Secciones
×

Síguenos en

Polémica por millonario cargamento de cigarros

PNC cuestiona a Fiscalía por no ordenar decomiso de productos Cigarrillos, valorados en $1.5 millones, iban hacia Nicaragua

La PNC dice que en Centroamérica es prohibido vender este producto chino porque no cumple estándares de calidad, pero se halla a bajo precio en el mercado negro. Foto EDH / PNC
La PNC dice que en Centroamérica es prohibido vender este producto chino porque no cumple estándares de calidad, pero se halla a bajo precio en el mercado negro. Foto EDH / PNC

Por Diana Escalante sucesos@eldiariodehoy.com

May 14, 2013- 19:00

La intervención de un cargamento de cigarrillos chinos, valorados en $1.5 millones, que procedía de Belice y tenía como destino final Nicaragua, enfrentó ayer a la Policía y a la Fiscalía General.

Hugo Orellana, inspector policial de la Unidad de Delitos Especiales, de la División Central de Investigaciones, dijo que fueron alertados de que el viernes pasado entraría por la frontera Anguiatú, en Metapán, Santa Ana, un camión con 1,440 cajas de cigarros marca Modern.

Aunque es prohibido comercializar productos de esta marca en Centroamérica porque son nocivos para la salud, debido a sus altas concentraciones del alquiltrán, la Policía dice que el producto se vende ilegalmente a bajo precio en el mercado negro.

La institución policial colocó un dispositivo en dicha frontera y retuvieron el vehículo placas C422BPK donde encontraron la mercadería.

Simultáneamente la corporación pidió información sobre la mercadería a las autoridades nicaragüenses, quienes a través de un correo electrónico oficial les informaron que esta era ilegal en ese país y que la empresa de transporte (de la que no se facilitó el nombre) no contaba con los permisos para importarla, dijo el jefe policial.

“Le dimos aviso a la Fiscalía, pero la fiscal no quiso retenerlo porque solo iba de tránsito para Nicaragua… Como Policía nos adherimos a lo que ella diga, en este caso dijo que no había elementos de delitos para incautar el cargamento”, señaló Orellana.

Por orden de la Fiscalía, el camión partió ayer custodiado por agentes de la Policía Nacional Civil hacia la frontera El Amatillo, en La Unión.

El inspector Orellana cuestionó la decisión del Ministerio Público de dejarlo partir, pues aseveró que el año pasado retuvieron un cargamento de cigarros marca Modern en circunstancias similares a las del fin de semana, pero en esa ocasión sí fue decomisado.

Al ser consultada sobre el caso, la fiscal Adela Saravia, jefa de la Unidad de Intereses del Estado, confirmó que no se abrió ninguna investigación porque toda la documentación que presentó el encargado del cargamento estaba en regla. La físcal agregó que el personal de Aduanas la revisó y ellos le avalaron al conductor el paso para llegar hasta Nicaragua.

“Como los cigarros iban con destino a Nicaragua no venían importados a El Salvador. No se ha cometido ningún delito dentro del territorio salvadoreño, es hasta que llegue a Nicaragua que se va a cometer el delito”, aseguró Saravia.

El inspector Orellana cuestionó la decisión de la Fiscalía y puso como ejemplo que cuando se captura a extranjeros en el aeropuerto de El Salvador porque intentan llegar a otros países llevando droga o dinero oculto se les abre un proceso judicial, sin importar que solo “vayan de paso”.

La delegada del Ministerio Público sostuvo que, en esos casos, se procede así porque existe el delito de posesión y tenencia de drogas. No obstante, en el caso del hallazgo de los cigarrillos no existe un delito que califique como ilícito el tránsito de los mismos.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios