resumen noticias

Juez de EE.UU. rechaza retirar video antislámico de YouTube

Una actriz, que dijo haber sido engañada para participar en la película, perdió otra batalla legal para retirar el video

Reuters Domingo, 2 de Diciembre de 2012

Una actriz, que dijo haber sido engañada para participar en una película antimusulmana que desató una ola de protestas violentas contra Estados Unidos por todo el mundo islámico, perdió este viernes su segunda batalla legal para obligar a que el video sea retirado de YouTube.

Un juez federal no consideró por válidas las reclamaciones de la actriz Cindy Lee García sobre la violación de sus derechos de autor, rechazando su petición de una orden judicial que obligase a la popular página web a retirar el video de 13 minutos.

El abogado de García, Cris Armenta, dijo que planeaba apelar la decisión.

La demanda se interpuso en septiembre contra YouTube y su empresa propietaria, Google, junto a los Cristianos Coptos Egipcio-Estadounidenses, que estuvieron tras la producción de la película.

Una petición anterior de García para que se produjera una orden de retiro del video a YouTube fue rechazada por un tribunal de Los Ángeles.

El caso de García fue el primer litigio civil conocido contra el video, catalogado como un trailer de película, que describe al profeta Mahoma como un idiota y un desviado sexual. El video desató un torrente de antiamericanismo en Egipto, Libia y otros países musulmanes.

El estallido de la violencia coincidió con un ataque a las instalaciones diplomáticas de Estados Unidos en Bengasi en septiembre en el que murieron cuatro estadounidense, entre ellos su embajador en Libia.

Para muchos musulmanes, cualquier representación del profeta es considerada blasfema.

Google ha rechazado retirar el video de YouTube, a pesar de la presión de la Casa Blanca, aunque la empresa bloqueó el trailer en Egipto, Libia y otros países musulmanes.

García acusó al cineasta de presunto fraude, difamación y de prácticas comerciales desleales.

Pero su demanda federal también incluye una reclamación de ''copyright'' por su actuación en el video, titulado "La inocencia de los musulmanes", y acusa a Google de violar sus derechos de autor al distribuir el material sin su aprobación a través de YouTube.

Pero en el fallo de tres páginas, el juez cuestionó la validez de tal afirmación. Sostuvo que aunque pudiera demostrar un legítimo interés de sus derechos de autor en su actuación en la película, ella renunció a sus derechos de manera efectiva ante los productores.