‘Kin’ Canales: “Alianza ha sido todo para mí”

En la historia de los paquidermos han quedado varios ídolos y Joaquín Canales, el “Duende Albo”, es un personaje que es bien recordado

'Kin' Canales durante un juego benéfico en el estadio Cuscatlán. / Foto Por Archivo

Por Raúl Recinos | Twitter: @raulonlon10

Oct 10, 2018- 10:36

No hay un solo domingo, o cualquier día que juegue Alianza, que en los alrededores del estadio no se mire una camiseta con el número 10 en la espalda, ese que Joaquín Canales Escobar ocupó en buena parte de los 18 años que jugó en las filas de los paquidermos.

A las puertas de que el cuadro albo cumpla 60 años de existencia, “Kin” hizo un repaso de sus mejores años con el equipo y tiene tres momentos que lo marcaron: El título que consiguieron en la temporada 1986/1987 y, en esos mismos años que tocaban la gloria, penurias en el tema económico. Además, un partido por el no descenso que disputaron contra ADET.

Lea también

Chamba Mariona: “Hasta hoy hablan de la Orquesta Alba y algunos la comparan con el Barcelona”

Entrevista: Fue jugador, entrenador y presidente del Alianza FC, donde vivió grandes momentos y otros complicados. Se transformó en líder de un equipo emblemático del fútbol salvadoreño.

“Los recuerdos con Alianza son aquel título que obtuvimos en la temporada 1986/1987 jugando contra Águila la final en el estadio Cuscatlán, un lleno impresionante… También pasamos momentos difíciles, tres meses sin recibir sueldo, debido a la crisis en el país en el ámbito futbolístico”, dijo “Kin” Canales desde Houston, lugar donde reside.

Esos malos momentos se los atribuye a que después del “accidente futbolístico” en el Mundial de España 1982, donde la Selección perdió 10-1 ante Hungría. La afición se alejó varios años de las canchas y eso afectó a los clubes. Nunca se quiso ir La historia del también llamado “Duende Albo” empezó desde las gradas, como un aficionado más.

Cuenta que tenía un amigo en la colonia donde creció, que iba a vender mangos al estadio, y Joaquín se animaba a ayudarle con el objetivo de ir a ver los partidos de los paquidermos. Fue entre 1988 y 1981 que entró a la categoría de reservas, ahí empezó su amor por el equipo, el cual defendió casi por 18 años, solo con un pequeño receso de unos siete meses, cuando se fue a jugar con el Washington Diplomats, de la ASL de Estados Unidos (ahora NASL).

Lea además

Estos son los mitos y leyendas más grandes en la historia de Alianza FC

El aniversario 60 de Alianza es la mejor ocasión para recopilar los datos curiosos y las anécdotas que marcan la historia alba. b Desde la incierta fecha de su fundación hasta la copa de 1998, los aficionados albos tienen materia de sobra para debatir

Canales cuenta que en su época no había relación entre directivos y jugadores para hacer negociaciones, los tratos eran entre dirigentes, “pero los equipos no cedían con sus mejores jugadores”, recordó. Además, cuando tenía 23 años tuvo una oferta de un equipo costarricense, pero Óscar Rodríguez, presidente de Alianza en su época, no lo dejó ir. Le dijo a “Kin” que no estaba en venta, cosa que pretendía el club extranjero.

Sin embargo, el mismo delantero cuenta que tampoco quería irse del equipo porque considera que ser aliancista “es un sentimiento bien profundo, cada quien lo siente con su equipo, es algo paradójico explicarlo, le llega a tener (al equipo) un amor, un sentimiento, algo que se vive dentro de la cancha”. En su tiempo por las filas de los albos también recuerda la familia que conformaron, todos tirando hacia el mismo lado. Y rememora el afecto que siempre le demostró la afición blanca.

Comentar Comentar

Te recomendamos

Noticias Revive los detalles de la ceremonia de canonización de monseñor Romero y otros beatos
Noticias Salvadoreños celebran la canonización de Óscar Arnulfo Romero frente a Catedral
Noticias Julian Filochowski: “Creo que Romero no es una figura católica, sino un hombre ecuménico”