,355 personas.

Otra muestra de lo irregular de los datos es que mientras que el Gobierno reportaba 1,583 decesos por covid; el hospital El Salvador, que atiende pacientes por covid, contabilizaba 1,773 fallecidos.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Cifras De COVID-19 Comunidades COVID-19 Fallecidos Por COVID-19 Ministerio De Salud Redes Sociales Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad