Presunto asesino de Karla Turcios será sometido a pruebas de ADN

Defensa solicitó peritaje genético con el que pretende demostrar que Mario Huezo no asesinó a su esposa.

Mario Huezo dijo ser inocente de la acusación que le hace la Fiscalía General de haber asesinado a su esposa, la periodista Karla Turcios. Fiscales aseguran tener suficientes evidencias en su contra. Foto EDH / FRANCISCO CAMPOS

Por David Marroquín

Ago 27, 2019- 20:30

Mario Alberto Huezo, a quien la Fiscalía General acusa de haber asesinado a su esposa, la periodista Karla Turcios; será sometido a un peritaje psicológico y a una prueba de ADN , cuyos resultados podrían reforzar la tesis fiscal de que él la asesinó o debilitar la acusación de su supuesta participación en la muerte de la periodista.

Es por esa razón es que el Juzgado Especializado de Instrucción para las Mujeres suspendió ayer la audiencia preliminar y reprogramó la reanudación para el 11 de septiembre próximo.

En esta audiencia preliminar, la Fiscalía General busca que le admitan las pruebas técnicas científicas que según el Ministerio Público comprometen a Huezo y que sea llevado a juicio en el que pedirán 50 años de prisión que es la pena máxima del feminicidio.

La prueba de ADN, la cual fue solicitada por Geovani Alexander Rivera, defensor de Huezo, pretende comparar muestras de piel encontradas en las uñas de la víctima con el ADN de Huezo para determinar si estas coinciden o no.

“Consideramos que los resultados de esas pruebas son favorables a la defensa para establecer lo que es la inocencia del imputado”, dijo Rivera, quien aseguró que desde hace varios meses se solicitó que Huezo se sometiera a esa prueba, pero nunca se realizó por razones que desconoce.

Mientras que el peritaje psicológico es a solicitud de la Fiscalía General con la intención de demostrar de que Huezo posee una conducta violenta, capaz de haber asesinado a su esposa.

Su defensor considera que la prueba psicológica en vez de perjudicarlo, le puede favorecer y por eso es que el procesado está dispuesto a someterse al referido peritaje, aseguró.

“Por no ser una persona violenta, por ser una persona que no tiene tendencia a realizar actividades violentas o maltratar a las mujeres, pues considera que el resultado le va ser positivo y por lo tanto va a servir para establecer que él no tiene el perfil psicológico de un feminicida”, dijo Rivera Chávez.

Otras de las causas por las que se suspendió la audiencia preliminar es que aún no han llegado el resultado de la prueba grafotécnica que se le practicó en diciembre pasado al imputado.

Este peritaje técnico pretende confirmar o desvirtuar si Huezo escribió una nota amenazante que él dijo haber encontrado en la cochera de su casa, la noche del 14 de abril de 2018. Una nota similar y con la misma letra se le cayó a Huezo afuera de Medicina Legal de Santa Ana, cuando esperaba retirar el cuerpo de Turcios.

Aún cuando faltan los resultados de esas pruebas técnicas científicas, la coordinadora de la Dirección para la Mujer de la Fiscalía, Graciela Sagastume, está segura de que cuentan con las suficientes pruebas técnicas científicas que demuestran que el imputado es el responsable del feminicidio de Turcios.

“A la Fiscalía le queda claro que el señor Mario Huezo, el día 14 de abril del año 2018, lesionó a su esposa Karla Turcios, la estranguló en el interior de su vivienda, luego trasladó su cuerpo hacia la jurisdicción de Chalatenango que es el lugar del hallazgo del cuerpo”, dijo Sagastume.

Aseguró que a las pruebas tecnológicas y científicas se le suman los testimonios de familiares y compañeros de trabajo que coinciden en que Huezo ejercía algún tipo de violencia sobre Turcios.

“No violencia tradicional física, pero otro tipo de violencia. Tenemos la certeza que es una feminicidio agravado por el parentesco, obviamente, también tenemos la certeza de las relaciones desiguales de poder que existían entre ellos por la violencia económica y patrimonial que tenían en la relación de matrimonio”, dijo Sagastume.

Por su parte, Huezo aseguró que él no asesinó a su esposa, Karla Turcios, y que desconoce quién y por qué la asesinaron.

“Que se haga justicia y si tienen algo (en su contra), que lo demuestren. Vamos a ver si eso es cierto, (las pruebs en su contra). No tienen idea de quién fue, no encuentran nada más”, dijo Huezo.

Rivera, defensor de Huezo, aseguró que aprovechará las inconsistencias que según él existen en las pruebas de la Fiscalía para demostrar la inocencia de su cliente. “Los videos demuestran la circulación del vehículo en determinadas zonas, pero no establecen que ahí iba un cuerpo y ese hecho no lo puede probar la Fiscalía”, dijo Rivera.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad