Nicolás Martínez es el nuevo presidente del Banco Central

El economista sustituye a Carlos Federico Paredes luego de que este presentara su renuncia y fuera efectiva a partir del 1 de diciembre.

Por Vanessa Linares

Dic 14, 2019- 04:00

Nicolás Alfredo Martínez es el nuevo presidente del Banco Central de Reserva (BCR), así lo anunciaron oficialmente las autoridades este viernes.

De acuerdo con el perfil compartido por el BCR, el nuevo funcionario cuenta con 22 años de especialización en banca central.

Martínez se graduó de la licenciatura en Economía de la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas en 1990 y fue becado en tres oportunidades (1986,1988 y 1991) para estudiar un Bachelor en Matemáticas en la Universidad de Wisconsin, Madison, EE.UU.; un posgrado en Macroeconomía Aplicada de la Pontificia Universidad Católica de Chile y un posgrado en Finanzas y Economía, respectivamente.

Este último posgrado fue auspiciado por el Banco de Guatemala, el Centro de Estudios Monetarios Latinoamericanos y el BCR.

Asimismo, dentro de su formación también destaca una maestría en Finanzas de la Universidad Rafael Landívar de Guatemala entre 1999 y el año 2000.

De acuerdo con el resumen de vida compartido, entre 1990 y 1991, Martínez trabajó como asistente económico para la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y también fungió como especialista económico del Ministerio de Planificación entre 1993 y 1994.

El boletín oficial del BCR señala que “las credenciales de Nicolás Alfredo Martínez lo perfilan como un economista cuya experiencia será fundamental para fortalecer la credibilidad técnica que caracteriza al Banco Central de Reserva y al mismo tiempo, conducir a la institución hacia la modernización de los productos y servicios que ofrece a la población”.

El economista, que en el ámbito profesional también se ha desempeñado como “asesor técnico de altos funcionarios en diversas administraciones”, sustituye a Carlos Federico Paredes luego de que éste hiciera efectiva su renuncia a principios de diciembre.

El pasado 27 de noviembre, Paredes confirmó que había depuesto su cargo a petición del mismo Presidente de la República, Nayib Bukele, como un “mensaje” al sistema de justicia de que por ser funcionario de alto rango no está exento de que se le aplique la ley, puesto que desde 2016 se le acusa del delito de estafa inmobiliaria en perjuicio de tres de víctimas que reclaman el pago de más de medio millón de dólares como devolución e intereses por unos lotes en el proyecto habitacional de Lomas de Santa Elena, Nuevo Cuscatlán.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad