Secciones
×

Síguenos en

Nefrólogo: El país está muy atrasado

La implementación del trasplante con donante cadáver sigue siendo una deuda del sistema de salud

En el Rosales, en promedio, al mes, diagnostican unos 50 nuevos casos de insuficiencia renal.
En el Rosales, en promedio, al mes, diagnostican unos 50 nuevos casos de insuficiencia renal.

Por

Ago 18, 2013- 20:00

Reducir el tiempo de espera de un trasplante de riñón requiere de que en El Salvador se implemente la donación cadavérica, una alternativa por la que han clamado desde hace años nefrólogos del país y que por el momento no hay nada concreto.

Ricardo Leiva, jefe del Servicio de Nefrología del hospital Rosales, centro que concentra la mayor cantidad de pacientes con enfermedad renal terminal, dijo que el país está estancado en este punto.

“Hay que dar ese salto de calidad, no depender tanto del donante vivo”, comentó el especialista.

Países como Costa Rica y Guatemala están adelantados en este tema.

“El país esta muy atraso”, reitera el especialista.

El primer trasplante de riñón con donante vivo se realizó en El Salvador el 7 de enero de 1985 en el Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), a la fecha más de 600 personas han recibido un órgano; pero la demanda supera la capacidad.

El nefrólogo, Carlos Henríquez, dijo que los donantes vivos tienen un techo y ese ya topó, una buena cantidad de familiares de personas con daño renal son identificadas con alguna enfermedad que no les permite ser donante.

Esta situación ha producido que las unidades de diálisis y hemodiálisis estén saturadas, y que no se les pueda ofrecer la atención que requieren estos pacientes para tener una buena calidad de vida.

Pese a que el Código de Salud fue reformado en 2001 para regular la donación y el trasplante de órganos y tejidos el tema sigue estando pendiente, pues aún no hay un reglamento ni una política nacional que le dé vida a esta necesidad.

El artículo 128 de la normativa manda a crear el Consejo Nacional de Trasplantes como un ente consultivo y da una serie de directrices en esta área. Este organismo ha sido juramentado varias veces en administraciones anteriores, el último, en julio del año pasado.

Sin embargo Leiva, quien es miembro de ese consejo dijo que desde noviembre del año pasado presentaron al Ministerio de Salud (Minsal) una serie de documentos que permitan irle dando forma a la regulación de la donación cadavérica, pero no han sido aprobados.

“La ley nunca se desarrolló completamente, hemos estado con esto desde hace más de un año, hemos entregado documentos preliminares como el reglamento interno”, comentó Leiva.

Esta es la tercera vez que participa en el consejo y dice que en las anteriores ocasiones elaboraron una serie de documentos que han sido retomados en esta oportunidad.

Leiva consideró que no contar con este tipo de donantes es un problema serio.

“Esto ya está saturado, está colapsado. El problema también es que no se está haciendo mucho por la detección temprana y la prevención. Seguimos viendo números, pero no los resultados”, concluyó.

Desde 2011, el Minsal habla de crear la Política Nacional de Trasplante, pero hasta la fecha no se conoce sobre ella.

En noviembre del año pasado, Víctor Osmaro Rivera, director de Regulación del Minsal, dijo que la meta era tener terminada la política en el primer trimestre de este año y que ya disponían de un borrador.

En el Seguro Social reciben tratamiento tres salvadoreños trasplantados con donante cadáver fuera del país.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios