FOTOS: Conoce la centenaria mansión de un expresidente que desafía el paso del tiempo en Soyapango

La que hoy es una funeraria fue el hogar de una de las familias más poderosas de su época.

Foto EDH / Yessica Hompanera

Por Yessica Hompanera

Nov 14, 2019- 20:46

Esta mansión aparenta estar congelada en el tiempo por su buen estado de conservación. Está en medio de un pequeño oasis de vegetación rodeado del creciente desarrollo urbanístico de Soyapango. Desde la calle Padre Salazar Simpson, a un par de cuadras del Complejo Deportivo Plaza España, en Soyapango, genera miradas de curiosidad en los transeúntes que contemplan fugazmente parte de su extravagante fachada.

Esta casa albergó a la familia de Jorge Meléndez, expresidente de El Salvador de 1919 a 1923. Su gobierno fue parte de la llamada Dinastía Meléndez-Quiñónez (1913 a 1927), una serie de sucesiones presidenciales entre tres miembros de estas familias que empezó después del asesinato de Manuel Enrique Araujo. Inició con la llegada al poder Carlos Meléndez quien se alternó en el poder con su cuñado Alfonso Quiñónez y su hermano menor Jorge durante 13 años consecutivos.

Los Meléndez poseían en Soyapango haciendas, la Venecia y Prusia, que actualmente han sido engullidas por carreteras, instalaciones comerciales y urbanizaciones densamente pobladas.

Foto EDH / Yessica Hompanera

El palacete de finales del siglo 19 está construido al estilo victoriano, muy de moda en varias partes del mundo durante el reinado de Victoria de Gran Bretaña (reina desde 1837 hasta 1901), que se caracteriza por la mezcla de varios estilos históricos y por una abundante decoración y detalles. Por ejemplo, en las paredes y ventanas se destacan elementos del Renacimiento europeo, como son las paredes que imitan sillería almohadillada. También resaltan sobre el techo dos torres con reminiscencias del estilo gótico y pilares neoclásicos que sostienen la terraza del segundo piso.

Un camino serpenteante lleva desde el portón de la entrada hasta una serie de gradas teñidas de rosa y luego se entra a una amplia sala llena de molduras de madera. El gerente general de la Funeraria Venecia, Carlos López, quien sirvió de guía durante nuestra visita, señaló que la mansión cuenta con al menos cinco tipos de losetas de piso para sus distintos ambientes.

Las puertas están hechas de vidrio, metal y madera tallada a mano que han sobrevivido a más de 120 años desde que se instalaron. Además de una escaleras estrechas que llevan al segundo piso y al caminar por ellas se puede escuchar el sonido de la madera al rechinar.

Foto EDH / Yessica Hompanera

La segunda planta era el espacio íntimo de las recámaras de la familia presidencial. En el ala izquierda se encuentra la habitación de Jorge Meléndez que conserva aún el juego de baño original. Esta era compartida con su esposa, Tula Mazzini, con la procreó tres hijos: María de los Ángeles, Ricardo y Jorge. Consta de 14 habitaciones y justo al centro del conjunto hay un candelabro colgante de hierro forjado y cristal.

Antes de convertirse en funeraria acá se manejaron los negocios de la familia Meléndez, quienes desde un inicio instalaron una planta moderna de azúcar, beneficios de café y la crianza de ganado. Su prosperidad los llevó a ser considerados una de las familias prominentes de la época. López dijo que las tierras del señor Jorge Meléndez llegaron a ser tan vastas que abarcaban casi por completo los municipios de Ilopango y Soyapango, incluso el área donde está el Aeropuerto de Ilopango fue de los Meléndez .

El 22 de noviembre de 1953 murió Jorge Meléndez y fue Ricardo, el último de sus hijos, el que se encargó de la mansión. No fue hasta la ofensiva de la guerrilla, en noviembre de 1989, que todos sus inquilinos decidieron abandonarla. Con los años la vegetación se fue apoderando de la residencia hasta dejarla parcialmente oculta. En 2009 la junta directiva familiar tomó el mando del terreno y decidieron remodelar las instalaciones para construir el negocio fúnebre.

Foto EDH / Yessica Hompanera

 

La residencia presidencial que se convirtió en funeraria en Soyapango

Rodeada de árboles y un pasto verde está la imponente casa centenaria donde vivió la familia del expresidente de la República Jorge Meléndez, y que ahora es administrada por su descendencia.

Te recomendamos

Movistar Salen a la luz reveladoras imágenes de la hija de Lucero y Mijares, así se ve a sus 14 años
Movistar ¿Recuerdas a “Lady frijoles”? Tras ser deportada, ahora es presentadora de TV y emprendedora en Honduras
Movistar Fuertes revelaciones: Así es la vida de Melania Trump en la Casa Blanca

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad