Secciones
×

Síguenos en

Denuncian extorsiones de maras en Tonacatepeque

Mareros repartieron hojas volantes en las casas de las víctimas para cobrar los chantajes

En el municipio de Tonacatepeque la Fuerza Armada mantiene patrullajes rutinarios en el casco urbano. Foto EDH / Archivo.

Las autoridades de Seguridad Pública tienen que recuperar las zonas con alta presencia de pandillas para poder impulsar programas de prevención de la violencia, según diputado Mauricio Vargas

Por Twitter: @oscar_iraheta

Ene 13, 2013- 19:00

Pobladores y transportistas del municipio de Tonacatepeque, al norte de San Salvador, denunciaron las exigencias de dinero que han realizado los pandilleros de la 18 en las últimas semanas.

El cobro de las extorsiones fue realizada por medio de hojas volantes que fueron lanzadas en las casas de los pobladores el 24 de diciembre y luego el 3 de enero, según denunciaron algunas víctimas, a condición de anonimato, a El Diario de Hoy.

Los afectados confirmaron que los panfletos fueron repartidos en al menos 50 viviendas del municipio y a los transportistas.

Según los afectados, los mensajes escritos exigían entre $20 y $25 dólares por cada vivienda. Además, amenazaban con asesinar a las personas, si los casos eran denunciados a la Policía.

Fuentes de la Policía dijeron que, según algunas investigaciones, los responsables de exigir los cobros son los pandilleros apodados El Sapo, King Kong, Lágrimas, El Ajo, El Soldado, El Negro, El Sombra y otros más. Las fuentes detallaron que estos pandilleros tienen comunicación con otros sujetos a través de llamadas telefónicas desde los centros penales.

Las investigaciones son lentas, ya que no hay suficientes pruebas y denuncias para investigar las exigencias de dinero y las amenazas, aseguraron las mismas fuentes policiales.

Los mareros Melqui, Chirrín padre e hijo, Enano, Mosca, Speed, Slow y Arony son los delincuentes que lideran las extorsiones y homicidios en el referido municipio, identificaron algunas personas afectadas.

Los pobladores aseguraron que ante la falta de apoyo por parte de la Policía tuvieron que denunciar las amenazas ante los jefes de la Fuerza Armada, quienes han prometido colaborar con patrullajes e investigación.

Los afectados aseguran que estas son nuevas extorsiones que han venido a sumarse a las que ya realizaban los mareros a varios negocios de la zona. Entre estos cobros está el que hacen a una sorbetería, donde pagan entre $50 a $100 dólares semanales. Según las fuentes, el dueño de ese negocio ha sido amenazado.

También hubo cobros a una panadería que tuvo que ser cerrada ante las amenazas.

Otro negocio similar pagó 100 dólares cada 15 días, más varias tarjetas para recargar los celulares de los pandilleros. Las fuentes aseguran que un taller automotriz y una pizzería también han sido blanco de los extorsionistas de la mara Salvatrucha.

Los afectados detallaron que los propietarios de los referidos negocios colocaron cámaras y vigilancia privada, luego de que ambos fueran amenazados por no pagar los chantajes.

Asimismo, negocios situados en los alrededores del mercado pagan semanalmente varias cantidades de dinero; los mototaxistas también.

Una farmacia y un comedor se han sumado a los pagos de los chantajes.

Extorsión al transporte

Propietarios de microbuses de la Ruta 115, que hace su recorrido desde ese municipio hacia el centro de San Salvador, aseguran que meses atrás los mareros los obligaron a pagar cerca de $300 semanales.

Mientras que los buseros pagan cerca de $200 cada semana. Los cobros ilegales obligaron a los buseros ha realizar paros de transporte.

A estos últimos, a parte de los cobros, los mareros les exigen que los trasladen a diferentes lugares donde cometen homicidios. Muchos de los empleados han sido asesinados.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios