elsalvador.com WWW
Portada Nacional El País Deportes Metro Negocios Editorial RUZ Vida Internacionales Por el mundo
Tradiciones y rituales en recibimiento de año nuevo en la región

Centroamérica sigue fiel a sus costumbres para despedir en medio de festividades la Nochevieja y recibir el año nuevo, mientras que los pueblos de la región repiten los mismos rituales y creencias para asegurarse una mejor suerte.

Publicada 30 de Diciembre 2005 , El Diario de Hoy

Lenny Castro/Agencias
El Diario de Hoy
nacional@elsalvador.com

La mayoría de los países centroamericanos coinciden en la tradición de compartir en familia el momento, degustando comidas y platillos típicos, así como en alguna que otra superchería y en la parafernalia de quemar petardos y muñecos de trapo que simbolizan a personajes populares.

En El Salvador se despide un año y se da la bienvenida al otro con el ruido y las luces de los juegos pirotécnicos, que van desde las conocidas "estrellitas" para los más chicos hasta las ensordecedores "morteros" y "metralletas" usados por los más grandes.

Las familias salvadoreñas se reúnen para disfrutar de la cena de la medianoche, aunque el pavo horneado ha sido sustituido en muchos hogares por pollo o gallina, por la difícil situación económica de la mayoría de la población. También conservan los tradicionales tamales y pupusas

Muchos cuscatlecos acostumbran comer a la medianoche doce uvas, con sus respectivos deseos para los próximos doce meses del nuevo año, o romper un huevo dentro de un vaso con agua para observar la figura que se forma y adivinar la suerte que le deparará el mismo.

Mientra que en Guatemala la celebración de la Nochevieja es toda una fiesta cada vez menos familiar y más extensiva hacia los amigos, en la que abundan los licores, viandas tradicionales y la quema de fuegos pirotécnicos.

El plato principal sigue siendo el tradicional tamal, aunque el pavo y el puerco han empezado a ganar espacio.

Contrario a la Nochebuena, que se celebra en familia, la despedida del año viejo y la bienvenida del nuevo se celebra en grandes fiestas con amigos y vecinos.

En Panamá se acostumbra celebrar en familia, pero inmediatamente después de compartir abrazos y comida, los jóvenes, sobretodo, parten a las discotecas, bares, incluso playas, a extender la fiesta hasta la madrugada.

En cuanto a comida, los panameños degustan jamón y pavo horneado acompañados de sabrosos platos típicos como el sancocho, tamales de maíz y chicha de saril (fruta tropical).

Los panameños limpian la casa con aguas y esencias especiales, colocando incienso en las esquinas y rincones de la residencia para recibir el año nuevo.

Otros reciben el año estrenando piezas de vestir, preferentemente amarillas y colocadas al revés, y paseando maletas como parte de un anhelo de viajar bastante los meses venideros.

Además, se queman muñecos rellenos de trapos y cohetecillos que simbolizan al año viejo y a personajes populares de la vida política, deportiva y social.

En Costa Rica, la Nochevieja se celebra en familia o bien en bares y discotecas.

Algunas familias degustan platillos importados como el pavo para la cena del 31, aunque el rey de las mesas es el tamal, una comida de tradición india elaborada con masa de maíz, cubierta con aliños de verduras y carne de cerdo y envuelta en hojas de plátano.

Pero una mayoría de costarricenses recibirá el Año Nuevo con festejos populares, como los del campo ferial de Zapote, al este de la capital, donde habrá corridas de toros "a la tica" (sin sacrificar al animal) conciertos, comidas, bares y juegos mecánicos.

La costumbre en Nicaragua consiste en "fiestas de despedidas del año viejo" mayormente en hoteles, restaurantes y en las playas.

Otra costumbre en Nicaragua es quemar abundante pólvora, mientras la gente canta, toma tragos y baila la canción "Faltan 5 para las 12, el año va a terminar".

En Honduras, en algunos barrios como Tegucigalpa y San Pedro Sula se quema con pólvora el año que termina, representado por una figura humana.

Lo tradicional en Honduras es comer tamales preparados con masa de maíz rellenos de carne de cerdo o pollo, garbanzos, pasas, aceitunas y otros aderezos, lo mismo que pierna de cerdo, gallina rellena o pavo al horno, cuando se puede.

En los hoteles de lujo los asistentes se disfrazan y a la medianoche brindan y se comen las tradicionales 12 uvas del año.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


elsalvador.com WWW