elsalvador.com WWW
Portada Nacional El País Deportes Metro Negocios Editorial RUZ Vida Internacionales Por el mundo

LaGeo pide igualdad de oportunidades

Anhelo. No pagar IVA por investigación y desarrollo y mejorar los tiempos de las concesiones son aspectos que busca la empresa para una mayor inversión

Publicada 22 de septiembre de 2006, El Diario de Hoy

Ejemplo. Los costos de energía en Islandia son más bajos que en el resto de las naciones europeas. LaGeo les quiere imitar. Foto EDH

Desde
Reikjavik
Islandia
Enviada Especial - Irma Cantizzano
El Diario de Hoy
negocios@elsalvador.com

Una obra geotérmica que produciría de 10 a 20 megavatios en San Rafael Obrajuelo se dejó de hacer. La razón: El otorgamiento de la concesión se tardó más de dos años, y para esta fecha (agosto pasado), las reglas del juego ya habían cambiado, y el proyecto dejo de ser rentable.

Los aspectos burocráticos se encuentran entre las críticas mayores de los empresarios, quienes consideran que, debido a ellos, la inversión en infraestructura para la producción de energía no camina a pasos acelerados en nuestro país.

“En El Salvador, para que se otorgue una concesión, el Gobierno se puede tardar dos años y medio, en Nicaragua ese proceso puede durar menos de siete meses”, explicó José Antonio Rodríguez, gerente de LaGeo, después de explicar por qué tuvieron que declinar la invitación a participar en el proyecto que les fue otorgado hasta agosto pasado.

La empresa ya había invertido en otros proyectos, como San Vicente e incluso en otros fuera de El Salvador (con su socio italiano ENEL) en Nicaragua.

A este problema, la compañía agrega el cobro del impuesto al valor agregado (IVA) para los pozos geotérmicos, que desde 2003 la interpretación del Ministerio de Hacienda fue considerar a los mismos como bienes inmuebles y, por lo tanto, pagar esa tasa, sin poderlo deducir de sus ventas.

Pero no termina ahí, también asegura la firma que se tienen que pagar impuestos por la investigación y desarrollo (cosa que no se hace en ningún país del mundo). Por cada proyecto que se evalúa realizar la empresa invierte entre 10 ó 12 millones de dólares como mínimo para conocer la factibilidad.

“Si el proyecto se logra hacer, se recupera la inversión, si no se pierde”, dijo.
Según Rodríguez, de gira por Islandia, la compañía no está solicitando incentivos fiscales, pero sí “justicia” para ciertos temas que afectan a la producción y que implicarían el encarecimiento de la electricidad.

Recurso. Islandia posee agua y el calor de las profundidades, ambos se convierten en energía. Foto EDH

Para este año, se han autoimpuesto como empresa el precio de 60 dólares por megavatio hora ( sin contar costos de transacción), pero ese precio podría no mantenerse para el año próximo si se siguen manejando ciertas normas que afectan la producción energética.

Caso concreto, el estipulado por el decreto recién aprobado que les exigirá a la compañía, a partir de 2007, “servir” energía de la manera en que se mueven los horarios de distribución. Eso implicaría botar vapor (materia prima) al ambiente, y por ende sendas pérdidas.

En 40 años se desarrollaron

Islandia, ubicada en el Atlántico norte, era hasta hace unos 40 años un país en vías de desarrollo. Hoy es uno de los países con el mayor PIB per cápita del mundo.
- Según explica el Ministro de Industria y Comercio de ese país, Jon Sigurdsson, el trabajo para ello ha implicado políticas de gobierno con metas muy claras.
- Una de ellas fue la diversificación, hace 20 años el principal motor de la isla era la pesca. Ahora se basan en cuatro sectores más: la industria (de aluminio que implica un 34% de las exportaciones) , la energía limpia, las finanzas y el turismo, este último sector ha registrado crecimiento superior al 12 por ciento anual.
- Las bases para lograrlo: “Un buen sector pesquero, el hecho de habernos librado de las dos guerras mundiales y una alta educación”, dijo el funcionario.

El camino de la energía al turismo

La generación eléctrica también sirve para atraer inversiones y generar proyectos turísticos.

La construcción de un parque de animales en peligro de extinción y la creación de un pequeño balneario de aguas termales son los próximos pasos que ejecutarán en la planta geotérmica de LaGeo en Berlín (Usulután). Según explicó José Antonio Rodríguez, gerente de la empresa hay una iniciativa de la cooperativa de Los Ausoles (trabajadores de la compañía) de invertir en este proyecto.

Una primera etapa del proyecto costaría 200 mil dólares y el resto unos 700 mil, el cual podría estar listo en dos años, aseguró. La construcción del mismo recibirá ayuda del Banco Intermaericano de Desarrollo (BID), Banco Cuscatlán y LaGeo.

En Islandia, la geotermia se ha convertido en atractivo turístico, y “se ha convertido en una cultura de vida”, explica el ministro de Comercio e industria de este país, Jon Sigurdsson.

“Las decisiones políticas se toman en una piscina de aguas termales”, dice convencido el funcionario.

En la capital de esta isla, Reykiavik hay piscinas públicas (de agua caliente) por todos lados. Incluso jacuzzis donde las aguas van desde los 38 grados centigrados a los 41. En invierno son los más utilizados.

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

elsalvador.com WWW