Opinión

El carro de las medallas doradas

El editor jefe de Deportes, Gustavo Flores, opina del esfuerzo de los atletas luego que terminaran los Juegos Panamericanos Lima 2019

Roberto Hernández (izq), Paulina Zamora y Yuri Rodríguez, los medallistas de oro de El Salvador en los Juegos Panamericanos Lima 2019. Foto Cortesía COES

Por Gustavo Flores | Twitter: @Gusflores21 | Ago 19, 2019- 14:40

Mucho se ha hablado y escrito en estos días a propósito de los logros dorados de la delegación salvadoreña en los Juegos Panamericanos de Lima 2019. Y hay de todo: los que trabajaron y apoyaron en silencio y hoy sonríen. Ellos son los que valen. Pero también están los que se suben al carro de la medalla. Y los que desalientan cada paso del deporte salvadoreño.

Antes que nada, los deportistas. Todo el mérito es de ellos. Hasta hace un par de semanas, la Federación de surf no tenía directiva y la de fisicoculturismo luchaba por más fondos. Bryan Pérez, Paulina Zamora, Roberto Hernández y Yuri Rodríguez son ejemplo de tenacidad, voluntad, sacrificio y triunfo.

Roberto, por ejemplo, se fue a acompañar a su dirigida Paola Corado en el Mundial juvenil de tiro con arco en España. Se paga sus gastos, al igual que la protagonista. Esto es moneda corriente en el deporte salvadoreño.

Roberto Hernández (centro) con su medalla de oro tras ganar la final del Tiro con Arco compuesto en los Juegos Panamericanos Lima 2019. A la izquierda, Braden Gellenthien y a la derecha, Daniel Muñoz. Foto EDH / Cortesía COES

Por eso el pedido es reiterado: “Más apoyo para el deporte”. Ayer lo volvió a gritar Paulina Zamora. Muchos criticaron que Yuri haya dicho que no tendría donde vivir tras ganar el oro; vale recordar que a Cristina López desde el gobierno de Tony Saca le dieron una vivienda cuando obtuvo su oro en Río 2007.

En la red social twitter, el debate está a la orden del día. Algunos como Paolo Luers ponen en duda la “prioridad” que debería tener el deporte, algo que ya sería retrógrado hasta discutirlo. Deporte es salud, es desarrollo social, es prevención del delito. Gente así supone que el Real Madrid o selecciones europeas deberían encabezar la agenda de los medios.

Otros, como Eugenio Calderón, hablan de “turismo deportivo” sin tener idea del tema y olvidando el sacrificio de atletas. Se ataca a los que no triunfan o a los que hacen sus primeras experiencias. Y despotrican cuando se destaca el deporte nacional en los medios. Lo siento, no todo es la liga mexicana…

Claro, después, con los triunfos consumados, todos se suben al carro del oro.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad