De la coyuntura de campaña

Por Eduardo Torres* Viernes, 21 de Junio de 2013

El spot de televisión "el gritón" es la pieza publicitaria que más impacto parecería haber tenido en lo que va de la actual campaña política. Sus mensajes, obviamente, no son para todo público sino que se perciben más para la reagrupación del "voto duro" de ARENA e, incluso, para reiterar a la enorme cantidad de votantes que llevaron a ese partido político a ganar cuatro veces seguidas la Presidencia de la República, que la opción tricolor permanece vigente. En otras palabras, el spot habla al votante tradicional de ARENA y le dice que en cuatro años de ataque la coalición gubernamental no logró el objetivo de acabárselos como pretendía...

Porque de que ha corrido agua bajo los puentes en estos cuatro años de gobierno de "el cambio", pues vaya que así ha sido. Hasta cosas extrañas se han visto últimamente como el logo de "buenos cambios" de la presidencia Funes, en la actualidad siendo pautado en diferentes medios de comunicación. Y digo extraño porque habiéndose colgado por segundo mes consecutivo la campaña de publicidad del FMLN con los "cambios de verdad" --como partido en el gobierno que son--, nada tiene que ver el logo publicitario de Casa Presidencial con el rojo del partido FMLN, pues los colores que prevalecen en el logo gubernamental son el naranja, el azul y el verde.

El presidente Funes tiene todo el derecho a pautar su campaña de cuatro años con el logo y los colores que quiera; lo que me parece extraño es que siga el FMLN colgado en su publicidad de campaña con una gestión gubernamental que sale muy mal evaluada en las encuestas, con dos de cada tres salvadoreños, según JBS, pidiendo cambio de rumbo en el país. Para no hacer referencia a los principales problemas de los salvadoreños, seguridad y situación económica familiar --falta de empleo, precio de la canasta básica, pobreza--, donde el grado de insatisfacción aumenta hasta el extremo de asustar. Así de grande fue la expectativa que, en su momento generó "el cambio".

Con el gradual desvanecimiento del "socialismo del Siglo XXI" --chavismo o "revolución bolivariana", como cada quien quiera llamarlo-- intuyo que es coyuntural para el FMLN quedarse colgado en su publicidad de campaña con los cuatro años de gobierno, pues por lógica cabe esperar que la crisis que se sufre en Venezuela les repercuta por acá. A siete meses de la elección presidencial lo que está claro en este momento es que ninguno de los tres candidatos tiene una propuesta clara que ofrecer al electorado y que a este momento los tres tienen posibilidad de llegar a ganar la elección, lo cual es muy difícil que se mantenga así por largo tiempo ya que la carrera inició.

Acostumbrados los salvadoreños a cantos de sirena por doquier, el punto en esta elección dejará de ser escuchar promesas de los candidatos; en su lugar estará quién o quiénes de ellos tendrá (n) la capacidad de articular buenas propuestas y de cumplirlas. Para ponerlo en otra forma, creo que ganará la elección el que presente la mejor propuesta electoral acompañado con un equipo competente y serio que genere la credibilidad necesaria para su cumplimiento. Y que la propuesta dé respuesta a las necesidades más sentidas de la gente y nos catapulte como nación hacia estadios superiores de superación y de progreso.

Por el bien de la mayoría de nosotros, ojalá sea así.

*Director Editorial

de EL DIARIO DE HOY.

EL DIARIO DE HOY NO SE HACE RESPONSABLE POR LOS COMENTARIOS DE SUS COLABORADORES