elsalvador.com WWW
Portada Nacional El País Deportes Metro Negocios Editorial RUZ Vida Internacionales Por el mundo

Restringen las visitas a los centros penales

Rigor. La Asamblea creó ayer un capítulo especial en las reformas a la ley Penitenciaria.


Publicada 28 de julio de 2006 , El Diario de Hoy

Propósito. El Gobierno pretende tener el control de la situación carcelaria del país. Foto EDH
Wilfredo Salamanca
El Diario de Hoy
nacional@elsalvador.com

El régimen de visitas a las cárceles del país no será tan permisivo. Ayer, con los votos de ARENA, PCN y PDC, la Asamblea Legislativa creó un capítulo especial para normar los ingresos a los presidios.

También avaló otros cambios a la Ley Penitenciaria al autorizar más facultades para los directores de los centros en casos de emergencia y para trasladar de urgencia a internos problemáticos.

Además, el Gobierno podrá obligar a que los presos usen uniformes, y prohibirá que tengan dinero o electrodomésticos consigo.

El FMLN se opuso a toda la ley (ver nota aparte). Dicha actitud contrastó con lo expresado el lunes 24 por el farabundista Ricardo González, quien dijo que las observaciones de su partido no eran políticas.

El CD, por su parte, sólo respaldó el control para las visitas, la implementación de actividades laborales en las cárceles y las potestades para los directores.

Control

A partir del acuerdo de los políticos, los requisitos para visitar a un reo incluyen el fichaje del familiar o conocido mediante una copia del Documento Único de Identidad, obtener un carné de visitante y no haber ingresado a otro penal en el mes anterior.

La conducta de los foráneos también está regulada. Aparte de respetar a las autoridades penitenciarias, no podrán ingresar electrodomésticos, celulares, cerillos, chips y tarjetas telefónicas.

Tampoco podrán involucrarse, promover o incitar en desórdenes al interior de los presidios.

De incurrir en faltas graves, les restringirán el ingreso hasta por 15 años.


FMLN rechazó los cambios

En contra. Los efemelenistas cambiaron de opinión. Foto EDH

Aunque los farabundistas prometieron al inicio de semana que sólo tenían observaciones técnicas al proyecto de Ley Penitenciaria, ayer se retractaron y acusaron al Ministerio de Gobernación de utilizar el tema como “propaganda”.

El diputado rojo Ricardo González pidió que la iniciativa regresara a la Comisión de Legislación para que se atendieran las observaciones de la Procuraduría de Derechos Humanos y de los jueces de vigilancia pentienciaria.

La PDDHH critica las restricciones para la tenencia e ingreso de objetos para los reos, principalmente por la dificultad que éstos tienen para acceder a los medios de información.

La entidad también cuestiona el auxilio policial que los directores carcelarios pueden invocar en situaciones de emergencia. Sugiere que esto suceda al agotar el uso de la fuerza.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

elsalvador.com WWW