Secciones
×

Síguenos en

Gabriela, 10 en la PAES con talento y dedicación

La joven, que ya ha cosechado triunfos para el país, tiene entre sus planes hacer carrera en el campo de la Física y estudiar más idiomas.

Gabriela Corea tiene entre sus retos aprender dos idiomas más, portugués y alemán. Foto/Lissette Monterrosa

Por Susana Joma

Nov 28, 2017- 06:00

Amigable, desenvuelta y muy inteligente. Esos son parte de los rasgos de Gabriela María Corea Morán, la estudiante que este año obtuvo nota diez a nivel nacional en la Prueba de Aprendizaje y Aptitudes para Egresados de Educación Media (Paes).

Vea galería completa de imágenes

La joven, quien tiene 17 años y estudió desde kinder hasta bachillerato en el Colegio Guadalupano, de San Salvador, afirmó que “no me esperaba ser el 10 de la Paes”.

En medio de su alegría, Gabriela no deja de agradecer a Dios y a sus padres: Josefa Morán de Corea y Elmer Edgardo Corea Guillén.

Explica que el día que en el colegio entregaron las calificaciones de esa prueba ella no pudo asistir, pero desde que sus amigas le compartieron un audio en el que una de las religiosas mencionó su nombre y calificación ha sentido “emociones encontradas, felicidad y orgullo por el logro”.

“Estoy muy contenta al igual que mi familia y amigos”, subrayó, en vísperas de su graduación del colegio.

A la Paes ordinaria, que se realizó en octubre pasado, se dieron cita 81,016 alumnos de todo el país, según los datos que el Ministerio de Educación dio el 15 de noviembre pasado.

Recuerda que el día de la prueba aunque estaba consciente de que se había preparado bien no dejó de sentirse un poco nerviosa.

Gaby, como cariñosamente le llaman en el seno de su familia, forma parte de la Academia Jóvenes Talento de la Universidad de El Salvador (UES) desde que tenía 13 años de edad.

Precisamente, cuando se difundieron los resultados de la Paes el director de Educación Media, Óscar Águila, dijo que hubo una nota diez a nivel nacional que recayó en un estudiante formado en el programa de Jóvenes Talento.

En ruta al éxito

La joven comenta que desde muy pequeña tuvo interés en lo relacionado con la Ciencia y la Matemática, e incluso se le facilitaban, pero fue hasta que ingresó al mencionado programa que se dio cuenta del potencial que tenía en estas áreas y empezó a desarrollarlo.

“En 2015 me interesé más por el área de Física y decidí hacer los (exámenes) electivos para entrar al Olímpico de Física, y cuando me aceptaron empecé a entrenarme para ir a competir a olimpiadas”, citó.

Asegura que ese salto hacia el grupo olímpico le favoreció para volverse más disciplinada en el ámbito del estudio.

La joven dedica aproximadamente 4 o 5 horas a estudiar, y en su caso suele hacer resúmenes y esquemas, porque dice que de esa manera le es más fácil asimilar información.

Te puede interesar: Conoce a los estudiantes con 10 en la PAES desde el 2006

Su paso por el programa de talentos de la UES no solo le ha permitido crecer en conocimientos, sino también cosechar triunfos para la tierra que la vio nacer.

En 2016 ganó una medalla de oro en la Olimpiada Centroamericana y del Caribe de Física, que se realizó en el país; una de bronce en la Olimpiada Mesoamericana de Física, que se llevó a cabo en México; y otra de bronce en la Olimpiada Iberoamericana de Física que se celebró en Uruguay.

Para 2017 se trajo también un bronce de la Olimpiada Iberoamericana de Física, realizada en Colombia.

¿Qué te ha enseñado el programa Jóvenes Talento? “Me ha enseñado que hay que esforzarse mucho para cosechar los frutos. Me ha enseñado a dedicarme mucho a lo que yo quiero”.

Sin embargo, Gabriela María sostiene que en el programa, además de que encontró un espacio para desarrollar su potencial, también halló una familia, un ambiente cálido, en donde todos son muy unidos.

Y ese lazo se hizo evidente en los últimos días con las múltiples felicitaciones que los miembros del grupo de Olímpicos de Física le han externado, tanto en persona como a través de su sitio web, sumándose a las que sus amigas del colegio le han dado.

Al consultarla sobre qué es lo que considera que la ayudó a alcanzar el éxito en la Paes no duda en señalar que es “la dedicación y preparación que me han dado mis profesores, tanto de Jóvenes (Talento) como de mi colegio”.

Esta carismática y alegre joven no pierde paso y tras graduarse de bachiller se prepara para nuevos retos, uno de ellos es la Olimpiada Mundial de Física que se llevará a cabo en Lisboa en julio 2018,y especialmente la universidad.

Gaby, quien tiene muy buen dominio del Inglés, explicó que quiere seguir la carrera de Física y tiene en el radar varias opciones de centros universitarios de Estados Unidos, entre ellos está el Instituto de Tecnología de California (Caltech, por sus siglas en inglés), la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), la Universidad de Stanford y la Universidad de Chicago.

Por el momento se inclina más por el Caltech, una institución destacada en el ámbito de la Física y que asocia como el lugar en donde trabajó Albert Einstein.

En la mira también tiene el reto de aprender, en un futuro cercano, otros idiomas como el portugués y el alemán.

Dada su experiencia, la joven recomienda a otros escolares que persigan sus sueños y que hagan un esfuerzo por estudiar porque en sus palabras “la educación es el pasaporte del mañana”.

Muy activa

Si bien Gabriela Corea se esfuerza para conseguir sus metas académicas, como toda joven también gusta de realizar distintas actividades para divertirse junto a sus padres, con su hermano menor, y con el grupo de amigas cercanas del colegio.

A ella le gusta salir a caminar, ir a la montaña, a las playas como la Costa del Sol y El Puerto de La Libertad. De igual manera tiene gusto por algunos libros, en especial El Principito, porque, según dice, este enseña que lo que en realidad importa de las personas es su interior y no lo exterior.

Gabriela también disfruta de la música y con evidente emoción se declara fan de la cantante Katy Perry, a quien admira porque considera que es una artista original, que no trata de seguir estereotipos y su música tiene sentido.

“(A Katy Perry) la empecé a seguir desde que tenía como diez años de edad. Me gustaba y ahora aún más. Creo que soy súper fanática, soy su fan número uno”, explica, tras citar al dedillo algunas de las sonadas canciones de esa reina del Pop, como Friday Night, Teenage Dream y California Girl.

“Ya he ido a un concierto de ella. En 2014 fui a su Prismatic Tour, en Los Ángeles. La tuve enfrente y me dio la mano. Tengo una foto de ella cuando me está viendo”, aseguró.

 

Esta chica, a quien le gusta el Sushi y por supuesto la comida tradicional salvadoreña, entre ellas las pupusas de arroz, también confiesa que otra de sus pasiones es viajar.

A la fecha ya ha visitado por lo menos ocho países: unas veces ha viajado en el marco de las competencias, en otras lo ha hecho con su familia, pero también sola venciendo sus miedos. Es así como tiene vivencias de la cultura de Estados Unidos, Alemania, Francia, Uruguay, Colombia, México, Costa Rica.

Los padres, Elmer Corea Guillén y Josefa, quienes son profesionales, se regocijan y afirman que están orgullosos del éxito que alcanzó en la Paes.

Ambos son empleados y con mucho esfuerzo han logrado que Gaby y su hermano Luis asistan a colegios y al programa de talentos.

“Es una emoción bien grande, porque los papás siempre nos alegramos de los logros de los hijos, pero este es particularmente grande porque sus resultado es uno entre 81 mil estudiantes que hicieron la prueba. De manera que es una proeza, que combina la dedicación, el talento, el conocimiento de ella y seguramente alguna disposición divina que la escogió, porque no hay que dudar que debe haber muchos jóvenes buenos alrededor”, sostiene Corea Guillén.

De acuerdo con lo expresado por Corea Guillén, como todos los padres ellos han luchado para darles a sus hijos la educación y los valores que les permitan desempeñarse bien en la vida y alcanzar el éxito.

“En mi caso muy particular ha sido una experiencia muy bonita poder servirles a ellos, acompañarlos en el colegio, en el proyecto de Jóvenes talento, y en el trabajo de las competencias olímpicas en que Gaby está involucrada”, precisó.

El orgullos padre afirma que su hija lleva una vida normal, pues no solo se enfoca en sus estudios sino también hace otras actividades y se divierte con sus amigos y amigas: “Ella no deja de ser feliz por ocuparse del estudio”.

Tags Colegio Guadalupano Estudiante PAES

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios