Entre los tres primeros del mundo

Esdras Nehemías López ganó el tercer lugar en la Competencia Mundial de Microsoft Office en Word 2007 a inicios de este mes de agosto en San Diego, California. Más de 400 mil jóvenes habían participado en las competencias nacionales en todo el mundo y los mejores 79 estuvieron presentes en la final de las diferentes categorías. El joven López estudia bachillerato comercial en el Instituto Nacional de San Bartolo y ha sido miembro del Centro Supérate ADOC desde hace más de dos años. En los Centros Supérate los jóvenes participantes tienen un espacio para crecer y desarrollarse. Aprenden inglés, informática y reciben instrucción en valores en un ambiente e infraestructura de primer nivel.

Ya en el año 2007, otro joven salvadoreño, Rodolfo Hasbún, del Colegio Internacional de San Salvador, había ganado el primer lugar en estas competencias mundiales de Microsoft Office. Por primera vez El Salvador participaba y lograba un inmejorable resultado. Desde entonces se ha seguido luchando por volver a estar entre los primeros y demostrar que los jóvenes del país tienen la capacidad para triunfar en el mundo. Nehemías ha vuelto a poner el nombre de El Salvador entre los mejores del mundo. La competencia nacional fue promovida en el país por EDGE, Microsoft, FIDES, Canal 33, Radio Cool y Certiport.

Junto a otros 33 finalistas, Nehemías López participó el 11 de junio en la final nacional, obteniendo un puntaje perfecto en 6 minutos con 24 segundos. Los finalistas fueron de instituciones educativas privadas y públicas de prestigio como Centro Cultural Americano Salvadoreño, Centro Escolar "República de Guatemala" de Metapán, Centro Escolar "Rodrigo J. Leiva" de Metapán, Centro Supérate ADOC, Centro Supérate CASSA Sonsonate, Centro Supérate "Gloria de Kriete", Centro Supérate Hilasal, Colegio Bautista de San Salvador, Colegio Bautista de Santa Ana, Colegio Champagnat, Colegio Don Bosco, Colegio Dr. Allwood Paredes de Santa Rosa de Lima, Colegio García Flamenco, Colegio Internacional de San Salvador, Colegio María Auxiliadora de San Salvador, Colegio Queens, Colegio San Francisco de Asís, Complejo Educativo Caserío San Miguelito en Metapán, Escuela Cristiana Oasis Santa Ana, Escuela Cristiana Oasis San Miguel, Escuela Interamericana de Santa Ana, Liceo Getsemaní y Liceo San Miguel.

Todas estas instituciones creen en el valor que dan las certificaciones internacionales y la mayoría prepara a sus estudiantes con materiales académicos autorizados por Microsoft. Son apoyados localmente por la empresa EDGE, que representa en El Salvador las soluciones T-Box. Las certificaciones internaciones permiten validar con instrumentos independientes el aprendizaje de los estudiantes. Los cursos de certificación buscan lograr un conocimiento profundo de Office para usar un 100% de todas las facilidades de cada programa, superando el 15% que es el promedio que un usuario no certificado normalmente usa.

El país necesita promover una cultura de certificaciones y participación en pruebas nacionales e internacionales en busca de la calidad. Debemos superar los miedos institucionales y seguirle apostando a certificaciones como las de Microsoft, continuar participando en pruebas internacionales como las de Llece y PISA, y por supuesto seguir usando herramientas como la PAES y la Paesita para tener insumos de los resultados del sistema educativo nacional. El currículo debe adecuarse a estándares internacionales para poder competir con el mundo. La globalización impone nuevas demandas a los sistemas nacionales de educación y debemos enfrentarlas de frente.

Nehemías López ha demostrado que los resultados pueden ser buenos si invertimos en calidad educativa: ambientes de aprendizaje, estándares internacionales, materiales didácticos actualizados, herramientas de aprendizaje en línea y facilidades de diagnóstico que validen dichos aprendizajes. El reto para el país es grande, pero lo peor que podemos hacer es ignorarlo y heredarlo a las futuras generaciones. Aunque el sistema público decida lo contrario, las instituciones y el sector privado debemos seguir apostando a mejorar la calidad por esta vía. Urge promover el involucramiento de más instituciones privadas como ADOC, CASSA, Fundación CESSA, Fundación Kriete, Hilasal y Holcim, que invierten en la educación nacional.

*Columnista de El Diario de Hoy.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.