Restos de niña migrante muerta en EE.UU. serán repatriados el 23 de diciembre a Guatemala

La niña murió el pasado 8 de diciembre cuando estaba bajo protección de la Patrulla Fronteriza

Vista de un cartel en forma de corazón con el nombre de Jakelin Amei Rosmey Caal, en el municipio de Raxruha, departamento de Alta Verapaz. Foto EDH/ AFP

Por Acan-EFE

Dic 19, 2018- 14:36

Los restos de la niña guatemalteca Jakelin Caal, fallecida en un centro de migrantes bajo custodia de autoridades de Estados Unidos, serán repatriados el domingo a su país, confirmó este miércoles una fuente diplomática.

Una portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Marta Larra, dijo que el cuerpo de la menor llegará el domingo 23 de diciembre en horas de la tarde.

Agregó que el traslado de los restos a su comunidad de origen, desde la capital guatemalteca, dependerá de la familia.

Antes, el vicecanciller Jairo Estrada explicó a los periodistas que el consulado en Del Río, Texas está acelerando los trámites para que la repatriación “sea lo más pronto posible”.

TE PUEDE INTERESAR:

Niña migrante de siete años muere deshidratada bajo custodia de Patrulla Fronteriza de EE.UU.

La pequeña tuvo convulsiones y fue trasladada con fiebre de 41 grados a un hospital de El Paso (Texas), donde llegó con paro cardíaco.

El cuerpo de la menor, quien murió el pasado 8 de diciembre cuando estaba bajo protección de la Patrulla Fronteriza, se encuentran desde la noche del martes en la ciudad de Laredo.

Agregó que las autoridades consulares en Del Río continúan con el proceso para cumplir con los requisitos solicitados por las aerolíneas para este tipo de situaciones.

La menor, quien viajaba con su padre de 29 años, era originaria de una remota comunidad indígena del departamento norteño de Alta Verapaz.

“Guatemala siempre condenará estos hechos que concluyen con una muerte humana”, dijo el vicecanciller.

GALERÍA DE FOTOS:

Así es el lugar donde vivía la niña guatemalteca que murió por deshidratación tras llegar con la caravana migrante a EE.UU.

Amei Rosmery Caal Maquin, de siete años, viajaba junto a su padre en una de las caravanas migrantes que salió de Guatemala. Al llegar a Estados Unidos fueron detenidos por la patrulla fronteriza, la niña llevaba varios días sin comer y falleció el pasado sábado en un hospital por deshidratación.

El vicepresidente de Guatemala, Jafeth Cabrera, dijo este miércoles que se ha pedido una investigación “seria” al gobierno de Estados Unidos sobre la muerte de la menor y que si hay responsables, que caiga todo el peso de la ley sobre ellos.

La ministra de Relaciones Exteriores, Sandra Jovel, envió una nota diplomática al secretario de Estado de Estados Unidos, donde le solicita el informe de la investigación sobre las causas de la muerte de la menor.

Comentar Comentar

Te recomendamos

Noticias La “Mansión Guirola” y la historia de la enigmática familia
Noticias El Salto de Malacatiupán y sus míticas leyendas
Noticias Comuna de la capital anuncia creación de Corredor Urbano