Nuevo mapa satelital ubicará áreas de riesgo

» Imágenes serán dotadas por una empresa mexicana contratada por la OPAMSS

áreas verdes o depredadas de la capital podrán ser ubicadas por medio de las imágenes satelitales que pronto obtendrá la OPAMSS.FOTO EDH / rene rodriguez

Identificar las zonas de riesgo, terrenos proclives a movimientos de laderas, de concentraciones de población, o establecer hacia donde se van expandiendo las nuevas urbanizaciones será más fácil dentro de poco, con la adquisición de un nuevo mapa satelital de todo el departamento de San Salvador.

Para facilitar las labores de reordenamiento territorial y urbano, la Oficina de Planificación del Área Metropolitana de San Salvador (OPAMSS) contará en los próximos días con nuevas imágenes satelitales.

Esta es una composición de las tomas que en los años 2007 y 2008 realizó la empresa mexicana MAPA, ganadora de la licitación, en territorio capitalino y que mantiene en sus archivos.

Cubren 813 kilómetros cuadrados de una parte del territorio y abarcan 14 municipios que integran San Salvador.

Según explicó Cecilia Ávila, jefa de la Unidad de Adquisiciones y Contrataciones (UACI) de la OPAMSS, la compañía mexicana ya hizo la primera entrega del trabajo para su evaluación.

"Para recibir un producto de calidad es necesario que cumpla con los requerimientos solicitados, por eso, antes de darlo por aceptado debemos revisarlo. Las imágenes ya fueron devueltas con sus observaciones", indicó Ávila.

Por su parte, Yonny Marroquín, jefe de la unidad de Planificación, aseguró que con esta nueva herramienta, el trabajo será de mejor calidad y rapidez.

"Las imágenes que existían no brindaban una resolución, como la imagen del mapa que va a comprar la OPAMSS, ésta es de 60 centímetros, lo que da una mejor resolución", expresó el arquitecto.

Lo novedoso de la nueva adquisición es que está compuesta por cuatro bandas de diferentes colores: rojo, verde, azul y la infrarroja, que por medio de una computadora permitirán realizar diferentes tonalidades para tener un mejor detalle del objetivo deseado.

"Estas bandas se combinan para visualizar ríos, zonas urbanas, agrícolas, poder actualizar los usos del suelo del AMSS, y para identificar zonas de riesgo, de cara a futuras construcciones, y aquellas que se encuentran en los ríos y quebradas", explicó el profesional.

A manera de ejemplo, explicó que la banda infrarroja servirá para desarrollar otro tipo de mapas: geológicos (composición del terreno) y geomorfológicos (relieve del terreno).

Con este mapa la institución también podrá visualizar y actualizar, por medio de una mancha de color, el crecimiento urbano que ha experimentado San Salvador desde el año 2002 (últimos registros) hasta la fecha.

Antes, la OPAMSS trabajaba con ortofotos, que son tomas planas, con la desventaja que no cuentan con bandas que permitan combinar colores para ubicar las áreas deseadas.