Bajarán precios de productos básicos

» Se prevé que los precios de la canasta básica tiendan a bajar, debido a que la empresa privada renovará inventarios

Los precios de los granos básicos difieren del internacional, según el MAG, porque en su mayoría es producción nacional. FOTO EDH / ARCHIVO

A partir de las próximas semanas los precios de la mayoría de bienes alimenticios como el pan, las tortillas, el arroz, los frijoles, los huevos, la leche, el aceite y otros productos de la canasta básica comenzarán bajar, informó ayer el ministro de Economía, Ricardo Esmahán.

El funcionario destacó que las bajadas de precios se deben a que las empresas han comenzado a deshacerse de los inventarios caros que adquirieron el año pasado, ante la escasez de granos básicos como: el trigo, el maíz y la soja, que ocurrió el primer semestre de 2008. "Las empresas tuvieron que aprovisionarse de inventarios caros para no desabastecer el país", dijo el ministro.

Comentó que fue una situación eminentemente empresarial la que no permitió bajar precios en los últimos meses del año pasado y los primeros de 2009, a pesar de que el petróleo ya había comenzado a bajar. "Pero poco a poco se va teniendo la posibilidad de dar noticias como la de ahora en base a un diálogo, números y análisis técnicos con los que hacen el negocio, es decir, con las empresas", dijo.

El ministro formuló un llamado a todos los integrantes de las cadenas productivas para que trasladen dichas rebajas a los consumidores finales, ya sea vía precios o agrandando el tamaño de los productos, como en el caso del pan.

Asimismo, recalcó que las bajas serán positivas para los sectores productivos que, por la crisis financiera, han sido afectados con la restricción de créditos, situación que se ha agravado por el impacto del proceso electoral y la desaceleración de las remesas familiares. "Hoy el precio del petróleo ha vuelto a los precios de 2004, por lo cual podemos prever un ahorro sustancial en nuestro sector real, en la importación de commodities, como combustibles, trigo y soja, cuyo ahorro puede venir a compensar los impactos que vamos a tener vía remesa familiares, exportaciones y sector financiero", destacó.

Otros esfuerzos

El año pasado El Salvador, y el mundo entero, comenzaron a sufrir el impacto del aumento de los precios del petróleo en los alimentos, por lo cual el país decidió crear una Comisión Multidisciplinaria, que entre otras tareas se propuso realizar un pacto con la empresa privada para lograr precios más eficientes.

Como parte de ese trabajo, en febrero pasado el Minec y la Defensoría del Consumidor (DC) sostuvieron una reunión con la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) para presentar un sondeo de precios de productos básicos, realizado en los supermercados de Centroamérica, el cual revelaba que el país mantenía algunos productos más caros que en la región.

En esa ocasión, la ANEP informó que realizaría un proceso de revisión de aspectos regionales, como diferencias de costo de salarios y transacciones comerciales, entre otros. En una segunda etapa, las instituciones gubernamentales se reunirán con aquellos sectores productivos en donde persistan alzas en el precio de los productos.

Yesenia Salas, directora de verificación y vigilancia de la Defensoría del Consumidor, destacó el trabajo interinstitucional en aras de la reducción de precios, utilizando todas las herramientas legales que se tienen disponibles.

La Superintendencia de Competencia (SC), por ejemplo, realiza estudios de productos específicos, que según los sondeos regionales aparecían como los más caros, entre éstos: azúcar, arroz, pollo, harina de trigo y leche.

La Defensoría sostiene que gracias a ese esfuerzo, en enero de 2009, se comenzaron a registrar bajas en el costo de algunos granos básicos, como: frijoles y maíz, que son los más importantes en la canasta básica nacional.

Los frijoles rojos de seda y tintos, por ejemplo, mostraron una reducción de un 30 por ciento; mientras que el maíz descendió un 45 por ciento, con relación a los precios más altos de 2008.

Sin embargo, según el sondeo, otros productos no tuvieron bajas significativas. En la evaluación de enero de 2009, la leche, sólo había bajado 1.3 por ciento; mientras que el pollo se mantenía a $1.48 la libra, el mismo precio de septiembre de 2008. La libra de arroz también reportó una leve reducción de $0.67 ctvs., a finales del año pasado, a $0.63 ctvs. en enero de 2009; asimismo, la libra de azúcar se mantiene a $0.36 ctvs. desde septiembre pasado a la fecha.

La experta de la Defensoría considera que estos son productos en los que se debe profundizar en las estructuras de mercado para analizar los factores que están obstaculizando las bajas.

Raúl Melara, director ejecutivo de la ANEP, aseguró que si bien aún hay precios altos, en un corto y mediano plazo la situación se irá revirtiendo, porque se está revisando estructuras de costos. "Los empresarios son los más interesados en que los productos bajen para que las personas los consuman más", afirmó.