Consejo Superior de Salud le cuenta las costillas al Testitón

En El Salvador hay 68 registros sanitarios de medicamentos con Sildenafil que se venden sin restricción alguna. Pero la lupa del CSSP se ha posado sobre uno en especial: Testitón.

El caso de este medicamento fue mencionado por el presidente del CSSP, Rosalío Escobar Castaneda, la semana pasada cuando explicó porqué es necesario que el consejo autorice la publicidad de los medicamentos. En esa ocasión, también aseveró que, aunque el consejo autorizó el anuncio más reciente de Testitón, considera que no debió haberse autorizado tal y como fue difundido por la televisión. ¿La razón? Según Escobar Castaneda, porque no indica que debe venderse con receta médica.

Las palabras del presidente del CSSP levantaron polvo y motivaron a un ejecutivo de Laboratorios López a solicitarle una audiencia para aclarar la situación.

Lo que no dijo el presidente del CSSP es que otra instancia del Estado también tenía en la mira la publicidad de Testitón. Se trata del Ministerio de Gobernación. Dicho ente público interpuso una demanda ante el Consejo Nacional de la Publicidad (CNP) contra dicho anuncio pues, según Gobernación, "atenta contra la decencia" y "contra la dignidad de la mujer".

El tribunal del CNP examinó los argumentos de la parte demandante y escuchó a los representes de la empresa demandada. Laboratorios López presentó los documentos emitidos por el CSSP que le autorizan a emitir el anuncio en cuestión por los medios de comunicación para los que fue diseñado. Además, argumentaron porqué consideraban que el anunció "no atenta contra la dignidad de la mujer, ni contra la decencia". El fallo del CNP fue a favor de Laboratorios López.

En el CSSP dicen no haber sido informados por Gobernación sobre esta demanda. Tampoco reconocen haber sido cuestionados por haber autorizado la emisión del criticado anuncio.

Para Rosalío Escobar Castaneda, el tema de Testitón va más allá de si la publicidad atenta o no contra la dignidad de la mujer. Considera que es necesario indicar en los anuncios que el medicamentos se vende con receta médica. Esto es así desde que, en 2003, Laboratorios López obtuvo una nueva licencia para Testitón, bajo la denominación "Testoforte tabletas", en la que en vez de tener hormonas naturales y vitaminas como componentes activos, pasó a tener el Sildenafil como único componente activo.

Antes de esa nueva licencia, Testitón estaba indicado para "uso geriátrico como tónico en las manifestaciones seniles de desgaste y disfunciones glandulares prematuras en los varones". A partir de 2003, Testoforte tabletas pasó a tener como indicación terapéutica: "Tratamiento de la disfunción eréctil". Esta no es la primera vez que Testitón es visto con recelo por las autoridades. Algo extraño si se toma en cuenta que en el mercado hay otras 67 medicinas que tienen el Sildenafil como componente activo. Pero el gallo, de su logotipo original, no deja de cantar ni de vender.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.