resumen noticias
Además en

Afiliación de domésticas genera déficit al Seguro

» Cada nueva cotización le costará al ISSS $24.44, pero las domésticas solo aportarán $21.80, el resto se asumirá con el pago del sector formal y con el plan de ahorro

Yamileth Cáceres Jueves, 1 de Julio de 2010

Las cuentas para poder incorporar a las empleadas domésticas no le cuadran a las autoridades del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS). De acuerdo con un informe interno de la autónoma, al cual tuvo acceso este periódico, la afiliación de este sector le significará un déficit, el cual tendrá que ser cubierto por el resto de trabajadores y con ahorros que surgirán de medidas de austeridad.

El primer planteamiento que se hizo fue sobre la base de un ingreso real medio de $118 en el que el patrono y el trabajador cotizaría el 10.5 por ciento; en este panorama el aporte por persona serían, en promedio, $11.90 que significa el 48.7 por ciento del costo por trabajador, lo que representaría una déficit anual de $4.11 millones, según el documento.

"Por lo que incorporar a los trabajadores domésticos en condiciones normales representa para el ISSS una pérdida de aproximadamente $12.54 mensuales por cada trabajador", advierte el documento.

Debido a esta situación, se aprobó la incorporación de las domésticas con el salario de $207.60, sobre esta base las pérdidas se reducirán a $2.64 por afiliada al mes, el Seguro dejará de percibir al año $173 mil que tendrá que cubrirse con otras medidas.

Los empleados tendrán que cotizar $7.27 y el patrono $14.53, es decir, que por cada nuevo afiliado la institución recibirá $21.80, pero la atención de cada nuevo afiliado le costará $24.44.

No obstante, el mismo informe establece que el 93 por ciento de este grupo recibe un sueldo menor o igual a $200; el 3.6 por ciento, entre $201 a $250; más de eso el 2.5 por ciento. El ISSS planea iniciar la afiliación del sector doméstico a finales de julio. La meta es incorporar a 27,338 trabajadores y más de 10 mil beneficiarios entre 2010 y 2014. Serán 5,468 al año. Las finanzas de la institución por la pérdida de 38,637 derechohabientes, entre julio de 2008 y diciembre de 2009, que significó $30 millones menos, podrían deteriorase con estas afiliaciones.

Óscar Kattán, director del Seguro Social, expresó que "el principio de solidaridad bajo la cual fue creada la institución nos da la pauta no para hablar de un déficit sino de una compensación con los ahorros institucionales, con las compras conjuntas, con la reorientación de los costos".

El informe detalla que la brecha de $173 mil anuales será cubierta por el resto de asegurados y con medidas específicas para la contención del gasto.

Kattán expresó que este plan no complica la situación financiera. "¿Qué son dos dólares?, si se incorporan cinco mil domésticas (al año), serán diez mil dólares. Creo que hemos demostrado, sólo en cifras comprobables, con acciones que se están haciendo de austeridad, que estamos ahorrando $629 mil".

Kattán declaró, hace un par de semanas, que aún no tienen fecha para comenzar a prestar la atención a las domésticas porque han tenido algunos contratiempos, pero este mes se iniciará la afiliación. De hecho, hoy está pautado el anuncio del proceso de inscripción de esta población, por parte de los titulares de los ministerios de Trabajo, Hacienda y del ISSS.

Representantes de la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) han mostrado su preocupación por los planes del ISSS, consideran que esto incrementará más las deficiencias en la atención.

En 2008 la ANEP rechazó el proyecto para afiliar al sector informal, debido a la serie de carencias que se tenían como desabastecimiento y tiempos de espera prolongados para cirugías y consultas.

A finales de julio de 2008, se anunció el Régimen Especial de Salud del Seguro Social para Trabajadores Autónomos, con ello se esperaba incorporara anualmente a 32 mil durante cinco años.

Con ello pretendían generar más ingresos y salir a flote por el déficit crónico que se arrastraba desde 2004. Un estudio que hizo la ANEP detalló, entonces, que los costos de los servicios serían mayores a los ingresos que generarían, algo similar a lo que ocurre con el proyecto de la nueva administración.

En esa época se establecieron cuatro tipos de planes a los cuales el trabajador independiente podía optar, estos iban desde los $22 hasta los $40.

A principio de año, Kattán aseguró que el plan impulsado por la anterior administración tendría que esperar hasta que se superaran las deficiencias, porque en ese momento (hace poco más de dos meses) la institución no tenía capacidad para atender a ese grupo. Ana Orellana Bendek, secretaria general del Sindicato de Médicos del Seguro Social (Simetrisss), opinó: "¿Cómo el ISSS se va a ir adaptando a la nueva cantidad de usuarios?, no solo son ellas (domésticas)... ¿va a ser recargando más a los que ya estamos adentro o habrá más contratación de personal?, Si no se hace, lo que vamos a ver será más gente quejándose".

Un paciente del Seguro tiene que esperar en ocasiones meses para ser atendido por un especialista.