Inundaciones no afectarán comercio en la Megaplaza

Las fuertes lluvias generaron que una de las canaletas se quebrara

El problema ocurrió en el edificio A. La empresa que hizo la obra reparará el daño y verificará que la situación no se repita en ninguno de los edificios. Foto EDH / Cortesía Henry Conrado

SONSONATE. Pese a las inundaciones registradas el pasado miércoles al interior del pabellón A de la Megaplaza, la alcaldía municipal de Sonsonate aseguró que la entrada del invierno no representará riesgo alguno para los vendedores.

Este ha sido el primer percance que se registra en la Megaplaza desde que fue inaugurada el pasado 12 de enero.

Tanto autoridades municipales como representantes de la empresa constructora, concuerdan en que los daños causados por los fuertes vientos en la infraestructura y la excesiva cantidad de basura en el drenaje de aguas lluvias, fueron las causas que originaron el problema.

Según testigos, la fuerte tormenta que cayó en horas del mediodía provocó que una de las canaletas se quebrará debido a la presión del agua, originando que buena parte del pabellón quedara desprotegido.

"El canal no soportó la presión del agua y se destrabó. Además, el drenaje no sirvió porque las alcantarillas se taparon y por eso fue que se inundó casi todo el pabellón", explicó una de las vendedoras, Yanira Martínez.

Por su parte, el alcalde municipal Roberto Aquino, explicó que la situación hubiese podido ser menos complicada si la cultura de las personas no fuera tan desordenada.

"Esto se da por dos situaciones: el daño generado por los fuertes vientos que azotaron Sonsonate los meses anteriores y la acumulación de basura en el sistema del drenaje de aguas lluvias que han generado los mismos vendedores. Si nuestra cultura fuera distinta esto quizá no se hubiera dado de esta manera", manifestó Aquino.

Pasada la situación, el alcalde aseguró que personal de la empresa constructora se encuentra trabajando desde ayer en la reparación de los daños dejados por la tormenta, así como la reparación en otros pabellones con el fin de prevenir percances similares en un futuro.

"Alrededor de 25 hombres ya están trabajando en la reparación de los daños. Hasta el momento se nos han reportado pérdidas mínimas solo en tres puestos de ropa. Afortunadamente, la situación no fue de gravedad", expresó el alcalde.

En contraste con las declaraciones del edil, varios vendedores aseguraron que las pérdidas en la Megaplaza son de magnitudes considerables.

"En este pabellón (A), se vende más que todo ropa y esta se nos mojó toda. Creemos que esto ya no tiene el mismo valor para venderlo como un producto completamente nuevo. Además, aquí también se venden piñatas y discos compactos que también se mojaron y perdieron su valor y ya no se pueden vender", señaló una de las comerciantes afectadas.

Luego de realizar las inspecciones respectivas a toda la infraestructura de la Megaplaza, la alcaldía municipal reveló que una de las medidas inmediatas que serán implementadas para evitar futuras inundaciones será la construcción de una canaleta extra que sirva como drenaje de las aguas lluvias.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.