resumen noticias
Además en

Abogados: libertad de expresión es el pilar de la democracia

» Destacan que la vía civil es una alternativa para resolver conflictos contra el honor

El Diario de Hoy Martes, 21 de Septiembre de 2010

La libertad de expresión es el pilar de la democracia que hay que aprender a gozarla, sufrirla y defenderla, y una de las libertades más preciadas por el ciudadano.

Esas fueron parte de las conclusiones de cuatro abogados participantes de un debate sobre la libertad de expresión en el país, organizado por la Federación de Asociaciones de Abogados de El Salvador (Fedaes).

Para el ex magistrado de la Sala de lo Constitucional, Mauricio Clará, los principios de la libertad de expresión están contemplados en la Constitución firmada en 1824, donde se establece como derecho de los ciudadanos el censurar a los funcionarios.

Considera que si sus sucesores declaran inconstitucional el artículo 191 del Código Penal, esta libertad tendría un grave impacto, porque de ella nacen todos los derechos fundamentales.

La directora del Departamento de Estudios Legales de la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades), Claudia Umaña, afirmó que la libertad de expresión es el derecho fundamental más preciado por el ciudadano.

Agregó que la tendencia del derecho anglosajón en adoptar la vía civil para resolver los casos en los que un periodista ha traspasado los límites de su profesión es la opción preferente en lugar de la penalización con prisión, para evitar la autocensura.

"La pena de prisión por la crítica pública es desproporcionada con relación al delito que se comete. La vía civil es más adecuada. Confiamos en el buen criterio de interpretación de la Sala de lo Constitucional (en el análisis del artículo 191)", dijo.

Asimismo, resaltó que las penas de privación de libertad por asuntos de libertad de pensamiento y expresión son propios de regímenes autoritarios.

Destacó que es una manera de frenar flujo de información y de la libertad.

Señaló que es necesario que el país cuente con una ley de acceso a la información, que es la herramienta para que un ciudadano pueda hacerse una opinión y se pueda lograr una rendición de cuentas y darle un seguimiento a las actividades de interés público.

Umaña destaca la importancia de la creación de un Código de Ética periodística para asegurarse de que no habrá impunidad.

El magistrado de la Cámara Primera de lo Penal, Carlos Sánchez, asevera que al informar o emitir una opinión se pide al menos un poco de veracidad, lo cual no debe confundirse con la verdad.

Asevera que lo único que se pide a todo el que haga uso de este derecho es que no humille al otro.

El magistrado Sánchez concuerda con Umaña de que si una persona se siente afectada por una opinión o crítica puede acudir a un juzgado de lo civil para exponer su denuncia.

El último ponente en la actividad fue el magistrado de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, Ulices del Dios Guzmán, aseveró que el limitar o cercenar la libertad de expresión en el fondo equivale debilitar el régimen democrático y de libertades de un país.

Agregó que el artículo 191 del Código Penal actualmente está garantizando la democracia y que penalizar la crítica implicaría una censura para la persona que emita una opinión o para el periodista en el ejercicio de su trabajo.

El presidente de la Fedaes, Luis Martínez, recalcó que el objetivo de este debate es construir y fortalecer la democracia. Recalcó su apoyo para que el artículo 191 no sea declarado inconstitucional.

"Ha costado mucho sacrificio fortalecer la democracia con base a la libertad de expresión", afirmó el abogado.