El sueño de Marina para ayudar a personas con discapacidad

Marina Ermelinda Martínez Cruz, de 24 años, estudiante egresada de la licenciatura de Trabajo Social de la Universidad de El Salvador (UES), es una persona con discapacidad visual que además padece de albinismo nigmático. La estudiante forma parte del programa Aulas de Gestión Ocupacional para la Región de América Latina (ÁGORA) ejecutado por Cruz Roja Salvadoreña. Al graduarse sueña con desarrollar un proyecto enfocado a apoyar a las familias de personas con discapacidad visual.

Por Roberto Márquez/CRS

Abr 06, 2018- 21:11

Historia-Marina_Martinez_11
Marina Ermelinda Mart’nez Cruz, de 24 a–ños, egresada de Trabajo Social de la UES, es una persona con discapacidad visual que además padece albinismo nigm‡tico horizontal. Para el futuro, sue–ña con plantear un proyecto enfocado a apoyar a las familias con personas con discapacidad visual. Foto/ Roberto Marquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_02
Por el momento, ella trabaja con sus compañeros en la elaboración de su tesis para obtener el título de licenciada en Trabajo Social. Foto/ Roberto M‡rquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_01
Marina expresa que durante su estancia en el centro de estudio nunca ha sido discriminada por su discapacidad de baja visi—ón. Foto/ Roberto M‡rquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_03
Para su desenvolvimiento diario, Marina utiliza las herramientas inform‡áticas y ayudas —ópticas que recibió de Cruz Roja Salvadoreña a través del programa Ágora. Foto/ Roberto M‡rquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_05
La joven estudiante fue capacitada en un curso de informática, donde por primera vez utilizó el Software Jaws (programa inform‡ático exclusivo para que personas con discapacidad visual). Foto/ Roberto Márquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_10
Una lupa con graduaci—ón es parte de las herramientas proporcionadas por Cruz Roja Salvadore–ña. Foto/ Roberto Marquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_04
Los filtros oscuros que utiliza Marina, al adaptarlos a sus lentes, evita que la luz del celular y el reflejo solar afecten sus ojos, pues, debido a su padecimiento tiene sensibilidad a la luz. Foto/ Roberto Marquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_06
A pesar de su baja visi—ón, Marina no se limita y ayuda en las tareas del hogar. Foto/ Roberto Marquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_07
"Al graduarme, uno de mis objetivos es plantear un proyecto enfocado a apoyar a las familias de personas con discapacidad visual", explica Marina. Foto/ Roberto Marquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_09
Marina junto a Nohemí Mejía, coordinadora del proyecto Ágora para El Salvador. Foto/ Roberto Márquez/ CRS

Historia-Marina_Martinez_08
Marina no se detiene en busca de un mejor futuro aunque cuenta que algunas veces se ha extraviado por no lograr identificar las rutas de buses. Foto/ Roberto M‡arquez/ CRS

Comentar