Subirán a $300 el sueldo mínimo de los burócratas

» La otra cara de esta propuesta es que dejarían de estar exentos del pago de la renta

Los empleados estatales verían incrementado su sueldo a partir de 2011 si así lo decreta la Asamblea Legislativa. FOTO EDH / ARCHIVO

En momentos en que el Gobierno dice tener sus finanzas apretadas, el ministro de Hacienda, Carlos Cáceres, anunció ayer un incremento del salario mínimo para los burócratas.

A partir del 1 de enero de 2011 los empleados públicos que hoy ganan aproximadamente $208 mensuales pasarían a ganar un sueldo de $300 por jornada completa. Los que devenguen de $300 a $600 se les incrementaría el 10% de su sueldo y los que ganen de $600 hasta $1,000 tendrían un incremento del 6%. Aquellos que ganen más de mil dólares, obtendrían un ingreso extra del 3%. En total serían unos 25 mil burócratas los beneficiados.

Además, se incrementaría a $208 la cuota mínima para los pensionados. Actualmente, según Cáceres, la cuota es de $143, una cantidad insuficiente para las necesidades que enfrenta un adulto mayor.

La revalorización beneficiaría a unos 49 mil pensionados tanto del sistema de ahorro privado como el viejo sistema de ahorro público.

Aunque la propuesta ya tiene el consentimiento del Presidente Mauricio Funes, ésta deberá pasar obligatoriamente por la Asamblea Legislativa, pues habrá que incluirlo en el presupuesto de gastos que el Estado hará para 2011.

El aumento de salario a los empleados públicos le costaría al Estado un desembolso de $15.2 millones mientras que el de pensiones sería de $34.6 millones.

El dinero para los salarios saldría de $115 millones que se ahorraron en concepto de intereses luego que el Estado pasara toda la deuda pública a dólares.

El dinero también saldría de la racionalización en diferentes carteras de Estado así como de unos $50 millones que esperan obtener cuando se implemente el nuevo sistema de focalización del gas propano. Por ahora incierto.

El monto requerido para pagar las pensiones saldría de un fideicomiso aprobado en 2001 para este rubro. "El Estado sólo pagaría los intereses de este fideicomiso", dijo Cáceres.

Lo que ya está garantizado en el presupuesto del próximo año es el escalafón a todos los empleados de salud, educación y otras dependencias con este beneficio gradual.

Eso sí, "no habrá bonos", aseguró Cáceres. "No se van a considerar bonos en diciembre a nadie. Lo que estamos considerando es una solución más de largo plazo", sostuvo el funcionario.

Franzi Hasbún, secretario de asuntos estratégicos de la Presidencia, dijo que este incremento "es un esfuerzo dentro de nuestras carencias".

Un aumento salarial para la empresa privada se está discutiendo en el Consejo Económico y Social (CES) que incluye a las empresas, trabajadores y el Gobierno, según dijo Hasbún.

Pagarían renta

La mala noticia es que aquellos a quienes se les aumente su sueldo a $300 y que ahora están exentos del pago de la renta tendrían que pagar tributos al Estado, de acuerdo a otra propuesta que actualmente está en discusión, pero que pronto sería enviada a la Asamblea Legislativa, según afirmó Cáceres hace varias semanas.

Una nueva tabla de retención presentada por el ministro Cáceres en agosto pasado y publicada por este periódico ese mismo mes detalla que se bajaría el piso de cobro de renta a un sueldo de $209, lo que significaría que quien gane más de esta cantidad, tendrá que pagar impuestos.

La propuesta también contempla que ya no se devolverá el excedente de renta pues, según Cáceres, "se descontaría lo debido".

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.