POLÍTICA: Ley de Agentes ExtranjerosCovid-19: Variante ómicron NEGOCIOS: Bitcoin en El Salvador SUCESOS: Casos de desaparecidos

Conoce a Lucrecia Chinchilla, la artista de artes plásticas que destaca con sus retratos geométricos

Lucrecia Chinchilla es una salvadoreña que durante la pandemia decidió cambiar los trazos arquitectónicos por los de la pintura. Ahora es una reconocida artista de las artes plásticas gracias a sus retratos creados con figuras geométricas.

Por Óscar Orellana | Sep 27, 2021- 14:11

Es una joven de 35 años que durante la pandemia se encontró con su talento de niña: la pintura. Foto: cortesía Lucrecia Chinchilla

A Lucrecia Chinchilla, de 35 años, el confinamiento de la pandemia por Covid-19 le despertó aquel talento que de niña la cautivó, pero que, por diversas razones de la vida, había dejado atrás. Sin saber que al retomarlo la convertiría en una reconocida artista de las artes plásticas en el país y, con ello, se encontraría con su verdadera pasión.

La salvadoreña es arquitecta y proviene de una familia de artistas. Ella se define como una persona extrovertida y carismática, amante de los colores y los pinceles, por lo que a muy corta edad descubrió que traía innato el don de la pintura, pero decidió, en ese momento, no perseguir ese sueño debido a que “en el país se tiene el concepto de que los artistas no reciben el reconocimiento que merecen”.

No obstante, aseguró que a pesar de ser arquitecta siempre tuvo desde pequeña esas inclinaciones de crear cosas con la pintura. Pero tuvo que pasar muchos años para que sus manos volvieran a tener un contacto con los lienzos y los pinceles.

Foto: cortesía Lucrecia Chinchilla.

Su travesía

Fue específicamente durante el auge de la pandemia cuando tuvo que dejar su trabajo y confinarse en su casa, lo que le permitió iniciar con su travesía en el mundo de las artes plásticas. Primero haciendo cuadros para su familia y luego como una manera de generar ingresos.

“Sucedió realmente en cuarentena, cuando el mundo se detuvo. Entonces hubo una oportunidad de poder hacer una pausa obligatoria en mi trabajo y dije ‘bueno, quizás este es el momento de retomar lo que realmente a mí me gusta. Inicié pintando por necesitad, como una forma de distraerme, de estar entretenida”, agregó Lucrecia, a quien artísticamente la conocen como “La Lu que pinta”.

Aunque destacó que retomar su pasión de niña fue difícil, ya que para ese entonces la mayoría de tiendas estaban cerradas y se le hacía complicado adquirir los insumos necesarios para comenzar a pintar. Además de no tener un vasto conocimiento como otros de artistas en la materia.

Foto: cortesía Lucrecia Chinchilla

“Yo pienso que la pintura es algo nato, es decir, algo que ya traía, pues nunca tomé un curso puntualmente de eso, pero en algún momento de mi vida recibí clases de algún tipo de técnica, específicamente en la Universidad y cuando mi papá nos llevaba a talleres cuando éramos pequeños”, indicó la artista.

Chinchilla narró que un día decidió subir a redes sociales una fotografía de sus primeros cuadros sin imaginar que muchas personas quedarían encantadas con sus creaciones. Fue a partir de ese momento que personas la comenzaron a elogiar con “me encantan tus cuadros, ¿los vendes?” y vio que, además de pulir su talento, también podía generar ingresos con ellos, pues para ese momento necesitaba solventar algunos gastos en su hogar.

Y es así como decidió cambiar los trazos arquitectónicos por los de las artes plásticas. La técnica que utiliza es la Low Poly que consiste en crear, con muchas formas geométricas, el retrato principal, que va acompañado de una diversidad de colores, luces y sombras. Este estilo es uno los más atractivos para las animaciones e ilustraciones en 3D, pero ella lo ha llevado hasta los lienzos.

“Muchas personas me pregunta ‘¿cuántos colores utilizas en un cuadro?’ uy! No sé, quizás unos cincuenta, les digo, pues los colores van surgiendo en cuanto al tamaño y forma de la imagen”, enfatizó.

Foto: cortesía Lucrecia Chichilla

La pintura la inspira

Además, agregó que mezclar una diversidades de tonalidades en sus lienzos para crear una obra de arte le ha permitido tener un contacto más directo con su ser, pues al pintar imprime emociones y sensaciones que no necesariamente vienen de ella, sino de las personas que buscan tener un recuerdo de sus seres queridos.

Cada cuadro es pintado minuciosamente para resaltar cada uno de sus detalles, y aunque parece difícil, Lu considera que solo se necesita de concentración y pasión para poder lograrlos.

Hasta el momento ha creado más de 200 obras de arte, que van desde caninos, gatos, retratos de familias hasta impresionantes figuras de mujeres indígenas. Cada una de ellas las ha vendido a usuarios de las redes sociales. Incluso algunos le envían fotografías de sus familiares o mascotas para que las pueda pintar.

Retrato de un canino. Foto: cortesía Lucrecia Chinchilla

“De hecho hace algunos meses me escribió una persona para poderla pintar y  que fuera la portada de su libro, pero justo en ese momento tenía un encargo de cuatros que debía entregar”, destacó Lu.

Dentro de su pasión resalta que los animales se han vuelto parte esencial de su vida, pues la mayoría de personas que le piden que les haga un cuadro siempre quieren retratar a la figura de su canino, que la mayoría de las veces ha fallecido. Entonces las obras se vuelven un homenaje para esos seres amigable de cuatro patas.

Parte de los retratos que la artistas a pintado. Foto: cortesía Lucrecia Chichilla.

La salvadoreña afirmó que trabajar con pintura le “permite poder corregir algunos detalles de la obra, incluso pudiendo estar terminado el cuadro”. Asimismo, resaltó que pasa jornadas completas pintando y que logra su máxima concentración cuando su hogar está en completo silencio o simplemente cuando tiene una serie de televisión de fondo.

Por otra parte, le encantaría que a los artistas plásticos se les diera el reconocimiento que se merecen, ya que son pocos los que llegan a destacar a nivel nacional. Lu también sueña con participar con sus obras de arte en alguna exposición colectiva para que los salvadoreños puedan apreciar en una sola muestra la diversidad de creaciones de pintores consagrados y emergentes.

De igual manera, en el futuro desea que sus trazos pasen de los lienzos a las paredes para que más personas conozcan su talento.

“Otros de mis objetivos es pintar murales, porque veo que hay como un auge de eso y mucha gente lo está haciendo y me gustaría hacer murales en diferentes partes de mi país”, culminó.

Encuéntrala en redes sociales a través de los link: Instagram @lalu_pinta Twitter: @Lalu_quepinta

La mayoría de retratos están inspirados en caninos

 

 

KEYWORDS

Artes Plásticas Artistas Salvadoreños Entretenimiento Farándula Nacional Galerías De Arte Obra De Arte Pintura Trends Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad