Estos son los seis departamentos donde más azota la violencia contra las mujeres

Pese a los altos índices de violencia que se registra en El Salvador, solo el 6 de cada 100 mujeres dijo haber acudido a denunciar el hecho. El 94 % queda en la impunidad.

Katherine Cárcamo es una de las víctimas de la violencia contra las mujeres, fue asesinada por su compañero de vida. Foto EDH

Por Jaime López

May 24, 2018- 21:54

La Encuesta Nacional de Violencia contra las Mujeres 2017 ha puesto al descubierto que este flagelo se sufre con mayor agudeza en seis de los 14 departamentos de El Salvador: Morazán, Ahuachapán, Santa Ana, La Libertad, San Salvador y Cuscatlán.

En esos departamentos la mayoría de mujeres dijeron que alguna vez en sus vidas han sido víctimas de un hecho de violencia.

Aunque la encuesta midió el comportamiento de las distintas manifestaciones de violencia que se identifican en el país: física, psicológica, económica, patrimonial y feminicida, a nivel general estableció que el 70 por ciento de las mujeres ha sufrido algún tipo de violencia en sus vidas.

El hogar, el trabajo, el centro de estudios, las calles, centros de recreo y el transporte público han reflejado que no hay un solo sitio donde la mujer esté libre de violencia.

TE RECOMENDAMOS:

Policía acusado de asesinar a su compañera en Mejicanos era violento, manipulador y controlador con ella

El agente Néstor Mejía, colega y novio de la víctima, fue enviado a prisión porque la habría matado estando ebrio y en horas laborales.

El presidente del Banco Central de Reserva (BCR), Oscar Cabrera, reconoció que en El Salvador no ha sido fácil la erradicación de la violencia contra las mujeres, que por mucho tiempo fue considerada como violencia intrafamiliar y por lo tanto invisibilizada en todas sus dimensiones y reducida al ámbito privado”.

El estudio realizado durante 2017 por la Red de Investigadores del Banco Central de Reserva (REDIBACEN) y que tomó como base una muestra de 4,104 entrevistas (desde los 15 años en adelante), una mujer por cada hogar a nivel nacional, reveló que las distintas manifestaciones de violencia en esos siete departamentos, ha sido del 66.8 al 79.2 por ciento.

La investigación destaca que, por departamentos, los niveles más altos de violencia contra mujeres han sido perpetrados en Morazán al oriente del país. Ahí la mayoría de las mujeres han experimentado la violencia en algún momento de sus vidas.

Al contrario, Chalatenango refleja el nivel más bajo de violencia contra las mujeres, pero Vilma Mejía, gerente de estadísticas de género de la Dirección General de Estadísticas y Censos (DIGESTYC), advirtió que las mujeres se resisten a denunciar a su pareja, porque consideran ese flagelo como “normal” y “natural”.

Mejía aclaró que en el tema de feminicidios no se indagó más que si habían experimentado algún intento de ese delito en sus familias.

La funcionaria manifestó que la investigación detalló que 4 de cada 10 mujeres dijeron haber sufrido violencia sexual.

Morazán con 53.3 por ciento es el departamento que encabeza los abusos sexuales en mujeres, seguido por Cuscatlán con el 51.8 por ciento y San Salvador con un 50.5 por ciento (ver gráficos).

Morazán a la cabeza en maltrato a las mujeres

La violencia psicológica, si bien fue identificada en todo el país, la misma ha estado más acentuada en Morazán con un 71.5 por ciento, Usulután con un 59.4 por ciento y Cuscatlán con un porcentaje similar al anterior.

Un 51.9 por ciento de las entrevistadas respondieron que en sus vidas habían sufrido violencia en los espacios laborales, educativo y comunitario. De forma específica, nueve de cada diez mujeres confesaron haber experimentado algún nivel de violencia de parte de sus compañeros o patronos. El 68.3 por ciento dijo haber sido violentada (más que todo por un desconocido) en el ámbito comunitario sobretodo en las calles, caminos, veredas y senderos.

En el ámbito educativo, seis de cada diez mujeres dijeron haber sido violentadas en las aulas por sus compañeros.

El ámbito más privado de las mujeres (hogar) no es la excepción, pues el 47.8 por ciento de ellas dijo haber sufrido violencia, sobre todo las separadas, divorciadas o que están en unión libre con la persona con la que sostuvieron su primer relación sexual antes de los 14 años.

Pocas denuncias

Pero por más preocupante que sea la violencia contra las féminas, solo el 6% se ha atrevido a acudir a denunciar a sus agresores ante la Policía, Fiscalía y Tribunales.

Frente a este sombrío panorama los funcionarios a cargo de este estudio recomendaron que “El Salvador cuente con un desarrollo más inclusivo, justo y equitativo, que elimine todas las formas de violencia contra la mujer y le permita desarrollarse plenamente en igualdad de condiciones”.

“Es importante que se incorporen las perspectivas de género en leyes, políticas y proyectos con base en evidencias estadísticas de calidad”, afirmó el presidente del BCR.

TE RECOMENDAMOS:

Revelan nuevos datos sobre la violenta relación entre la doctora asesinada en Santa Ana y su pareja

La institución reveló que el imputado era quien administraba el dinero de la pareja, incluso el sueldo de ella.

Un estudio del Banco Central de Reserva determinó que para 2014 el costo económico de la violencia ascendió a 4,026 millones de dólares, equivalente a las remesas de ese año y al 17.8 por ciento del Producto Interno Bruto con el nuevo sistema de cuentas nacionales.

Cabrera afirmó que la violencia afecta a los grupos más vulnerables y entre estos destacan las mujeres.

“En El Salvador el trabajo doméstico en los hogares representa el 21.3 por ciento del PIB, que en su mayor parte corresponde a las mujeres, 16.8 por ciento, equivalente a 4 mil millones al realizar la mayor parte del trabajo no remunerado en sus hogares”, detalló el funcionario.

Afirmó que la Encuesta de Propósitos Múltiples de 2016 evidenció que en El Salvador por cada 100 mujeres ocupadas en el área urbana, 51 trabaja en el sector formal y 49 en el sector informal y donde la brecha de salarios entre ellas y los hombres es de 20 por ciento.

Detalló que las mujeres jefas de hogar representan el 36 por ciento de todos los hogares del país.

A juicio del funcionario las mujeres juegan un papel importante dentro de la sociedad, ellas controlan cerca del 65 % de las decisiones de compras totales en bienes y servicios. Por todos esos datos es importante que cesen todas las formas de violencia contra las mujeres.

La presidenta del Instituto Salvadoreño para el Desarrollo de las Mujeres, Yanira Argueta afirmó que los datos de la encuesta son alarmantes y citó los casos de la doctora que fue asesinada por su marido en Santa Ana al igual que la periodista Claudia Turcios. “La violencia sexual no es por placer sino por poder y de poseer”, dijo Argueta.

Comentar Comentar

Te recomendamos

Noticias La inspiradora historia del chef salvadoreño que ganó la lotería en EE. UU.
Noticias Las ventajas y desventajas de alquilar una casa
Noticias ¿Sabes quién diseñó los planos del Hospital Rosales?