SELECTA: Al mundial solo por un milagro CLÁSICO: FAS y Águila siguieron tirándose en redes tras el juego FIRPO: Muere hijo de Jorge Sánchez

INFORME ESPECIAL: El centenario de una pasión y el primer juego oficial de la Selecta

La Selecta cumple este mes, 100 años de su primer partido internacional. Una historia llena de curiosidades, datos en disputa y mucha emoción al rememorar semejante pasaje en la historia de la Azul y Blanco

Por Colaboración: Rodrigo Baires / Producción: Roberto Leiva y Mario Reyes |

La afición se fue contenta con el empate de la Selecta. Foto EDH / Jonatan Funes

En vísperas del primer Centenario de la Independencia Centroamericana, la ciudad se preparaba para un doble festejo y hacia el norte, en el ‘estado’ vecino de Guatemala, una delegación salvadoreña se alistaba para participar en las competencias de fútbol de los Juegos Atléticos Centroamericanos, luego que en las competencias de atletismo guatemaltecos y costarricenses se habían adueñado de los primeros puestos.

Aún cuando en tierras cuscatlecas existían los clubes de fútbol ‘Marathon’, en San Salvador, y el ‘Lamatepec’ y el ‘Azul y Blanco’, en el occidente, y a 22 años de aquel 6 de junio de 1899 cuando se realizó el primer encuentro de la disciplina, el deporte inglés no había calado en el gusto de los nacionales.

Los siguientes destinos de la Selecta en la octogonal

Tres meses atrás El Salvador había aceptado la invitación para participar en la contienda que reuniría justas de tenis, béisbol, natación, lawn tennis -para el cual el gobierno de Meléndez había donado la copa para el primer lugar-, lucha de cuerda, además del fútbol y del atletismo.

A principios de septiembre un grupo de ‘sportmans’ se reunió para practicar todos esos deportes a doble turno en las canchas y en el hipódromo del Campo Marte de San Salvador, donde actualmente se encuentran el Palacio Nacional de los Deportes y el Parque Infantil.

Tras pocos días de entreno el combinado salvadoreño quedó integrado por Carlos Escobar Leyva, José Pablo Huezo, Benjamín Sandoval, Emilio Dawson, Guillermo Sandoval, Enrique Lindo, Víctor Recinos y los hermanos Guillermo y José E. Alcaine, a quienes se unieron el español residente en el país Santiago Barrachina y el francés Emilio Detruit, para representarnos en las competencias.

Llenos más de entusiasmo que técnica la novel selección partió del puerto de La Libertad, el 6 de septiembre, a las 7:20 p.m., a bordo del vapor “Colombia”, con destino al puerto de San José, Guatemala. Dos días después la ciudad se enteraría del programa general de los Juegos a través de los periódicos de la época.

Grupo de la Primera Selecta de la Historia. Foto: Retomada de Carlos Cañas Dinarte

Los rivales

De acuerdo a las bases de la competencia el torneo de fútbol sería regido por las “reglas internacionales de Foot Ball (soccer)” al tiempo que especificaba que cada país podía inscribir un equipo civil y uno militar para la justa. “Esta prueba se hará por eliminatorias (knockout system) y la primera eliminatoria se hará por sorteo”, rezaba el manuscrito. Sin embargo, bajo el sistema eliminatorio la tónica opción válida para los salvadoreños era jugar frente a los hondureños. Tanto los ticos como los chapines gozaban de una estructura futbolística más o menos sólida y con jugadores de mayor rodaje que los nuestros, de cepa cien por ciento ‘amateur’.

Costa Rica practicaba el fútbol desde finales de 1876 y 41 años después, el 13 de junio de 1921, conformó su Liga Nacional de Fútbol tomando como base a los clubes existentes, que para entonces ya realizaban torneos. El Diario de Costa Rica y Diario del Comercio consignaron que el ‘team’ de su país había sido bien seleccionado.“

La defensa se compone de jugadores de peso, de buen cuerpo resistencia. El ataque lo forman muchachos jóvenes, buenos corredores y atrevidos”, rezaban entre sus líneas. Por su parte, Guatemala tenía casi veinte años de selecciones de fútbol y para esta competencia gozaría con un equipo base del “Hércules”, líder de sus torneos capitalinos, y un refuerzo del “Allies”, el segundo equipo chapín.

Al final, en aquella mañana del miércoles 14 de septiembre, los nacionales, ataviados con pantaloneta blanca y camisa negra, se sometieron al clásico esquema 1-2-3-5 en el recién engramado “Stadium” del Campo Marte de la capital guatemalteca para enfrentar los ticos, que alinearon con Manuel Rodríguez, Gilberto Árguedas, Feis Tabash, Rodolfo Peralta, Eladio Rosabal, Roberto Figueredo, Jorge Luis Solera, Claudio Árguedas, Joaquín Manuel Gutiérrez, Rafael Madrigal y Ricardo Bermúdez. Al término del primer tiempo los ticos habían perforado en tres ocasiones la cabaña de Escobar Leyva al final de los ochenta minutos de juego, dos tiempos de cuarenta cada uno, Costa Rica pasó a la final con un 7-0 en la pizarra.

Dos horas después, Guatemala se clasificaría al golear a los hondureños. La victoria tricolor fue merecida, según detalla Antonio Guzmán en la revista Guatemala Deportiva en una edición especial de los cincuenta años de selecciones chapinas, en 1952. “Entre estos ticos había estrellas que han dejado una estela imperecedera. En primer término tenemos a Madrigal, que con Morera se les considera hoy en día como los máximos exponentes del fútbol tico de todos los tiempos; pero en la delantera tenían otras dos estrellas de gran magnitud en Solera y Solano, mientras Árguedas, Gutiérrez y Bermúdez completaban una línea excelente que jugaba un fútbol preciosista, de pases cortos y veloces”, aseguró Guzmán en su reseña.

La reconstrucción de la primera ficha. Foto: Hemeroteca EDH

El retorno

La final entre ticos y chapines se celebró el domingo 18 de septiembre de 1921. Los costarricenses obtuvieron la victoria con un rotundo 6-0. El rotativo guatemalteco “El Diario de Centro América”, en su edición del 19 de septiembre de 1921, consignó que: “El equipo costarricense de ‘football’ dio una dura lección al equipo guatemalteco”. “El equipo costarricense jugó admirablemente y esta sola partida es suficiente para aquilatar su superioridad. El team de Costa Rica hizo un juego matemático. Sus elementos se conocen unos a otros y trabajan armónicamente. Combinan muy bien”, aseguró la publicación.

En tierras salvadoreñas el encuentro pasó desapercibido luego que los diarios salvadoreños, a excepción de la publicación especial ‘con gráficas’ de “La Prensa” sobre el Centenario de la Independencia el propio 15 de septiembre, decidieron no circular del 12 al 18 de septiembre.

El 21 de septiembre, las noticias por cable reportaron que Costa Rica ganó el campeonato de fútbol al tiempo que los guatemaltecos se alzaron con el primer lugar en el béisbol. De El Salvador, las escuetas noticias aseguraron que Detruit y Guillermo Alcaine, entre los vencedores de las pruebas de atletismo, fueron ovacionados por más de 20 mil personas reunidas en el “Stadium” del Campo de Marte de la ciudad de Guatemala.

Así se paró la primera Selecta en la historia. Foto: Hemeroteca EDH

Un marcador en duda

Tres o siete goles… Diferentes textos de revistas deportivas, libros sobre historia del fútbol guatemalteco, salvadoreño y costarricense no concuerdan con el resultado obtenido por la selección nacional frente a los ticos en 1921. De acuerdo a un homenaje a los 50 años de las selecciones de fútbol chapinas de la revista “Guatemala Deportiva’, editada en 1952, los salvadoreños cayeron 3-0 frente a la representación costarricense. El mismo dato es reproducido en el libro “Historia de las Selecciones de Fútbol de El Salvador’, escrito por Alejandro Gómez Vides en 1981, y por las investigaciones del guatemalteco Marco Tulio Cóbar, miembro de la Federación Internacional de Historia y Estadísticas del Fútbol Mundial (IFFHS, por sus siglas en inglés). Cóbar aseguró que los goles fueron anotados por Claudio Árguedas, Ricardo Bermúdez y José María Gutiérrez.

Sin embargo, en ninguno de los periódicos salvadoreños que se editaban en 1921 -“El Diario Latino”, “El Diario de El Salvador’ y “La Prensa”-, así como en el rotativo guatemalteco “El Diario de Centro América”, se encuentran registros del marcador final entre El Salvador y Costa Rica durante ese miércoles 14 de septiembre de 1921.

La mesa de honor en la clausura de los Juegos Atléticos Centroamericanos. Foto: Hemeroteca EDH

Otro número

Según explicó Rodrigo Calvo, periodista costarricense y uno de los autores de los libros “Historia de la Selección Nacional de Fútbol de Costa Rica”, El Salvador cayó 7-0 ante Costa Rica según citan en sus obras los historiadores Miguel Ángel Ulloa, Armando Morux y Miguel Romero, algo que ha sido corroborado en los periódicos ticos de la época.

“Tuve la oportunidad de entrevistarme con Rafael Madrigal y Jorge Luis Solera, miembros de la primera selección de esa época, y me ratificaron este dato”, comentó Calvo. La cifra es la misma que maneja el suizo Erick Garin, miembro de la Rec Sport Soccer Statistics Foundation. De acuerdo al tico, Gutiérrez fue el primero en anotar en el encuentro, al minuto 9. A él le siguieron sendos goles de Árguedas y Bermúdez, así como cuatro anotaciones de Madrigal”.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Aniversarios Deportes FESFUT Fútbol Futbolistas Redes Sociales Selecta Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad