La espectacular lluvia de estrellas captada desde el volcán de Conchagua en La Unión

“La noche de las Gemínidas” es la lluvia de estrellas que se repite cada año pero en 2018 no fueron “meteoros ordinarios” porque provenían de un asteroide, a diferencia de la mayoría que provienen de cometas. El asteroide que origina la lluvia está cerca de la Tierra y es llamado 3200 Faetón, descubierto en 1983.

Por Jessica Orellana y Salomón Vásquez

Dic 14, 2018- 18:00

Lluvia-de-estrellas-014
Una Gemínida surca el cielo sobre el golfo de Fonseca, en el departamento de La Unión. Foto EDH/ Salomón Vásquez

Lluvia-de-estrellas
Desde "El Espíritu de la Montaña", un mirador que se ubica a 1,225 metros sobre el nivel del mar, en el volcán de Conchagua, se pudo observar la lluvia de estrellas. Foto EDH/ Jessica Orellana

Lluvia-de-estrellas-011
La máxima actividad de las Gemíninidas fue la noche del jueves 13 y la madrugada del viernes 14 de diciembre. Foto EDH/ Jessica Orellana

Lluvia-de-estrellas-012
Se pudieron observan unos 120 meteoros por hora en lugares con poca luz. Foto EDH/ Jessica Orellana

Lluvia-de-estrellas-013
El espectáculo natural despertó el interés de una familia que se encontraba disfrutando del paseo nocturno en la zona. Foto EDH/ Jessica Orellana

Lluvia-de-estrellas-05
La vía Láctea sirvió de fondo para el recorrido de los meteoritos de la lluvia de estrellas. Foto EDH/ Salomón Vásquez

Lluvia-de-estrellas-010
Los turistas no dejaban de asombrarse con el ingreso de los meteoritos a la atmósfera. Foto EDH/ Jessica Orellana

Lluvia-de-estrellas-07
El maravilloso show de luces estelares dio por cerrado su primer acto del 2018 con la llegada el amanecer. Foto EDH/ Salomón Vásquez

Lluvia-de-estrellas-01
Ranger se convirtió en el guardián que custodió el amanecer desde las alturas del volcán Conchagua. Foto EDH/ Salomón Vásquez

Lluvia-de-estrellas-02
El amanecer emulaba un lienzo lleno de colores dibujando el lindo paisaje. Foto EDH/ Salomón Vásquez

Lluvia-de-estrellas-09
Juan Carlos Zelaya y Yessenia de Zelaya observan el amanecer en el mirador "El Espíritu de la Montaña", en Conchagua. Foto EDH/ Jessica Orellana.

Comentar