Hoy es día de "Corpus Christi"

Óscar Rodríguez Blanco, s, d, b.* Sábado, 5 de Junio de 2010

Hoy domingo se celebra en muchos lugares la tradicional fiesta del "Corpus Christi". En ella se tributa un culto público y solemne a la Eucaristía, misterio de fe. Por la fe aceptamos que la presencia de Cristo, en la hostia consagrada, no es un símbolo, sino una realidad.

La Eucaristía es la fuente y cumbre de la vida de la Iglesia, y también lo es de nuestra vida en Dios. Cristo dijo a sus discípulos: "Mi carne es verdadera comida, y mi sangre verdadera bebida; el que come mi carne y bebe mi sangre, en mí mora, y Yo en él" (Jn,6,56-57).

El origen de la fiesta del "Corpus Christi" lo encontramos en el año 1246 por iniciativa de Santa Juliana. Ella quedó huérfana muy pequeña y fue educada por las monjas agustinas. Al crecer optó por la vida religiosa en un convento. Desde muy joven profesaba una gran veneración al Santísimo Sacramento y añoraba que se hiciera una fiesta en su honor.

Dio a conocer su ideal a las autoridades de la Iglesia, siendo escuchada por el obispo Roberto Thorete de Liége, que al acoger su deseo, ordenó celebrar en su diócesis la fiesta del "Corpus Christi". Años más tarde, el Papa Urbano IV, publicó en 1264 la "Bula Transiturus", ordenando que la fiesta del "Corpus Christi" se celebrara el día jueves, después de la fiesta de la Santísima Trinidad.

En nuestros pueblos y ciudades, sin perder la esencia de la celebración litúrgica, las procesiones del "Corpus Christi" han dado lugar a una gran variedad de tradiciones populares que, en algunos casos se han convertido en auténticas catequesis eucarísticas. El folclor en las procesiones sigue llamando la atención a creyentes y no creyentes, que admiran las manifestaciones públicas de la fe y de la cultura del pueblo.

En la Catedral de México al finalizar la procesión del "Corpus", se realiza una gran variedad de representaciones teatrales alusivas al Misterio Eucarístico y los campesinos recogen lo mejor de sus cosechas y las traen al templo para ofrecerlas a Dios como gesto de gratitud.

En la Villa de los Santos en Panamá, desde los tiempos de la colonia, salen a la calle los "Diablicos" vestidos de rojo con rayas negras, cascabeles y un rabo, bailando al son de los tambores y castañuelas. El día de la procesión van delante de la custodia, haciendo piruetas para distraer a la gente que va entonando cánticos eucarísticos. Cuando el sacerdote imparte la bendición con la custodia emprenden la fuga al sentirse derrotados ante la Eucaristía.

En Toledo, España, la fiesta del "Corpus" es de las más importantes de la ciudad por la procesión que se realiza en torno a la custodia, que es una pieza única de orfebrería que atrae el turismo internacional.

Muy aparte de tradiciones y costumbres en muchas ciudades y pueblos, el "Corpus" es una fiesta de fe. La Eucaristía es uno de los siete sacramentos que tiene la Iglesia en la que el pan y el vino se convierten en el cuerpo y la sangre de Cristo, alimento del alma. Cristo dijo: "El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna y yo lo resucitaré el último día".

El que comulga se siente otro, al igual que San Pablo que decía: " Vivo yo, pero ya no soy yo, sino Cristo quien vive en mí". La Eucaristía une a los cristianos entre sí, alimenta el alma y aumenta la vida de gracia y la unión con Dios.

*Sacerdote salesiano.

EL DIARIO DE HOY NO SE HACE RESPONSABLE POR LOS COMENTARIOS DE SUS COLABORADORES