Sacristán acusado de matar a cura dice que su conciencia está limpia

Abraham Heriberto Mestizo Pérez enfrentaría ayer el juicio por la muerte del sacerdote José Cecilio Pérez, pero fue suspendido.

Abraham Mestizo sale del centro judicial de Sonsonate hacia el penal, luego de haberse suspendido el juicio en su contra. Foto EDH / David Marroquín

Por David Marroquín

Dic 06, 2019- 21:00

Abraham Heriberto Mestizo Pérez lucía sereno en el pasillo principal del centro judicial de Sonsonate. Estaba sentado en una de las sillas frente al Tribunal Primero de Sentencia, donde ayer enfrentaría el juicio por la muerte del sacerdote José Cecilio Pérez Cruz, ocurrido el 17 de mayo pasado en la parroquia de San José La Majada, Juayúa.

Pero la vista pública contra Mestizo Pérez fue suspendida porque uno de sus defensores está fuera del país y otro se reportó enfermo. El tribunal reprogramó el juicio para el próximo 8 de enero.

“Cuando la conciencia está limpia, no hay porqué temer”, dijo Mestizo Pérez en un intento de demostrar que es inocente de las acusaciones que le hace la Fiscalía de haber asesinado al sacerdote Pérez.

“Dios es justo y porque es justo le da a uno su recompensa”, dijo Pérez, quien agregó: “trato la manera de mantenerme tranquilo y espero que sea la voluntad de Dios”.

El sacristán dice desconocer las razones del porqué lo acusan del crimen del padre Pérez Cruz. “Yo lo respetaba y oraba siempre por él, al igual que oro por todos los sacerdotes”, dice.

La madre de Mestizo Pérez confía en la inocencia de su hijo. “Mi hijo es inocente, a él lo meten en esa cuestión porque esa noche él durmió en la parroquia… Él trabajaba con el padre, no sería capaz de hacerle daño. Él está ahí (detenido) por las malas lenguas”, aseguró la madre, quien dijo desconocer quién pudo involucrar a su hijo.

Pero autoridades fiscales y policiales aseguraron en su momento que había evidencias en la habitación donde asesinaron al sacerdote que incriminan al imputado.

“La información brindada por las autoridades de la División Central de Investigaciones, la prueba técnico científica jugó un papel importante en la investigación, ya que arrojó información vinculante al capturado”, según las autoridades.

En el sitio, las autoridades hallaron un mensaje escrito: “no pagó la renta MS-13”, pero ninguna de las puertas estaba forzada. El sacerdote tenía lesiones de arma de fuego.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad