La turbulenta travesía de Britney Spears para convertirse en leyenda del pop

Muchos olvidaron todo lo que la cantante tuvo que experimentar para convertirse en el ícono de la música que siempre soñó ser, acá te contamos cómo sobrevivió y la razón por la que en ocasiones tiene un comportamiento errático.

Pronto Britney dejó de ser el estereotipo de la chica sureña estadounidense. Foto EDH / AFP

Por Elis Silva

Jul 23, 2020- 21:25

A finales de 1998 una pegajosa canción comenzó a sonar en todas las emisoras de radio, esta era “…Baby One More Time”, cuyo video musical acaparó también todos los canales de televisión y señal por cable. Ella era Britney Spears, la ahora leyenda de la música pop que escribió su propio capítulo en la historia de la música.

Todas las jóvenes querían ser como ella, se vestían y peinaban como ella, incluso aprendían sus coreografías. La hermosa rubia aceptó ser el estereotipo de la chica estadounidense modelo, sin saber lo que esto implicaría para el resto de su vida.

No te pierdas: Por esta “evidente razón” crecen los rumores de la separación de Roberto Acosta y Raquel Vargas

A sus 18 años estaba en el ojo público gracias al éxito de su álbum debut “…Baby One More Time” (1999), que la llevó directo a las alfombras rojas, a ganar premios y a protagonizar innumerables portadas de revistas y tabloides.

Spears empezó a probar las mieles de la fama, al igual que su castigo, que implicaba ser perseguida a luz y sombra por sus fans y los paparazzi. Aún la acompañaba su imagen de chica Disney, hasta que comenzó a especularse sobre su noviazgo con Justin Timberlake y su virginidad, la cual ella dijo mantendría hasta el matrimonio.

Por muchos años Justin y Britney fueron la pareja soñada del mundo del entretenimiento. Foto EDH / AFP

El disco “Oops!… I Did It Again” (2000) le dio popularidad a nivel mundial y mucha más presión para cumplir una agenda que no tenía fin. Nadie pensó en lo que esto provocaría años después en Britney.

Cada paso que daba era comentado por la prensa, y ella no hizo más que alimentar a este monstruo el 6 de septiembre de 2001, cuando apareció en los MTV Video Music Awards para estrenar “I’m a Slave 4 U” cargando una boa sobre sus hombros y vistiendo un sensual atuendo.

La Princesa del pop tiene un tumultuoso pasado. Foto AFP

En abril de 2002 cayó la primer bomba: la pareja soñada, Britney y Justin, había terminado su relación. Al parecer la ambición rubia engañó a Timberlake, aunque ninguno de los dos lo confirmó. Él se limitó a decir: “Honestamente, no somos perfectos, yo no juzgo a nadie”. Ambos se dejaron de hablar y los medios de comunicación supieron cómo sacarle el máximo provecho.

Britney decidió convertirse en una chica mala, esto lo dejó claro cuando besó en la boca a Madonna en los premios MTV de 2003. Todo apunta a que la cantante evolucionó junto a sus discos, ese mismo año estrenó “In the Zone”, el álbum brilló gracias a una imagen más provocativa de la ya convertida en Princesa del pop.

El icónico momento donde Madonna traspasó el mando a la ya consolidada Princesa del pop. Foto EDH / AFP

Las cosas empezaron a ponerse turbias en ese año, ella era una veinteañera que comenzó a ir a fiestas, a beber de más y a mostrar su ropa interior, tal y como lo hacían Lindsay Lohan y Paris Hilton en ese momento. Pero las cosas se pusieron extrañas cuando en los medios se divulgó la noticia de su matrimonio con Jason Allen Alexander, este fue el primer escándalo de 2004.

La capilla en Las Vegas donde Spears se casó con su amigo de la infancia. Foto EDH / AFP

La ceremonia en Las Vegas con su amigo de infancia pareció un chiste, ya que en menos de 48 horas se estaban divorciando. A los 22 años, Britney Spears sí que sabía cómo llamar la atención de la prensa.

Te puede interesar: Exesposa de Elton John está furiosa porque perdió su anonimato una vez más

La perdición de la Princesa del pop
Todavía era 2004 cuando surgió una primicia: la polémica boda de Spears con un desconocido bailarín. Sí, era Kevin Federline, el gran amor que se transformó en la peor pesadilla de la rubia. Con él procreó a sus dos hijos, Sean Preston y Jayden.

No hubo un solo día que la pareja no estuviera en la mira de la prensa, esta última se empecinó en hacer portada cada mínimo error de Spears. Hace algunos años, Federline confesó que se sentía asfixiado con la artista, “imagínate salir a la calle y automáticamente tener a 20 personas siguiéndote todo el día. Tu vida es juzgada siempre a través de los ojos de los demás. Todo mundo quería meterse con nosotros”, recordó Kevin.

Uno de los momentos en los que la cantante presentó de manera oficial al que sería su esposo, el bailarín Kevin Federline. Foto EDH / AFP

En noviembre de 2006 se hicieron públicos los papeles de divorcio de la pareja, pero antes y después de este suceso ocurrieron todo tipo de acontecimientos que quedaron registrados por las cámaras: Britney cargando erróneamente a Preston, ella conduciendo su camioneta con el bebé sobre su regazo y nuevamente ella embarazada.

El 2007 fue una montaña rusa para la intérprete. El 15 de febrero fue internada en un centro de rehabilitación en el que se mantuvo solo por 24 horas, y al poco tiempo de abandonarlo, ingresó a una peluquería para raparse la cabeza frente a la mirada atónita de los paparazzi. Días después atacó a varios fotógrafos, quienes captaron en imágenes el arrebato y el rostro de la entonces calva artista. Las históricas fotos permanecen en internet.

Te puede interesar: Hijo de Elizabeth Hurley vuelve a causar revuelo por su aspecto femenino

Siete meses después ocurrió el famoso e inolvidable espectáculo que dio en los premios MTV, nadie sabe si fue obligada o si fue su gusto aparecer sobre el escenario, en el que lució una cabellera terrible y un atuendo simple, y nadie pasó por alto la ausencia de sus usuales enérgicas coreografías. Un mes después, perdió la custodia de sus hijos.

La aparición de una Britney en caída durante los premios MTV de 2007 sorprendió a sus colegas y seguidores. Foto EDH / AFP

Tras cuatro años de silencio musical lanzó “Blackout” (2007) y junto a este álbum iba de la mano una fiesta sin fin, tanto la prensa como los fans de Spears esperaban lo peor, un accidente fatal o hasta un suicido.

Uno de los momentos en que Britney llegó al tribunal para tratar el tema de la custodia de sus hijos. En este instante ya tenía cerca de una década de lidiar con los paparazzi. Foto EDH / AFP

Mientras el odiado Sam Lufti fungía como su terrible mánager, ella salía con el fotógrafo Adnan Ghalib, con quien llegó a una audiencia para establecer los derechos de visita de sus dos hijos. Al parecer, Britney no pudo controlar la situación y terminó en el área neuropsiquiátrica del Centro Médico de UCLA; esto ocurrió el 31 de enero de 2008, definitivamente el peor inicio de año.

Después de su colapso se vio rodeada de personas que se aprovecharon de su fama y dinero. Foto EDH / AFP

Un tribunal decidió que la estrella del pop no podía tomar sus propias decisiones y desde entonces, hasta el día de hoy, su padre ha tenido el control de su vida personal y profesional. A mediados de ese año todo comenzó a cambiar, la princesa quería regresar a los escenarios, pero la sombra de sus problemas no la dejaba en paz.

En septiembre reapareció en los MTV Video Music Awards 2008, donde aceptó el premio a Mejor video femenino por “Piece of Me”, se veía perfecta, pero en las entrevistas le recordaban una y otra vez su erróneo comportamiento.

Junto a su disco “Circus” (2008) surgió una nueva Britney, quien con ayuda de su padre alejó legalmente a todos los que se aprovechaban de su fama y dinero. En un brazo su álbum “Femme Fatale” (2011) y en el otro su prometido Jason Trawick, así recibió los aplausos por su mejoría. El mundo del entretenimiento le tendió de nuevo la mano, la aceptó como jueza en “The X Factor” y la siguió premiando por su música.

Lee también: Britney Spears preocupa a sus fanáticos por grabarse tras asistir a una terapia

Pero, como siempre, su vida personal se volvió a quebrar con la cancelación de su boda con Trawick en enero de 2013, pero hoy no hubo drama. Todo lo superó con los triunfos de “Britney Jean” (2013) y de “Glory” (2016); hoy hasta tiene su propio homenaje en Las Vegas: cada 5 de noviembre se celebra el Día de Britney.

En los últimos años los escándalos han sido silenciados en torno a Spears; todavía no logra recuperar la custodia de sus hijos, mientras que su estabilidad mental sigue en discusión. A finales del año pasado fue ingresada en un centro médico y todo el mundo sabe que sigue medicada.

Aunque trata de llevar una vida normal, Britney siempre se mantiene en el radar de los problemas. En la imagen junto a su actual novio, 12 años menor que ella, Sam Asghari. Foto EDH / AFP

Hace poco más de un año mantiene una relación “estable” con el modelo Sam Asghari. La semana pasada regresó a los tabloides con el movimiento #FreeBritney, que después de varios años volvió a las redes sociales para pedir la “liberación” de la cantante.

A muchos les parece que su comportamiento es un tanto errático, su Instagram está cargado de publicaciones extrañas y los videos de sus bailes dan pie a dos teorías: es la manera en que expresa su felicidad o definitivamente su racha de locura le cobró factura. Parece que no habrá año sin que Britney siga dando de qué hablar.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad

Suscríbete a elsalvador.com  

Bienvenido a elsalvador.com Estás por completar la cantidad de artículos gratis semanales. Te quedan 4 notas disponibles.

Al suscribirte obtienes:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
Suscríbete a elsalvador.com  

Has llegado al límite de artículos gratis semanales, suscríbete y accede a:

  • Acceso ilimitado a ELSALVADOR.COM en web, móvil y app.
  • Contenido exclusivo de Focus Data
  • Acceso a E-paper de El Diario de Hoy.
  • 2 membresías del Club EDH con beneficios y descuentos exclusivos
Suscribirme ahora
DESDE

$1.99 mensual

Ya eres suscriptor? Ingresa aquí.

Términos y condiciones