"La satisfacción más grande es la docencia"

El abogado Carlos Quintanilla Schmidt, ex vicepresidente de la República, sostiene que si bien dejará el cargo de vicerrector de la Universidad Dr. José Matías Delgado, seguirá contribuyendo desde las aulas

La mayoría de compañeros que el ex vicepresidente Carlos Quintanilla tuvo en la Universidad Dr. José Matías Delgado destacaron en el ámbito de la jurisprudencia, como políticos o funcionarios públicos. Él fue el primer graduado de la Facultad de Ciencias Jurídicas de ese centro universitario. Posteriormente estudió en Estados Unidos.FOTO EDH / Lissette Monterrosa

"Lo que más he disfrutado es la docencia universitaria, es la satisfacción más grande. En eso voy a seguir, porque dar clases ha sido un doctorado completo. Uno tiene que estudiar, prepararse, revisar exámenes, hacer investigación. Pierde el miedo a hablar y a responder, porque siempre hay alumnos inquietos que si el profesor no está preparado pueden dejarlo mal parado si no responde adecuadamente". Así define el destacado abogado Carlos Quintanilla Schmidt, ex vicepresidente de la República, parte de su vivencia en las aulas de la Facultad de Derecho de la Universidad Dr. José Matías Delgado (UJMD), institución con la que ha marchado desde que empezó a funcionar en 1978. "Sólo he estado casado con la Matías", aseguró en una reciente entrevista.

Quintanilla Schmidt, un profesional originario de San Miguel que sabe lo que quiere y se ha esforzado para cumplirlo, llegó a la Matías Delgado como estudiante de quinto año de jurisprudencia, debido a las constantes suspensiones de actividades académicas que en el marco del conflicto armado se vivían en la Universidad de El Salvador (UES).

Sus logros académicos, su espíritu emprendedor, permitieron que con el tiempo llegara a convertirse en vicerrector del centro de estudios, en fórmula con el Dr. David Escobar Galindo, actual rector.

Al connotado abogado mercantil, quien el 10 de enero renunció a su cargo para dedicarse a las actividades de su bufete Guandique Segovia Quintanilla, le resulta lejana la idea de no enseñar, como lo hace desde julio de 1984 cuando recién había regresado de Washington, Estados Unidos, donde estudió una Maestría en Banca de Desarrollo.

Para Quintanilla Schmidt, quien sólo se mantuvo lejos de las aulas en el período 1999-2004 cuando fungió como vicepresidente de la República junto al ex presidente Francisco Flores, manifestó que a su juicio "la docencia ha sido el medio más importante de ayudarle al país, para formar a nuevos profesionales, haciéndolos más responsables, tratando de que ellos sean mejores de lo que uno puede ser como profesional".

Su pasión por esta actividad le ayudó a sortear aquellos momentos difíciles del conflicto cuando las explosiones que se daban cerca de la UJMD provocaban cortes de luz y él como joven vicedecano de la Facultad de Ciencias Jurídicas se veía en la obligación de salir corriendo a encender uno de los motores pequeños que tenían y que habían sido programados para restablecer el fluido a fin de que los alumnos no perdieran las clases.

Bien recuerda sus esfuerzos para lograr que los profesores no se marcharan, debido al temor de ser víctimas de un atentado, como le ocurrió al Dr. Roberto García Alvarado, ex fiscal de la República a quien le pusieron una bomba.

El abogado en su rol de funcionario académico ha logrado hacer realidad varios proyectos. Unos, cuando fue vicedecano de la Facultad de Derecho de ese centro, luego decano y vicerrector. Entre ellos están consolidar la mencionada facultad, considerada la primera de este tipo en instituciones de educación superior privada.

La creación del Consejo de Decanos de Derecho de las universidades también fue un logro. Eso fue en momentos que esa carrera había proliferado en muchas universidades y la calidad de formación que recibían los muchachos se había deteriorado. "El Consejo fue positivo, porque en aras de mejorar la calidad académica, rompimos esa visión de yo soy y a los demás ni me les acerco", precisó.

En este esfuerzo contaron con el apoyo de la AID y dieron paso a la creación de tres manuales: de Derecho Penal, de Derecho Tributario y de Derecho Constitucional, que sirvieron como textos base para la enseñanza de esas materias.

Su contribución en el seno de la Universidad es la creación de la Facultad de Ciencias de la Salud, con la carrera de Medicina. Esto se hizo en conjunto con el Dr. Escobar Galindo y el Dr. José Nicolás Astacio, hoy decano. A ese esfuerzo sucedieron otros: la apertura de la carrera de Diseño, la participación en la Comisión de Acreditación que esa institución creó en su interior de cara a coordinarse para lograr la acreditación de calidad por parte de Educación.

No obstante, Quintanilla Schmidt considera que "el muñeco más lindo" en cuya creación participó es el Doctorado en Derecho. "Vamos a tener ya los primeros doctores en Derecho graduados de la universidad, porque los títulos de doctor de las primeras promociones fueron extendidos por la Universidad Autónoma de Barcelona", comentó.

Su experiencia en la formación universitaria, así como la participación tenida en otros entes de sector social: como Fusades, Fundemas, Fepade, le han permitido tener una visión muy crítica sobre los retos que tienen las nuevas generaciones de abogados y los centros de enseñanza superior del país.

Considera que el abogado de hoy en día sólo se limita a ver qué es lo que dice el Código Penal... pero no investiga para crear una ciencia jurídica, interpretar adecuadamente pese a que es una ciencia vasta para crear derecho.

En este déficit no se quedan atrás las universidades. A su criterio el gran reto que tienen estas instituciones es promover la investigación. También considera necesario dignificar al docente universitario. "Pareciera que ser catedrático o docente universitario es una actividad de segunda categoría. Muchas veces se cree que la persona que da clases lo hace porque no encontró otro trabajo en el sector privado, dependiendo de su carrera. "Creo que la docencia universitaria es un apostolado", concluyó.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.