elsalvador.com WWW
Portada Nacional El País Deportes Metro Negocios Editorial RUZ Vida Internacionales Por el mundo

Prostitución y drogadicción en zona del Distrito 6

San Salvador. El sector oriente de San Salvador es de los más peligrosos, según la alcaldía. La venta de drogas y la presencia de maras también afecta esos sitios. La que en antaño fue la zona más bonita de la capital, la Avenida Independencia, es ahora el lugar en donde la prostitución se ejerce sin ningún tapujo


Publicada 12 de noviembre de 2006, El Diario de Hoy

Carolina Trujillo/ Enrique Carranza
El Diario de Hoy

metro@elsalvador.com
Problema. La llamada “zona roja” de San Salvador no ha sido eliminada por los gobiernos municipales de turno, algunos sólo la han reordenado. Foto: EDH

Con 90 mil habitantes y 89 comunidades, el Distrito 6 de San Salvador es quizá uno de los más peligrosos de la capital, no sólo por la cantidad de zonas marginales que hay sino por pandilleros y las extorsiones.
Así lo dijo Irving Rodríguez, delegado por la comuna capitalina para comandar dicho distrito.

Rodríguez apenas tiene cinco meses de tratar de imponer el orden en la zona, sin embargo, cuenta con experiencia en el ramo ya que ha ejercido puestos similares en los Distritos 1, 2 y 3, este último corresponde a la colonia Escalón y zonas aledañas.

Indicó que este distrito,es el más densamente poblado y el 60% de las comunidades vive en condiciones de alto riesgo por estar a la ribera del río Acelhuate.

Aseguró que es aquí en donde se dan conflictos por pleitos de territorio, las extorsiones y los robos.

El distrito abarca 3.2 kilómetros de extensión y corresponde desde el norte de Ciudad Delgado y el Arenal Tutunichapa; al sur con el río Acelhuate y Reparto Santa Marta; al oriente con Soyapango y la parte central la componen la Terminal de Oriente y el Centro Histórico (ver infográfico).

Para ninguno de los que transita a diario en la Avenida Independencia es secreto que el parqueo de los microbuses de la Ruta 42 es un lugar en donde el pago de extorsiones es una realidad.

Antaño. Hace años, la Avenida Independencia era un paseo de lujo para los capitalinos y para los visitantes nacionales e internacionales. Foto: EDH

“En esa terminalita se da de todo”, dijo Rodríguez, quien dejó en entredicho que es un lugar propicio para el pago de los chantajes.

La Avenida también es conocida por la permanencia de prostitutas que deambulan en el lugar o que se mantienen en pequeños cuchitriles.

Muchas mujeres se muestran semidesnudas sin importarles que por ahí transitan menores, pero, la alcaldía, según Rodríguez, no puede hacer nada y sólo se limita a pedirles que guarden un poco más de consideración para exponerse, en especial por los niños.

“Eso es algo que nosotros no podemos evitar, lo único que podemos hacer es pedirles que se tapen un poco más, es lo único”, dijo luego de afirmar que la responsabilidad de regular este tipo de negocios es competencia del Ministerio de Salud.

“Son ellos quienes tienen que verificar la limpieza de estos lugares y las condiciones de sanidad en las que se encuentran las prostitutas”, dijo.

Un esfuerzo que para el jefe del distrito debería de hacerse en coordinación con la Policía Nacional Civil (PNC).

Zona de maras

Pero quizá el mayor problema que tiene actualmente el Distrito 6 son los constantes pleitos entre pandilleros, los cuales terminan en muertes y en incertidumbre para la población.

La zona de la colonia Francisco Morazán, La Chacra y comunidades aledañas son territorios amedrentados por diferentes pandillas, las cuales supeditan a los lugareños a sus desmanes.

Aunque el reciclaje está mal pagado la cantidad de pepenadores ha aumentado en la capital. Foto: EDH

Un hecho que no ha sido comprobado por los miembros de la comuna pero que se conoce de boca de los pobladores es que en altas horas de la noche es cuando más operan los mareros.

Para contrarrestar este tipo de violencia, el jefe del distrito, junto a las 89 directivas de las comunidades, está organizando talleres vocacionales en los que se involucra a los jóvenes de la zona.

“Una medida que quizá no erradique la violencia en su totalidad, pero que puede ayudar a bajar un poco los niveles, tal y como sucedió en la zona norte del distrito”, dijo Rodríguez.

También comentó como hace algunos días trabajadores municipales realizaban labores de limpieza en las cercanías de la Comunidad Iberia cuando unos mareros les obligaron a salir del lugar porque sus vidas corrían peligro.

Fue una anécdota que preocupó mucho al encargado de la zona seis, sin embargo, no le restó más que obedecer y salvaguardar la vida de su personal.

Esta realidad no pasa desapercibida para los miembros del Cuerpo de Agentes Metropolitanos (CAM), quienes también en muchas ocasiones han sido agredidos verbalmente por miembros de maras.

“Nosotros para evitar que siga proliferando este tipo de agrupaciones, hemos iniciado, en coordinación con el jefe del Distrito 6, diferentes programas de reinserción, sensibilización y desarrollo con los jóvenes”, indicó el director del CAM, David Rauda.

Quien además agregó que cuentan con un programa especial para ayudar a las trabajadoras del sexo, en el que les dan charlas de autoestima y desarrollo personal, “es lo único que podemos hacer”, sostuvo.

Cultura del reciclaje

Los problemas que aquejan a este sector no llegan hasta ahí. Otro dolor de cabeza que Rodríguez sufre cada día es el constante hurto de tapaderas de Anda o de los cables de teléfono.

“Este fenómeno se da por la cultura de reciclaje que nuestros habitantes han adoptado, de manera especial los de las marginales”, explicó. Para Rodríguez las necesidades económicas, el bajo salario y la falta de empleo han provocado que los pepenadores aumenten.

“Imagínese, venden una libra de cobre y les dan $ 2.50 de dólar, con eso ya tienen para un desayuno y un almuerzo sencillos, pero ya comen”, agregó.

Un hecho que ha obligado también a que ahora muchas personas se dediquen a comprar no sólo cobre, sino también aluminio, latas, bronce y botellas plásticas.

Salud ejerce control sobre trabajadores sexuales

Esta dependencia ayuda a las prostitutas. Foto: EDH

El Ministerio de Salud, a través de la Unidad de Salud Concepción, atiende a las prostitutas en la zona de la Avenida Independencia y sus alrededores.

A pesar de que el centro asistencial, ubicado en la 5a. Calle Oriente en el barrio Concepción, no cuenta con los espacios adecuados para brindar tal servicio, se hace lo que se puede.

“La intención es aportar la atención integral a este sector de la población, sin embargo no se cuenta con las instalaciones adecuadas”, explicó Arturo Carrillo, director del centro médico.

Agrega que muchas veces acuden a la Iglesia Concepción donde les facilitan sitios en donde realizar jornadas médicas y charlas sobre educación sexual. “Son unas 150 personas dedicadas a ese trabajo las que se atienden”, detalló.

La falta de personal es otra de las situaciones por afrontar en ese lugar. Estiman que son alrededor de 350 personas, entre hombres y mujeres, las dedicadas a esa práctica en la zona.

“Nos apoyamos bastante en los médicos internos. Hacemos todo lo posible con lo poco que tenemos”, comentó.

Según él es necesario contar con sicólogos y nutricionistas de planta para atender la demanda.

“El trabajo sexual no es legal, buscamos orientar sobre ese tema en la zona de la Avenida Independencia”, explicó Fernando Gamero, médico del Sistema Básico de Salud (SIBASI).

Añadió que este grupo de la población se traslada hacia otros sitios con mucha frecuencia, lo que dificulta su atención y control médico.

El Ministerio de Salud maneja la cifra de 350 mujeres que se dedican a ejercer la prostitución en la zona de la Avenida Independencia.

Una zona conflictiva
El sector del Distrito 6 de San Salvador ocasiona serias dificultades

“Pareciera que en la Colonia Santa Marta pasó un operativo policial que lanzó a los ladrones y mareros para el distrito”
Irving Rodríguez
Jefe del distrito Seis

“Con los pocos recursos que tenemos tratamos de brindar atención integral a las trabajadoras sexuales de la zona”
Arturo Carrillo
Unidad de Salud Concepción

“El trabajo sexual no es legal, pero buscamos orientar sobre ese temaen la zona de la Avenida Independencia”
Fernando Gamero
Médico sibasi-centro

Población en sector oriente
90
mil habitantes

Ese es el total de la población que reside en el Distrito 6 de San Salvador. Un 60 por ciento vive en las zonas marginales.

Organizadas
89
comunidades

El total de zonas consideradas como de alto riesgo por estar a la ribera del río Acelhuate.

Un censo
350
prostitutas

Aproximadamente se contabilizan en la zona de la Avenida Independencia y sus alrededores.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


elsalvador.com WWW