resumen noticias
Además en

"Pandillas cometen el 90% de delitos"

Óscar Iraheta Viernes, 5 de Noviembre de 2010

El ministro de Defensa, David Munguía Payés, reiteró ayer que según los registros, el 90 por ciento de los homicidios y otros delitos son cometidos por las pandillas que delinquen en el país.

Las declaraciones contradicen a las que realizó Mauro Cerbino, quien dijo la semana anterior en Quito, Ecuador, que las maras que operan en Honduras, Guatemala y El Salvador, son responsables de cometer "un 5 ó 6%" de los actos de violencia y no del 50% que les atribuyen las autoridades policiales.

A juicio de Cerbino, las cifras relativas a las pandillas divulgadas por la policía "no son científicas", ya que argumenta que los agentes "no tienen instrumentos idóneos" para saber "cuántas organizaciones y miembros" tienen esos grupos. "Los datos son exagerados y abusados", enfatizó el doctor en Antropología Urbana de nacionalidad española.

Meses atrás el cura de origen español Antonio Rodríguez expresó durante un amenaza que habían realizado supuestos mareros en todo el país, "que los mareros "son víctimas y son excluidos" y para una ex jueza y funcionaria del gobierno de Funes los pandilleros son "jóvenes faltos de cariño".

Según la Policía Nacional Civil, los hechos más sangrientos, como la quema de un microbús con sus 32 pasajeros adentro y un gran número de masacres, son cometidas por pandilleros.

Según las estadísticas, en este año la Fuerza Armada ha detenido dos mil 844 sujetos debidamente identificados como miembros de las maras y 497 delincuentes comunes. Las detenciones se han realizado en las 19 zonas de siete departamentos donde brindan apoyo a la Policía en las tareas de seguridad.

"Definitivamente, según nuestras estadísticas y en las zonas que estamos operando el 90 por ciento de los homicidios y un poco más en las extorsiones están siendo cometidas por los pandilleros", dijo Munguía Payés.

El ministro reiteró esas estadísticas al resto del gabinete de Seguridad del gobierno y a periodistas durante una reunión el jueves pasado en un hotel capitalino.

El funcionario detalló que el negocio rentable para las pandillas es la venta de droga y las extorsiones.

Las declaraciones de Munguía Payés las realizó ayer durante a graduación de 48 nuevos oficiales y profesionales militares.

Desde junio pasado la Fuerza Armada mantiene el control de los registros en siete cárceles donde están resguardados delincuentes de ambas pandillas.

Después de un año de haber intensificado las labores de seguridad en apoyo a la Policía y Centros Penales, el ministro calificó el trabajo de la Fuerza Armada como necesario e importante.

"Poco a poco le hemos cerrado la comunicación a las pandillas desde adentro de las cárceles. Sabemos que la mayoría de órdenes de asesinatos y extorsiones provienen desde adentro de las cárceles", indicó el jefe castrense.