Secciones
×

Síguenos en

Vecinos de Antiguo Cuscatlán temen por su seguridad

El VMT ordenó quitar los portones en ocho calles de la colonia Jardines de Guadalupe

De acuerdo con los habitantes de la zona desde que se pusieron las estructuras se ha logrado aminorar los asaltos y saqueos en estas calles. foto edh / archivo
De acuerdo con los habitantes de la zona desde que se pusieron las estructuras se ha logrado aminorar los asaltos y saqueos en estas calles. foto edh / archivo

Por Georgina Vividor comunidades@eldiariodehoy.com

Ago 15, 2013- 19:00

La orden el Viceministerio de Transporte (VMT ) de retirar los portones en siete calles de la colonia Jardines de Guadalupe, en Antiguo Cuscatlán, ha generado no solo malestar, si no temor de regresar a la situación de inseguridad en la que vivían antes de colocarlos en estas vías de acceso secundarias.

De acuerdo con denuncias que afirma haber recibido la dirección General de Tránsito, se viola el libre tránsito, la libertad de circulación en las calles Adriático, Báltico, Caribe, Mármara, Bósforo, Pacífico, El Egeo y Mississippi.

Son un aproximado de 2 mil personas las que habitan en estas calles, quienes no están de acuerdo que se quiten estos portones. Ellos alegan que se les se les quitaría la seguridad que han logrado tener con esfuerzos propios.

Según Benjamín Pacheco, vecino de la calle del Báltico, estas estructuras no fueron puestas “por capricho” si no por que se vieron en la necesitad ante los contantes asaltos y abusos de las personas que transitaban en el lugar.

“Sólo en este pasaje hubo robos de vehículos, saqueos de casas y la gota que rebalsó el vaso fue cuando se metieron a mi casa y nos encañonaron a mi hija, a mi y a mi esposa”, narró el afectado.

Los vecinos añaden, que en estas calles a menudo se propiciaban actos sexuales en la vía pública y que los estudiantes de la UCA también llenaban esas calles con sus vehículos.

“Si el VMT nos garantizara la seguridad y nos pusiera seis policías en cada pasaje, nosotros no tendríamos la necesidad de tomar estas medidas, creemos también tenemos derecho a la vida y a la seguridad y a velar por la de nuestras familias”, añadió Pacheco.

“Si vienen con las máquinas también vamos a protestar porque están en juego nuestras familias” dijo Pacheco.

Por su parte José Rolando González, explicó que aunque no cuentan con un permiso por escrito, la alcaldía siempre les ha apoyado en todo momento.

“Nosotros no entendemos por qué el VMT se ha empecinado con nosotros, si en Santa Tecla por ejemplo y ciudad Merliot también hay muchas calles cerradas y nadie dice nada, más bien creemos que se trata a una cuestión política, pues si lo hacen aquí deberían hacerlo en otras colonias”, dijo González.

Roberto Arias, quien también fue afectado por los asaltos en la zona afirma que estas demandas son viejas pero que les afectan su tranquilidad.

“No queremos volver al pasado, tenemos miedo. Nosotros pagamos por esta seguridad que el gobierno no puede darnos”, añadió.

Los habitantes añaden que todos los vecinos tienen llave del acceso peatonal y que las personas que desean entrar tienen que ser identificadas para poder hacerlo, como parte de sus medidas de seguridad.

Ellos afirman y que no están obstaculizando las calles principales.

Mientras los vecinos se encuentran preocupados, las autoridades del VMT no dieron declaraciones ayer a pesar que se insistió en repetidas ocasiones.

Por su parte, voceros de la oficina de comunicaciones de la comuna informaron que se suspendió una reunión de los vecinos con la edil Milagro Navas ayer por la tarde , debido a que la que se encontraba en mal estado de salud.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios