Secciones
×

Síguenos en

Siembran 60 mil peces en laguna de Conchagua

Pescadores y residentes de Maquigue pidieron en los últimos dos años que les repoblaran la laguna. Ayer Cendepesca y la alcaldía de Conchagua lo hicieron.

La repoblación de la laguna se registró ayer por la mañana.
La repoblación de la laguna se registró ayer por la mañana.

Por Insy Mendoza comunidades@eldiariodehoy.com

May 08, 2013- 19:00

LA UNIÓN. Tras años de espera, los pescadores y pobladores que subsisten de la pesca en la laguna Los Negritos, del cantón Maquigue, en Conchagua, finalmente lograron que el espejo de agua fuera repoblado con 60 mil alevines.

La actividad se registró ayer y la hicieron efectiva el Centro de Desarrollo para la Pesca y Acuicultura (Cendepesca) y la alcaldía. Los alevines los facilito Cendepesca, mientras que la comuna proporcionó el transporte para trasladar el recurso desde Chalatenango hasta la laguna.

Recientemente EDH publicó las quejas de los pescadores del lugar debido a la poca pesca que lograban debido a la falta de recurso, por lo que exigían a las autoridades una repoblación.

Hace dos años, según los pobladores de la zona, en cada pesca extraían entre 10 y 15 docenas de tilapias. El valor por docena de esa especie ronda los 10 dólares.

Después de la repoblación, el compromiso de la comunidad y los pescadores es hacer cumplir la veda que ellos mismos han acordado a través de un comité que organizaron hace un mes.

Santos Rosas es un pescador que dice que en la liberación de alevines están las esperanzas que dentro de varios meses, la pesca sea de más ganancia y de buen tamaño comercial.

“Hemos estado en reuniones y todos estamos de acuerdo en no pescar en tres meses, mientras el pescado se reproduce y tenga el tamaño grande para luego pescar. Nosotros estamos con la disposición de cumplirlo”, dijo Rosas.

Hace un llamado a las autoridades de Cendepesca que les apoye en patrullajes en estos meses de veda, porque de nada servirá que la comunidad Los Negritos no pesque si gente de los alrededores llega a hacerlo.

“Nosotros podemos cumplir en no pescar, pero a veces viene gente de otras comunidades a pescar y es en ese momento en llamar a las autoridades y que vengan a decomisarles las redes o exigirles que se retiren”, aseguró el pescador.

José Hernández, otro pescador, dijo que “teníamos cerca de dos años que no habían echado pescado a la laguna. Nosotros ya estábamos preocupados porque muchas familias sobrevivimos de la pesca. Parte del producto se vende en el mercado de La Unión, y otra para comer en casita”.

De los 60 mil alevines repoblados hay un porcentaje de un 10 por ciento de mortalidad por el estrés de los peces en el traslado y por el cambio de su hábito, esto después de estar en un lugar fijo con la alimentación permanente y llegar a estar libre donde tienen que rebuscarse por alimentarse, según autoridades de Cendepesca.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios