Habilitan planta de biogás en el oriente del país

b Es el primer sistema de este tipo en la zona oriental

Aguas residuales que serán combinadas para producir biogás. foto edh / jenny ventura

SAN MIGUEL. Como una alternativa para contribuir al cuidado del medio ambiente, desde ayer se cuenta con la primera planta de generación de biogás en la zona oriental, esta funcionará a partir de la combinación de aguas residuales producidas por dos unidades de producción de Grupo Campestre en San Miguel.

El sistema de generación de biogás consiste en que, en una pila con una capacidad de tres mil 400 metros cúbicos, al que llaman biodigestor, reciclarán aguas residuales que salen de la matanza de pollos de la granja Avícola Campestre, las excretas de bovinos y sueros lácteos de Agropecuaria la Laguna, que también es parte del mismo grupo.

El biogás se empieza a producir luego de 20 o 30 días de ser almacenado en el biodigestor, este después es llevado hacia las calderas para la producción de vapor necesario en los procesos de escaldado de pollos en el rastro.

Lo que se busca con la planta de tratamiento de generación de biogás, es sustituir el combustible que hasta ayer usaban, por uno más natural para evitar el deterioro del medio ambiente.

"El proceso dentro del biodigestor una vez mezcladas las aguas residuales, es anaeróbico, luego de eso se crea el biogás", aseguró Ronald Cruz, director agroindustrial de Grupo Campestre.

Cruz argumentó que, a diario se recolectan mil 400 libras de excretas de ganado y aproximadamente 200 metros cúbicos de aguas de la matanza de pollos.

La inversión total del proyecto fue de 350 mil dólares y su construcción duró dos años.

Sin embargo Cruz aseguró que la inversión inicial fue de 170 mil dólares, pero que debido a una tormenta tropical, les generó atrasos en la construcción.

El biodigestor es uno de los más grandes a nivel de Centroamérica según Cruz, sin embargo no tenía a detalle de cuanto es lo que mide este, lo que si detalló fue que este fue construido en un lapso de dos años.

El proyecto además del biodigestor está compuesto por tres sistemas de bombeo, un filtro para eliminar gas sulfhídrico, uno de los gases tóxicos e inflamables luego de la descomposición orgánica de las aguas residuales.

Sergio Romero, director general de Grupo Campestre, aseguró que la iniciativa de tener una planta de biogás surgió a raíz de aprovechar y tratar las aguas residuales de las dos unidades de producción porque sabían que es un daño al ecosistema.

El sistema también fue una colaboración en un 22 por ciento de Alianza en Energía y Ambiente con Centroamérica (AEA). Con el proyecto también pretenden beneficiar a 230 familias cercanas.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.