Descubre cuáles son los tres ríos con aguas cristalinas que hay en El Salvador

El Diario de Hoy documentó el proceso de análisis de tres ríos, considerados por autoridades oficiales y expertos biólogos de los más limpios por su población animal y vegetal: el Maishtapula, en Ahuachapán; el Sapo, en Morazán, y el Tamulasco, en Chalatenango. En el país hay alrededor de 324 ríos, pero son muy pocos los que están en condiciones de albergar vida animal y brindarle sustento a las comunidades sin que representen un riesgo para la salud.

Por Ricardo Flores

Dic 01, 2018- 18:30

Rios-limpios-01
Los biólogos utilizan redes como el chinchorro para recolectar las especies de peces para los estudios de bioindicadores. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-02
Esta especie de araña de la familia Trechaleidae se camufla en las rocas y teje sus redes cerca de las pozas de agua para cazar insectos y peces pequeños que pueda capturar. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-03
El biólogo Enrique Maldonado muestra las especies capturadas en la red entomológica tipo D, se pueden apreciar: un insecto verde de la familia Hydropsychidae, a la par una chinche de agua de la familia Naucoridae y una ninfa de libélula. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-04
Los Biólogos Enrique Maldonado y Sofía Solorzano hacen una recolección de especies con la red entomológica por medio de un raspado de las orillas del río y entre las rocas. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-05
El chinchorro es arrastrado por el fondo de una pequeña sección del río cuidando de no levantarla mucho del suelo y pasarla bien entre las rocas para no dejar ir a las pequeñas criaturas en el agua. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-06
Una de las especies por la cual el río Sapo recibe su nombre es el Buffo Coccifer, este vive y se alienta entre las rocas del río, y su piel emula un aspecto de roca para camuflarse. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-07
El pez conocido por los biólogos como Poecilla Butleri es una de las especies que pueden encontrarse en el río Tamulasco de Chalatenango, es sensible a los cambios en la química del agua y utilizado como bioindicador de calidad del agua. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-08
Este insecto conocido como megaloptera de la familia Corydalidae posee en su abdomen estructuras similares a agallas con las que filtra el oxigeno del agua en la que vive. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-09
No sólo los insectos y peces subsisten del río, muchas especies como el pato silvestre (Cairina Moschata) es una de las especies de ave que sobrevive de las criaturas que pueda pescar en el río, al igual que los humanos. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-010
El río Maishtapula de Ahuachapán mantiene su nivel de pureza en el agua debido a la abundante vegetación que se encuentra a lo largo de su extensión, la cual lo protege de la erosión y retiene el agua. también se mantiene así por el poco impacto humano a lo largo de este. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-011
Peces como la Amatitlatia nigrofascia, llamada mojarra de río, es otro de los habitantes de las aguas limpias, pues son criaturas altamente sensibles a los cambios en la pureza del agua. Fotografiada en el río Maishtapula, con una de las mejores calidad de agua en el país. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-012
Los ríos son fundamentales para el desarrollo de la vida de variadas especies pues muchas inician su ciclo de vida en el agua. Aquí una ninfa de libélula tomada en el río Sapo. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-014
El color del agua no siempre indica limpieza: el río Tamulasco una de los ríos con mejor calidad del agua en el país a veces se torna de color marrón debido al sedimento de tierra cuando llueve río arriba. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-015
Las pequeñas pozas de agua que se forman entre las rocas también son examinadas por los biólogos ya que frecuentemente tienen una mayor concentración de criaturas para sus estudios de la calidad del agua. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-016
Arañas como la Mesua limbata suelen encontrarse como parte de los ecosistemas de los ríos: luchando por cazar mosquitos y sobreviviendo a los sapos y aves que subsisten en estos lugares que aún guardan abundante vida. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-017
El río Sapo es uno de los pocos ríos limpios que quedan en el país. Su característico color turquesa verdoso se debe algas y microorganismos; las rocas ayudan a oxigenar el agua. Foto EDH/ Ricardo Flores

Rios-limpios-018
Las comunidades que viven en las cercanías del río Tamulasco son altamente conscientes de su tesoro de la tierra y un ejemplo para las demás personas, tanto para visitantes como personas en todo El Salvador. Ellos educan a través de letreros y murales en el pueblo. Foto EDH/ Ricardo Flores

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad

Suscríbete a elsalvador.com  

Bienvenido a elsalvador.com Estás por completar la cantidad de artículos gratis semanales. Te quedan 4 notas disponibles.

Al suscribirte obtienes:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
Suscríbete a elsalvador.com  

Has llegado al límite de artículos gratis semanales, suscríbete y accede a:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
DESDE

$1.99 mensual

Ya eres suscriptor? Ingresa aquí.

Términos y condiciones