Miércoles 20 de diciembre


Insaforp ha entregado más de 700 carnés
Siget valida a electricistas

La profesión de electricista cuenta con el respaldo de la Siget. Ayer dicha institución y el Insaforp validaron los requisitos para la respectiva carnetización

El Diario de Hoy

Garantizar la seguridad de los salvadoreños y eliminar la incidencia de accidentes relacionados con la energía eléctrica, son los principales objetivos del Instituto de Formación Profesional (Insaforp) y de la Superintendencia General de Electricidad y Telecomunicaciones (Siget).

Por ello, ayer ambas instituciones validaron los perfiles que acreditarán a los electricistas de primera, segunda y tercera categoría.

Según el presidente del Insaforp, Juan Federico Jokisch, la carnetización de los electricistas respaldará el ejercicio de dicha profesión y disminuirá el riesgo de la población a sufrir accidentes debido a las malas instalaciones eléctricas.

Agregó que se espera que de aquí a un año se certifiquen más de cinco mil electricistas, con lo cual se espera que mejore la eficiencia de los mismos y aumente la demanda de trabajo para ellos.

Hasta la fecha, luego de cuatro meses de haber aprobado la carnetización de la cuarta categoría, se ha certificado a más de 700 personas que ejercen dicha profesión.

En la definición de los perfiles para cada nivel de especialización participaron las instituciones mencionadas, el Sindicato de Electricistas, las compañías distribuidoras de energía y las universidades Politécnica y Don Bosco.

El responsable de emitir los carnés será el Insaforp, el cual extenderá cartas de presentación para que los electricistas autorizados se identifiquen con los clientes.

El perfil

Algunos de los requisitos que deben cumplir los aspirantes de cualquier nivel de especialización son: conocimientos básicos de matemática, unidades de medida, uso adecuado de herramientas, conocimientos de materiales eléctricos, normas de seguridad, leyes y normas eléctricas, simbología eléctrica e interpretación de esquemas eléctricos, entre otros.

El electricista de primera categoría debe poder calcular cargas, caídas de tensión, diseñar redes de polarización, instalar postes y estructuras, colocar ductos, reparar fallas, balancear cargas, calcular arrancadores para motores monofásicos y trifásicos.

Además, instalar unidades por circuito, impartir charlas de seguridad industrial e instalar pararrayos.

En cambio, el de segunda categoría tendría que instalar tableros de hasta 30 circuitos, luminarias, ductos, cajas, controles electromagnéticos de motores monofásicos y trifásicos, sistemas de transferencia para plantas de emergencia y red de polarización y tierra.

El electricista de tercera categoría se espera que domine a perfección la realización de diagramas eléctricos, calcular potencia demandada y calibre de conductores, interpretar planos eléctricos, seleccionar proveedores y tableros; polarizar circuitos, instalar protecciones eléctricas, conectar motores monofásicos y trifásicos, etc.

Los de cuarta categoría deben conocer los fundamentos y operaciones básicos que les permitan realizar instalaciones sencillas.


[Nacional] [Negocios] [Deportes] [Editorial] [Escenarios] [El País] [Chat]
[
Obituario] [Escríbanos] [Ediciones anteriores] [Otros Sitios] [Hablemos] [VIDA] [Guanaquín] [Vértice]
[
RUZ'00] [Portada] [Planeta Alternativo]

Copyright 1995 - 2000. El Diario de Hoy
Derechos Reservados. Prohibida su reproducción total o
parcial sin autorización escrita de su titular.
www.elsalvador.com