elsalvador.com WWW
Portada Nacional El País Deportes Metro Negocios Editorial RUZ Vida Internacionales Por el mundo

Tierra de nubes, tierra bendecida

Chalatenango tiene tres destinos de rigor: el cerro Pital, San Ignacio y La Palma, lugares ideales para disfrutar y descansar

Publicada 24 de febrero 2006, El Diario de Hoy

Morena Azucena
El Diario de Hoy
vida
@elsalvador.com

Bellos parajes. La Montaña posee siete cabañas y dos habitaciones. También hay una amplia área para apreciar el paisaje. Foto EDH

Para cerrar el mes del amor y de la amistad, un recorrido por las tierras altas de Chalatenango se convierte en una buena opción para compartir.

Y es que para los amantes del clima frío y de la naturaleza, esta zona es perfecta para ellos.

Además es un buen destino para todos aquellos que valoran las expresiones culturales, en especial las artesanías.

Y para disfrutar la ruta a plenitud, se recomienda viajar hasta el punto más alto del país: El Pital, el bosque nebuloso alojado a 2700 metros de altura sobre el nivel del mar.

En las alturas
Para llegar al Pital, tome en cuenta lo siguiente:
- Si va en vehículo, tome la C-4. Primero se pasa por La Palma y posteriormente a San Ignacio. Luego tiene que subir hasta el cerro.
- Si viaja en bus, tome la Ruta 119 y bájese en San Ignacio donde hay buses y pick up.
- Para reservas en Hotel Highland: Tel:2259-0602. En La Montaña: 7886-5057.

Camino a esta joya natural, los turistas encuentran diversas opciones para alojarse en hoteles y cabañas que poseen todas las comodidades. Así como grandes extensiones de terreno para acampar.

El hotel Highland ofrece una estadía placentera en sus habitaciones, área de juegos y restaurante.

También el hotel La Montaña posee un conjunto de cabañas. Y para los más aventureros, está el cannopy, un deporte extremo que se hace por medio de cables.

El sello

En este sitio, el turista puede descansar en sus siete cabañas y dos habitaciones que están disponibles durante los fines de semana y días feriados.

Luego de estar en la cima de El Pital, los destinos que no deben dejar de visitarse son los municipios de San Ignacio y La Palma, lugares donde se elaboran finas artesanías de madera.

En el primer destino, el turista puede ir al taller Nueva Creación. Su sello son los cofres, joyeros, espejos y otros implementos decorados con flores.

Para finalizar el recorrido, se puede admirar las artesanías multicolores de La Palma. Y si se viaja en estos días, podrá encontrar novedades. Una de ellas son las propuestas de los artesanos, tales como cruces y pescados de madera luceada.

Y la otra sorpresa es más evidente. Se trata de una serie de murales en varias viviendas de La Palma. Las obras están basadas en los diseños del pintor Fernando Llort, el precursor de los talleres artesanales.

"Se ha hecho para atraer más turismo. Además queremos es rescatar lo nuestro. No podemos seguir haciendo diseños que no son nuestros", dijo Oscar Jiménez, artesano del lugar y promotor cultural.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

elsalvador.com WWW