Secciones
×

Síguenos en

Santa Tecla

SUBES solo ha colocado sus máquinas en 1.6% de buses

El primer tramo del proyecto comprende 750 unidades, pero solo 12 tienen el validador

Los transportistas afirman que instalar las máquinas lectoras de tarjetas es responsabilidad de Subes El Salvador.
Los transportistas afirman que instalar las máquinas lectoras de tarjetas es responsabilidad de Subes El Salvador.

Por Regina Miranda nacional@eldiariodehoy.com

May 01, 2013- 21:00

La empresa Subes de El Salvador aún no ha instalado en las unidades de transporte del sector I, que corresponde a Santa Tecla, las máquinas lectoras de tarjetas prepago.

El pasado 9 de abril directivos de Subes El Salvador empresa encargada de colocar el nuevo sistema, el viceministro de transporte Nelson García, directivos de Sipago y de las empresas subcontratadas, Mikroelektrónika y ATOS anunciaron públicamente el inicio de la instalación de los aparatos en las unidades de ese tramo.

Pero todo quedó en un simple acto publicitario, pues a la fecha solamente han colocado 12 máquinas en igual número de unidades, de un total de 750 unidades que corresponden al tramo I.

Catalino Miranda, presidente de negocios e inversiones de Fecoatrans, quien tienen un número significativo de microbuses en ese sector, confirmó que solo fueron colocados los aparatos que mostrados el día del evento. “Se han colocado nada más lo que usted vio (el día del evento)”, expresó el transportistas, quien también forma parte de la directiva de Sipago.

Según él, colocar los validadores es responsabilidad de Subes, empresa contratada por Sipago para ello.

En el evento de inicio de instalación, Eduardo Villanueva, director de inversiones y negocios de Subes El Salvador, dijo que en esta fase se colocarían las antenas (tubos) donde se instalaría el validador. Cuando estos estuvieran listos, instalarían los aparatos lectores de tarjetas.

“En los próximos 40 días (desde el 9 de abril) tendremos el proceso de instalación de las unidades para que la ciudadanía de Santa Tecla empiece a usar el sistema de prepago”, declaró Villanueva en esa ocasión.

El proceso pretendió iniciar, luego de la revisión del sistema eléctrico de cada una de las unidades.

Luis Valencia, presidente de la Cámara Tecleña, declaró que la empresa “no se ha atrevido” a la instalación, por miedo a que los aparatos sean arruinados por hechos vandálicos”. También confirmó que están a la espera de firmar varios contratos.

Entre estos figura un contrato para garantizar los 10 años de préstamo de los aparatos que Subes da a los transportistas; otro contrato para fijar los 10 años de concesión o permiso de línea que otorgará automáticamente el VMT a los transportistas que se sumen a la instalación de este nuevo sistema. Un tercer contrato les servirá para autorizar a el Banco de Desarrollo de El Salvador (Bandesal) para que maneje los flujos de dinero diarios.

Pese a la demora que han tenido en la colocación de los validadores, Valencia aseguró que no tienen pautado reunirse para poder abordar el tema. “No nos han dicho nada, pero yo esperaría que nos reunamos esta semana para discutirlo”, dijo Valencia.

Según lo programado por el VMT que es el ente rector de este nuevo sistema, la tarjeta prepago empezará a ser utilizada en junio. Esta fecha se ha venido prorrogando desde que se emitió el decreto ejecutivo en octubre 2012, donde se establecía que este sistema de pago tendría que funcionar a partir de enero 2013.

En el decreto también se establece que la tarjeta prepago deberá estar instalada en unos 11 meses en las 4,651 unidades del transporte colectivo del Área Metropolitana de San Salvador (AMSS).

El día de la presentación, el director de inversiones y negocios de Subes El Salvador enfatizó que ya había llegado al país un lote de 1,500 validadores y que tenían la capacidad de instalar 60 aparatos de forma simultánea.

El nuevo sistema de cobro del pasaje al transporte colectivo es fruto de una disposición administrativa del VMT, el cual afirma que su uso es obligatorio para los dueños de buses que deseen seguir prestando servicio.

En un inicio, las autoridades del VMT manejaban la idea de que para poder instalar este sistema, los transportistas deberían formar parte o comprar acciones de Sipago.

Pero eso fue revertido por García, quien dijo que no era obligación para los transportistas formar parte de Sipago, per sí firmar un contrato con Bandesal. Pero Subes de El Salvador sí seguirá siendo la única empresa encargada de instalar el equipo.

La tarjeta prepago sustituirá el cobro en efectivo en el transporte. Los transportistas cancelarán a Subes el 10.5 % de lo que recauden en concepto de pasaje cada día.

La tarjeta tendrá un valor inicial de $1 y se le podrán hacer recargas mínimas de $0.20 centavos. Pese a que su uso iniciará en junio, al menos en Santa Tecla, Subes de El Salvador aún no ha hecho una campaña para informar a los usuarios, ni ha anunciado los puntos de ventas.

Otra propuesta

Las gremiales Asociación de Empresarios de Autobuses Salvadoreño (Aeas) y Acopatt presentaron su propia tarjeta prepago. Esta sería instalada por la empresa Trade International.

Este proyecto está paralizado desde que el VMT retiró por completo el permiso de línea a 102 unidades de ambas gremiales, bajo el argumento de que participaron en el paro de buses de diciembre de 2012.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios