Secciones
×

Síguenos en

Lo más visto

Dos volcanes de El Salvador entre los más peligrosos del mundo

Desde el Vesubio hasta el Santa María, este es el ranking de Erik Klemetti, profesor asistente de Ciencias de la Tierra en la Universidad de Denison, Ohio, Estados Unidos.

Imagen del volcán Etna, uno de los más activos del mundo, durante erupción de nuevo en Catania, en la isla de Sicilia, al sur de Italia. / Foto Por EFE

Por elsalvador.com

Abr 18, 2017- 09:13

Erik Klemetti es profesor asistente de Ciencias de la Tierra en la Universidad de Denison, Ohio, Estados Unidos, vulcanólogo, amante de la geología. Él ha realizado un ranking de los 10 volcanes más peligrosos del mundo.

Klemetti explica en su blog que su valoración, a diferencia de otras publicaciones sobre “volcanes peligrosos”, se reduce al potencial de víctimas en masa de la población, el potencial para grandes eventos explosivos, el tipo de magma y grandes erupciones explosivas del pasado.

Para el experto entre los más peligrosos del mundo están dos volcanes de El Salvador.

Coatepeque, situado en una zona céntrica de El Salvador. Una gran erupción de la caldera generaría gran impacto en la capital de San Salvador y en la ciudad de Santa Ana.

“Es una caldera ocupada por un lago. Tiene un potencial peligro por la explosividad o flujos de lodo (lahares)”, dice. Erik Klemetti agrega que por la riolita y dacita (tipos de piedra volcánicaroca), su magma es propenso a erupciones grandes y explosivas.

Ilopango: Esta es otra caldera en El Salvador, pero a diferencia de Coatepeque, ha estallado en los últimos 200 años (1880 para ser exactos). Alrededor de 450 CE, Ilopango tenía una erupción VEI 6 (índice de explosividad volcánica) que cubría gran parte de El Salvador con ceniza y derribó ciudades mayas en toda la región.

Hoy en día, San Salvador se encuentra justo al lado de la caldera que está ocupada por un lago.

Apulo Lago de Ilopango

Santa María, Guatemala: Este volcán podría ser mejor conocido por su cráter más activo, el volcán Santiaguito.

Taal, Filipinas: es una caldera ocupada por un lago que produjo erupciones VEI 4 en los últimos 200 años y una erupción VEI 6, hace sólo 5,500 años (el máximo VEI es de 7).

Combina explosividad con abundante agua, potenciales erupciones explosivas y una gran población que pudiera verse afectada por la ceniza. Taal es supervisado por PHIVOLCS, la agencia de vigilancia volcánica de Filipinas.

Corbetti Caldera, Etiopía: este es un volcán al que se debe prestar mucha atención. La caldera Corbetti se encuentra dentro de una caldera aún más antigua y ha producido conos piroclásticos (erupciones explosivas de un montón de escombros volcánicos) y flujos de obsidiana, lo que significa que potencialmente podría realizar una gran erupción explosiva. No se sabe mucho acerca de la Corbetti Caldera, por lo que es difícil de limitar su actividad reciente. Sin embargo, se encuentra lo suficientemente cerca de la población Addis Abeba, y si hace erupción podría causar un gran crisis humanitaria.

Grupo Tatun, Taiwán: Al igual que el Corbetti Caldera, Tatun no es un volcán conocido, la mayoría de la gente no asocia la actividad volcánica. Sin embargo, el Grupo Tatun tiene todos los signos de un volcán que todavía es potencialmente activo. También se encuentra cerca de Taipei, por lo que podría causar estragos en la ciudad, principalmente con la caída de cenizas o flujos de lodo.

Vesubio, Italia: El volcán es uno de los más peligrosos de la Tierra gracias a sus numerosas erupciones explosivas y por su cercanía con la ciudad de Nápoles. Vesubio ha estado en silencio desde 1944. Unas 6 millones de personas podrían verse afectados por una erupción explosiva.

Aira Caldera, Japón: La población alrededor de la Aira caldera podría ser menor que la mayoría de los 10 volcanes más peligrosos, pero sus frecuentes erupciones (de Sakurajima) supone un gran peligro para las 2,6 millones de personas en menos de 100 kilómetros. Durante los últimos 10,000 años del Holoceno, la Aira caldera ha tenido una media docena VEI 4, 5, y 6 erupciones.

Michoacán-Guanajuato, México: Casi 6 millones de personas viven dentro de los 5 kilómetros de este campo volcánico que ha producido conos piroclásticos generados por erupciones explosivas. Se ha producido numerosos VEI 3 y 4 erupciones más del Holoceno de 1,400 orificios de ventilación. Esto significa que no ha tenido grandes erupciones como algunos de los 10 más peligrosos. Sin embargo, la frecuencia, la explosividad potencial y la población en la zona volcánica generalizada hace que sea un alto riesgo.

Campi Flegrei, Italia: Si usted es el tipo de persona que quiere preocuparse de Yellowstone , tal vez debería llamar su atención sobre el Campi Flegrei en su lugar. No sólo es una caldera activa con una historia más reciente de grandes erupciones explosivas, también se encuentra en medio de un área con más de 6 millones de personas. Todos estos factores hacen que si los Campi Flegrei tienen un nuevo brote de erupciones explosivas, los riesgos podrían ser superiores a los de cualquier erupción en la historia moderna. Dicho esto, la última erupción ( Monte Nuovo en 1538) era en realidad un cono de ceniza menor.

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios