Viernes 30 de noviembre 2001


A punto de firmar el TLC
Panamá cada día más cerca

Hay consenso en la mayor parte de los productos negociados entre Panamá y El Salvador. La próxima semana, los viceministros de Economía acelerarán el acuerdo de libre comercio

Guadalupe Trigueros
El Diario de Hoy

Los viceministros de Economía de El Salvador y Panamá tratarán de acelerar, la próxima semana, la conclusión de las negociaciones de un Tratado de Libre Comercio (TLC) entre los dos países.

Los negociadores no lograron terminar ayer en San Salvador, por lo que la cuarta ronda de conversaciones bilaterales se elevó a un nivel superior.

El 90% del universo arancelario de las dos naciones está acordado. Panamá tiene 8,552 partidas y El Salvador 6,000. Sólo hace falta consensar el 10% restante de ambos lados, para concluir las negociaciones.

Entre lo que falta concluir se encuentran productos agrícolas en los que la parte salvadoreña pide reglas de origen regionales para elaborar productos y gozar del TLC, pero los panameños piden importar insumos para hacerlo.

Por ejemplo, para los lácteos, El Salvador solicita usar leche ordeñada y producida en la región para conceder los beneficios del TLC. Pero Panamá pide importar insumos de otros países fuera del istmo y, que se les conceda acceso al TLC a los productos terminados de esa forma.

Rigoberto Monge, negociador del sector privado salvadoreño, explicó que si Panamá continúa con su petición de flexibilizar esa regla de origen, El Salvador pedirá la exclusión de los lácteos en el TLC. La medida se aplicaría para los quesos, mantequillas y productos derivados procedentes de ambos países.

Otro caso: Claudia Umaña, directora de Política Comercial de El Salvador, comentó que para el uso de telas en las confecciones, el país propone usar la hilaza y la tela salvadoreña, mientras que Panamá pide que se importe la materia prima de otras partes del mundo.

El área de las confecciones es de gran importancia para El Salvador, por ser productor de tela. En cambio, Panamá no lo es. Por eso, los negociadores salvadoreños no pueden considerar la propuesta panameña de conceder origen a telas de otros países, aclaró Umaña.

En otros casos, como en la cadena productiva del sector avícola, El Salvador propone acceso inmediato al mercado panameño, pero Panamá sólo concede entrada libre de arancel para una parte y excluye el resto de los derivados del rubro avícola.

Táctica

Monge comentó que Panamá comenzó a usar tácticas que afectan los productos salvadoreños que ya entran a su mercado con libre comercio, mediante el Tratado de Intercambio Preferencial que ambos países suscribieron en 1970.

Panamá ha argumentado que hay productores que debe proteger, como los que hay en la cadena productiva del sector avícola. Pero El Salvador tratará de consensar una fórmula que no deje en desventaja a los artículos que actualmente no tienen aranceles, informó Monge.

Los negociadores de ambos países han armado paquetes de productos varios, para canjear beneficios entre sí. Además, se negociará con base en comercio de mercancías, contra comercio de servicios, comparó.

Umaña informó que El Salvador todavía no decide incluir en el TLC los servicios bancarios. Panamá insiste en hacerlo, por ser su fuerte.

Si la próxima semana no hay acuerdos, las negociaciones pasarán a la fase de ministros, quienes decidiráncuánto hay que ceder para firmar el protocolo que facilitará la vigencia del TLC.


[Nacional] [Negocios] [Deportes] [Editorial] [Escenarios] [El País] [Chat]
[
Obituario] [Escríbanos] [Ediciones anteriores] [Otros Sitios] [Hablemos] [VIDA] [Guanaquín] [Vértice]
[
RUZ'01] [Portada] [Planeta Alternativo]

Copyright 1995 - 2001. El Diario de Hoy
Derechos Reservados. Prohibida su reproducción total o
parcial sin autorización escrita de su titular.
www.elsalvador.com